Actualidad

¿Qué hay detrás de la huelga de trabajadores de seguridad del aeropuerto de Barcelona?

Los trabajadores han anunciado un paro indefinido a partir del 4 de agosto. Desde la empresa, Eulen, anuncian medidas legales y aseguran que se trata de una "huelga ilegal y abusiva"

dc dc

Colas que han llegado a alcanzar las dos horas de espera para acceder a los controles de seguridad. Una imagen que se ha repetido durante toda esta semana en el Aeropuerto de Barcelona-El Prat. Los trabajadores encargados de esos controles, contratados por la empresa Eulen, a la que le fue adjudicada el contrato de licitación, aseguran que no se trata de una huelga de celo, sino de la confirmación de que falta personal de seguridad para atender al volumen de pasajeros diarios que soporta el aeropuerto, sobre todo en estas fechas.

"Las esperan responden al cumplimiento de los protocolos de seguridad de alerta antiterrorista", explican fuentes sindicales. El protocolo incluye inspecciones aleatorias adicionales donde se utilizan detectores de trazas de explosivos y equipos de detección de explosivos líquidos o inspecciones manuales. Un control que puede suponer hasta diez minutos por pasajero.

El inicio de la huelga real de los trabajadores de seguridad del Aeropuerto de Barcelona está prevista para el próximo 4 de agosto, coincidiendo con el inicio de las vacaciones de muchos españoles. Los paros serán de una hora de duración y tendrán lugar de 05:30 a 06:30 horas, de 10:30 a 11:30 horas, de 16:30 a 17:30 y de 18:30 a 19:30 horas los viernes, domingos y lunes.

El objetivo es conseguir más personal. La empresa cuenta en la actualidad con 350 trabajadores, un número que consideran insuficiente y que, según denuncia el comité, obliga a realizar jornadas de trabajo de hasta 16 horas y a pedir turnos para poder comer o ir al lavabo.

Esta mañana estaba prevista una reunión de conciliación entre los trabajadores y la empresa licitadora, Eulen. Los trabajadores no se han presentado y la empresa ha respondido contundentemente. Anuncia medidas legales y tacha la huelga de "abusiva e ilegal" alegando que su empresa "cumple rigurosamente con los compromisos de su cliente: Aena".

Los trabajadores aseguran que solo se sentarán a negociar si Aena también acude a la mesa de negociación. El comité se reunirá hoy para decidir si endurecen posturas con la dirección de la empresa o si deciden dar algún otro tipo de salida a la problemática. Una patata caliente que pasa de mano en mano y de la que Aena parece desentenderse.

"El motivo de esta huelga se debe a la privatización que está llevando a cabo Aena", explican desde el sindicato de Comisiones Obreras. Desde 2012 Aena inició una carrera de privatizaciones de sus servicios que se recrudeció con el inicio de la crisis económica. "Aena era una empresa pública que generaba beneficios y un modelo de gestión ejemplar. Ahora un 51% es de titularidad pública mientras que el 49% pertenece a varios accionistas".

La privatización de los servicios de limpieza, seguridad o carritos, así como el canon que pagan las empresas de hostelería, se ha visto afectado por la nueva gestión, perjudicando los salarios y condiciones laborales de los trabajadores. "Los dos requisitos para acceder a la licitación de los servicios son los técnicos y los económicos. En la última década hemos visto como los económicos han sido el principal aliciente a la hora de las licitaciones", aseguran fuentes sindicales.

"El ejemplo lo tenemos ahora con Eulen. Se le concedió el servicio de seguridad porque fue la empresa que menos le iba a facturar a Aena. Si tenemos en cuenta que hay que pagar a los trabajadores y que, además, Eulen quiere sacar un beneficio económico, tienes ahí la fuente del problema", sostienen. "El trabajo de 10 personas lo están haciendo 5 con las consecuentes repercusiones que eso tiene para los trabajadores".

Seguridad no es la única subcontrata. También lo son el servicio de prestación de asistencia a personas de movilidad reducida, la limpieza o el telemarketing. Paralelamente, los cánones que pagan las empresas de hostelería son cada vez más abusivos, lo que lleva a que ninguna empresa quiera hacerse cargo de esos costes. "Estamos hablando de 400 familias que viven de la hostelería en el aeropuerto. Si la situación sigue así acabará siendo insostenible".

Con la salida a bolsa de Aena, las acciones se revalorizaron hasta casi el doble de su precio en tan solo dos semanas. "Aena siempre ha dado beneficios. Cuando era de titularidad pública, la gestión era impecable", explican los sindicatos. " Ahora, se ha convertido en un monstruo millonario, donde los cuatro amigos de turno se reparten el pastel y los trabajadores se ven obligados a trabajar hasta 16 horas o cobrar, en muchos casos, un salario mínimo", concluyen.

Desde Aena aseguran que "trabajan en todo lo posible para llegar a una solución que acepten ambas partes". Sin embargo, siguen sin acudir a las reuniones de mediación. Según su punto de vista, el conflicto de los trabajadores de seguridad es un tema que debe resolverse entre los trabajadores y la empresa adjudicataria de la licitación para la prestación de dicho servicio.

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar