Actualidad

Facebook refuta la hipótesis de los 'seis grados de separación'

Estamos mucho más unidos de lo que creemos

Imagen de cabecera de Jean Julien

Todos hemos oído hablar de los 'seis grados de separación', esa idea según la cual estamos conectados a cualquier otra persona del planeta a través de una cadena de conocidos que no tiene más de cinco intermediarios. O sea, que podemos llegar a cualquiera en tan sólo seis “saltos”. Es una idea aceptada en la cultura popular desde hace décadas. Lo que puede que no sepas es que esa idea nació en realidad de un cuento, de una obra de ficción literaria. La ciencia vino después, y sin demasiado éxito...

El concepto está basado en la idea de que el número de conocidos crece exponencialmente con el número de enlaces en la cadena. Obvio. Pero los tiempos han cambiado, y mucho, desde que se formuló la teoría, haciendo que los cálculos hayan quedado obsoletos.

La teoría de los seis grados de separación parte de una premisa básica: cada persona conoce, de media, a unas cien personas. En la era de las redes sociales, ese cifra parece haber quedado desfasada

La idea de los seis grados de separación parte de una premisa básica: cada persona conoce, de media, a unas cien personas, contando amigos, familiares, vecinos, compañeros de escuela o trabajo...

Puede que esa cifra tuviera sentido hace 80 años, cuando Frigyes Karinthy lanzó su teoría en su cuento Chains. Puede que siguiera teniendo cierta vigencia hace tres décadas, cuando el psicólogo estadounidense Stanley Milgram realizó sus experimentos —mal diseñados, y peor publicitados— alrededor del fenómeno del “mundo pequeño” confiando en el correo postal. Pero ahora, en plena 'era conectada'...

No tienes más que abrir tu red social favorita y mirar tú número de “amigos” para entender que la base numérica de la hipótesis ha quedado desfasada.

En 2011, Facebook realizó un estudio en el que concluyeron que la separación media entre el 99,6% de sus pares de usuarios era inferior 5 grados. Los gráficos de arriba corresponden a ese estudio.

Ahora, la red social ha aprovechado la ocasión de su “Día del amigo” para recalcular el grado de separación entre sus más de 1.600 millones de usuarios. Y el resultado es aún inferior: 3.57 grados de separación de media.

Aquí puedes ver la distribución de ese grado de separación en función de la edad.

¿Tiene alguna utilidad esa medida? Básicamente, no. Salvo que quieras fantasear con la idea de que ahora estás un 40.5 por ciento más cerca de poder acceder a Rihanna, a Mark Zukerberg, al rey de Jordania, tu actriz porno favorita, el chico que tropezó en un museo jodiendo una pintura del siglo XVII o a ese pobre niño iraquí que se ha vuelto viral por usar una bolsa de basura para hacerse una camiseta de Messi. O espera... no, mejor olvídate del niño, que no creemos que el chaval tenga la “suerte” de tener cuenta en Facebook.

“En resumen, hemos encontrado que el mundo está más conectado de lo que podrías pensar”, nos dicen con cuajo los autores del estudio. Perogrullo, y también mentira. Porque ya sabemos todos que no hay mundo más allá de Facebook. ¿O sí?

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar