Actualidad

Tus fijaciones sexuales 'extrañas' son en realidad de lo más normal

Un estudio concluye que de las ocho principales parafilias consideradas anómalas, cuatro no son ni raras ni inusuales

Imagen vía Nakid Magazine

En el sexo siempre hay un personaje invisible y siempre activo: la imaginación. Dando rienda suelta a los instintos, la experimentación llega sin que nos demos cuenta. Las fantasías aparecen como producto de la propia curiosidad.

¿Pero cuáles de esas fantasías las más comunes, las más repetidas? ¿Cuáles, por contra, caen en el terreno de la parafilia, en lo supuestamente desviado, minoritario, torcido?

En realidad, va siendo hora de desterrar esa distinción entre lo "normal" y lo "anómalo". Porque parece que lo raro es mucho más común de lo que pensamos.

Un estudio conducido por Christian C. Joyal y Julie Carpentler de la Universidad de Quebec ha concluido que buena parte de las fijaciones sexuales consideradas extrañas son en realidad bastante comunes.

Siguiendo la clasificación del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5), que separa los comportamientos sexuales en normafilias y parafilias —siendo estas últimas catalogadas como trastornos mentales—, los analistas encuestaron a 1.040 personas sobre sus tendencias, deseos y pulsiones a la hora del sexo.

Tras preguntar a la muestra representativa, encontraron que 4 de los 8 comportamientos que son considerados anómalos por el Manual no son nada extraños para el público. El 45,6 por ciento de los encuestados se mostró interesado en estas prácticas y hasta el 33 por ciento reconoció haber practicado alguna de ellas.

http://confidencialcolombia.com/images/cache/745x333/crop/images%7Ccms-image-000028451.jpg

Voyeurismo, fetichismo, froteurismo y masoquismo, las parafilias que más triunfan

Entre las parafilias más habituales se encuentra el voyeurismo, que cuenta con hasta el interés de hasta el 35 por ciento del público. También existe una gran atracción hacia el fetichismo y el froteurismo, que empatan con el 26% de adeptos. Finalmente, hasta un 19 por ciento de los participantes en el estudio se mostraron atraídos por el masoquismo, una de las prácticas más extrañas según el DSM-5.

“Tenemos razones para creer que los resultados de este estudio basado en la población de Quebec pueden extrapolarse a la población de Norteamérica y Europa”, explica el profesor Christian Joyal, uno de los impulsores del estudio.

Además, los resultados entre hombres y mujeres fueron muy similares. Ambos sexos se mostraron interesados en las mismas prácticas. Y, si bien los hombres estaban más dispuestos a realizar actos parafílicos, las mujeres mostraron un mayor interés por la sumisión y una mayor satisfacción con su vida sexual.

Necesitamos saber lo que consideramos normal en las prácticas sexuales antes de catalogarlas”, concluye Joyal, que cree que se debería cambiar la concepción actual de las parafilias y avanzar hacia una mayor libertad sexual.

[ Vía]

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar