Actualidad

Los reyes del marketing viral desvelan sus trucos para petarlo en la red

Thinkmodo, responsables de la célebre campaña de “Carrie”, comparten las claves de sus exitosos vídeos

Seguro que recuerdas el vídeo: un chico y una chica empiezan a discutir en una cafetería. La disputa sube de tono hasta que, de repente, la chica dirige la mano hacia el hombre y éste sale disparado hacia la pared, como si hubiese sido empujado por una fuerza invisible. La chica mueve todas las mesas a su alrededor sin tocarlas, y cuando empieza a gritar los cuadros se caen de las paredes. Los clientes del establecimiento reaccionan con incredulidad y pavor ante semejante muestra de poderes sobrenaturales. En realidad, el espectador ya sabe que se trata de una broma: al principio del vídeo se muestra el truco. Lo que no sabe es que lo que está viendo es un anuncio.

El vídeo formaba parte de la campaña de promoción del remake de “Carrie” y fue ideado por Thinkmodo, la principal agencia de marketing viral del mundo. James Percelay y Michael Krivicka, son sus fundadores y únicos dos trabajadores. Ellos se definen como una “fuerza de operaciones especiales de la publiciad” y su objetivo es promocionar productos sin que lo parezca. Cada uno de sus vídeos supera el millón de visionados en YouTube y el mencionado vídeo de “Carrie”, su mayor éxito hasta la fecha, supera los 52 millones de clics y fue el segundo anuncio online más visto del pasado año.

Ambos sostienen que es imposible descifrar la receta mágica para que un vídeo se convierta en viral, pero es evidente que ellos aciertan con la tecla adecuada con una efectividad que está muy por encima de la media. Por ello resulta de lo más apetitoso que, en una reciente pieza en BusinessWeek, ambos hayan desvelado las cinco claves invariables que aplican en cada uno de sus vídeos.

Apunta, memoriza, y preparate para acumular ceros... al menos en tu canal de YouTube.

1. Apela a las emociones. En un mundo saturado de inputs, solo aquellos que alteran nuestras emociones dejan huella. Para que queramos compartir algo con los demás primero tiene que habernos impactado a nosotros. Tal y como apunta Krivicka, los momentos que queremos mostrar a los demás son aquellos que nos divierten, nos asustan o nos asombran. Si un vídeo hace que reacciones con un “wow”, querrás que tus amigos sientan lo mismo.

2. Sé discreto. La gracia de la publicidad viral es que no creas que aquello que estás viendo sea un anuncio. En el momento que descubres que te están intentando colar un producto, tus ganas de ver y compartir el vídeo se esfuman. Por tanto, tienes que procurar ser lo más discreto y sutil posible. En el anuncio de “Carrie”, por ejemplo, el cartel de la película aparece únicamente un par de segundos al final del vídeo, pero el impacto sobre el público se multiplica gracias a haberse ganado su complicidad previamente.

3. Sé realista... pero sin pasarse. Cuando filmes una broma, tienes que procurar que parezca lo más auténtica posible. Pero existe una línea invisible que debes procurar no cruzar: aquella que pueda procurarte ser objeto de demandas judiciales. Lo último que quieres es que a alguien le dé un ataque al corazón por tu culpa.

4. Inventa algo. Según Percelay, existe una táctica infalible para asegurarte clicks: inventar el “primer lo que sea del mundo”. Un buen ejemplo es la campaña The Popinator Project que Thinkmodo ideó para la marca de snacks Popcorn, Indiana. Percelay y Krivicka filmaron un vídeo sobre un dispositivo que lanzaba una palomita a tu boca a la orden de “pop”. El aparato fascinó al país y apareció en numerosos medios generalistas. El problema es que, evidentemente, no existía. Aún así, logró que más de un millón y medio de personas se familiarizasen con la marca.

5. Llega a la tele. Puede que Thinkmodo sean los reyes del marketing viral pero, en realidad, su objetivo final no es acumular visionados en YouTube sino algo mucho más arcaico: aparecer en la tele. La televisión sigue siendo una de las herramientas de marketing más poderosas que existen. El público ha aprendido a esquivar la publicidad gracias a poder ver sus programas favoritos online y, por tanto, hay que encontrar nuevas estrategias para captar su atención. El truco está en convertir una promoción en un contenido. Si consigues que tu vídeo viral sea lo suficientemente impactante como para aparecer en el telediario o ser discutido en tertulias matinales habrás logrado el golpe maestro: colocar tu campaña en televisión de forma totalmente gratuita.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar