PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

La épica aventura de una hormiga que desafió a un grupo de skaters

H

 

No mides seis milímetros, así que nunca has visto un vídeo de skate como éste

Natxo Medina

06 Febrero 2015 06:00

Érase una vez una hormiga. Una hormiga solitaria que había decidido irse a vivir a un lugar apartado de sus hermanas hormigas. Estaba harta de tanta disciplina, de tener que andar siempre en fila y alimentar a su reina día y noche. "Que se busque la vida, como todos", se decía. Ella prefería pasar sus días en el skatepark cercano. Así podía dedicarse a mirar los trucos que hacían esos hombres gigantes sobre sus tablas. Era un espectáculo sobrecogedor.

Claro que al elegir esta peculiar vivienda, la hormiga estaba asumiendo grandes riesgos diarios. Como por ejemplo, morir aplastada por cualquier rueda imprudente. O recibir un pisotón antes de poder llevarse el desayuno a su guarida. Una tarea nada fácil, porque los skateparks son todo cemento, y la comida para hormigas escasea, salvo que a alguno de esos señores enormes se le caigan las migas del bocata.

En definitiva, aunque a nuestra pequeña amiga le gustaba vivir allí, a veces se sentía ninguneada, porque nadie parecía ni siquiera verla. Así que de vez en cuando hacía alguna trastada. Y el skater que se revolcaba por los suelos no podía explicarse qué acababa de pasar.

Para saberlo tendría que tener el poder de observar lo microscópico. El mismo poder que tiene el colectivo Crave, quienes han creado esta ingeniosa y ágil pieza combinando imagen real y espectaculares trucos digitales. Así, entregan un vídeo de skate diferente en un océano de vídeos de skate calcados uno del otro. Y uno en el que además, los más vulnerables salen ganando. Bien por ellos, y bien por nuestra valiente amiga.


Las fábulas de hoy se escriben desde el asfalto, pero siguen hablándonos de animales astutos y gigantes feroces



share