Actualidad

Acaban de aprobar el matrimonio homosexual en un nuevo país

"Hemos hecho historia"

Reuters

Malta se ha convertido en el 15 país en la Unión Europea y en el 25 del mundo en aprobar el matrimonio entre personas del mismo sexo. Se trata de un paso importante hacia la igualdad de derechos de la comunidad LGTBI; más teniendo en cuenta que en el estado más pequeño de la UE la religión Católica es la fe oficial, solo hace seis años que es legal el divorcio y el aborto sigue siendo ilegal.

El Parlamento maltés aprobó ayer casi por unanimidad la ley que permitirá a los homosexuales contraer matrimonio, solo con el voto en contra del parlamentario nacionalista Edwin Vassallo. El político alegó que consideraba la ley “moralmente inaceptable” y que sus principios cristianos le impedían aceptarla. Pese a este voto discordante, el resto de parlamentarios no dudó en votar a favor de aumentar los derechos de la comunidad LGTBI del país. 

Malta también es el primer país de Europa y el tercero del mundo en tener una ley que prohíbe las terapias anti-gay, una pseudociencia destinada a “curar la homosexualidad”.  

Malta se ha convertido en el 15 país en la Unión Europea y en el 25 del mundo en aprobar el matrimonio entre personas del mismo sexo.

“Es un votación histórica. Esto demuestra que nuestra democracia y nuestra sociedad alcanzaron un cierto grado de madurez y que podemos decir que somos todos iguales", declaró el Primer Ministro de Malta, Joseph Muscat, tras la aprobación de la medida. Muscat cumplía así una promesa que hizo hace un mes, cuando se comprometió a que la primera ley que aprobaría tras su reelección sería la del matrimonio igualitario.

Con la aprobación de la ley, Malta hace del matrimonio algo completamente neutro a nivel de género que permitirá a las personas lesbianas, gays, transexuales, intersexuales y de género no binario casarse libremente. Además, también podrán tener hijos sin que haya referencias a su género en los certificados de nacimiento de los bebés.

Tras conocerse el resultado de la votación, la gente salió a la calle para celebrar la buena noticia. Las calles de la capital se llenaron de banderas arcoíris, hubo fuegos artificiales y un gran cartel colocado en una de las principales plazas de La Valeta resumía cuál era el sentimiento de gran parte de los malteses que se habían acercado a celebrarlo: hemos hecho historia.

Reuters

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar