Actualidad

Corea del Norte lanza un nuevo misil intercontinental que alcanza aguas japonesas

"Todo EE UU está dentro de nuestro rango de ataque", advierte Kim Jong-un

Getty

El pasado miércoles, Corea del Norte amenazaba con “un ataque nuclear preventivo contra el corazón de América” en caso de continuar las “constantes agresiones y actos de guerra” por parte Washington. Cualquier intento de sacar del poder a Kim Jong-un —una idea que volvía a enunciar hace pocos días el director de la CIA, Mike Pompeo— supondrá la “aniquilación” de sus instigadores, aseguró el ministro de Defensa norcoreano, Pak Yong-sik.

Ayer, el régimen de Pyongyang ponía el lazo a esa enésima amenaza con el lanzamiento de un nuevo misil intercontinental. Poco después del ensayo, Kim Jong-un lanzaba una nueva advertencia: “Todo EE UU está dentro de nuestro rango de ataque”.

"Todo EE UU está dentro de nuestro rango de ataque" — Kim Jong-un

El lanzamiento no ha pillado por sorpresa a casi nadie. El jueves se conmemoró el 64 aniversario del fin de la Guerra de Corea, un conflicto que terminó con la firma de un acuerdo de armisticio, pero que nunca desembocó en un acuerdo de paz definitivo (por lo que ambas naciones se encuentran, técnicamente, en guerra). Los observadores ya contaban con que ese día, o alrededor de ese día, Corea del Norte pudiera lanzar un nuevo misil para celebrar lo que en Pyongyang llaman “el Día de la Victoria”.

El ensayo tuvo lugar, además, al día siguiente de que el Senado estadounidense aprobara una ley que impone nuevas sanciones a Pyongyang por su programa armamentístico.

Es la segunda vez que Corea del Norte lanza con exito un misil intercontinental. Esta vez el proyectil recorrió unos 1.000 kilómetros antes de hundirse en las aguas de la zona económica exclusiva de Japón

El misil intercontinental (ICBM) salió de Mupyong-ni, en la provincia meridional de Changang, cerca de la frontera con China, y voló durante 45 minutos, recorriendo unos 1.000 kilómetros antes de hundirse en las aguas de la zona económica exclusiva de Japón, según informó el Pentágono.

La agencia de noticias norcoreana KCNA aseguró que se trata de un proyectil Hwasong-14, similar al que el régimen disparó el pasado 4 de julio. Según los expertos, este tipo de proyectil podría alcanzar territorio estadounidense, particularmente Alaska o Hawái.

“Esta última prueba demuestra la fiabilidad de nuestro cohete balístico intercontinental y nuestra capacidad para lanzarlo por sorpresa en cualquier lugar y a cualquier hora”, reza la nota difundida por la KCNA.

"La amenaza de guerra de Washington solamente nos impulsa a justificar nuestra voluntad de desarrollar armas nucleares" — Kim Jong-un

Donald Trump ha condenado el nuevo ensayo balístico y ha asegurado que tomará “todas las medidas necesarias” para proteger a su país y a los aliados en la región. “Al amenazar al mundo, estas armas y estas pruebas aíslan todavía más a Corea del Norte, debilitan su economía y sacrifican a su pueblo”, ha dicho el presidente de EEUU en un comunicado.

El Ministro de Defensa surcoreano, Song Young-moo, anunció el despliegue inminente de “activos estratégicos” de Estados Unidos para hacer frente a lo que ha calificado de “grave provocación que pone en peligro la estabilidad de la península coreana”, según la agencia Yonhap. Los ejércitos surcoreano y estadounidense han realizado pruebas conjuntas de misiles este sábado por la mañana.

Mientras, Kim Jong-un justifica el nuevo ensayo y su programa de misiles aludiendo a su derecho a defenderse de una posible agresión americana. “La amenaza de guerra de Washington solamente nos impulsa a justificar nuestra voluntad de desarrollar armas nucleares”.

El nuevo lanzamiento contribuye a aumentar los miedos de EEUU en relación esa voluntad nuclear a la que alude Kim Jong-un. Según una información publicada esta semana por The New York Times, los servicios de inteligencia de EEUU creen que Pyongyang logrará la capacidad de lanzar un ataque nuclear contra territorio estadounidense en 2018, mucho antes de lo esperado, lo que altera todos los cálculos.

"Hay una opinión creciente, desde la Agencia de Inteligencia de Defensa a la CIA, de que en este momento los ingenieros de misiles de Kim Jong-un, aunque siguen refinando la tecnología, han superado la mayoría de los obstáculos principales", reza el artículo del TNYT, que cita a fuentes de la Administración Trump. " La esencia de esta nueva estimación es que Washington ya no tiene tiempo. Si la estimación de 2018 es correcta, Corea del Norte tendrá una capacidad bruta de alcanzar el territorio continental de Estados Unidos antes de que las defensas antimisiles de EEUU sean mejoradas".

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar