Actualidad

Más de 300 especies se encuentran en peligro de extinción por culpa de nuestros hábitos alimentarios

Estamos devorando animales hasta su desaparición

Nos encaminamos hacia la mayor extinción de animales desde que hace 65 millones de años un meteorito acabara con los dinosaurios. Y no, esta vez la amenaza no viene del espacio exterior. El enemigo de estos animales somos nosotros, los humanos.

Un total de 301 especies de mamíferos se encuentran en riesgo de extinción debido a la caza de animales salvajes para el comercio de carne. Así lo sugiere el primer informe global realizado sobre el tema, publicado en la revista de la Royal Society Open Science, y que utiliza la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) para identificar qué mamíferos terrestres amenazados están más expuestos a la caza por razones alimentarias.

Los investigadores encargados del informe encontraron un total de 301 especies, las cuales representan el 7% de todos los mamíferos terrestres que aparecen en la lista de la UICN y componen una cuarta parte de todos los mamíferos en peligro de extinción.

Entre las especies amenazadas se encuentran 168 primates, 73 animales ungulados, 27 tipos de murciélagos, 12 animales carnívoros, 26 marsupiales, 21 especies de roedores y 8 especies de pangolines (osos hormigueros escamosos).

“Hay muchos factores negativos que afectan a la vida salvaje alrededor del mundo, y la pérdida de hábitat natural y la degradación del medio ambiente se encuentran claramente en primer plano, pero entre otras cosas también hay que destacar el impacto aparentemente colosal de la caza de animales salvajes”, reconoció el Profesor David Macdonald, investigador de la Universidad de Oxford y uno de los autores del estudio, según informa The Guardian.

Podemos enorgullecernos de tener algún hábitat muy bien conservado, como un bosque prístino, pero si se caza en él hasta convertirlo en una despensa vacía, nuestra victoria será pírrica”, explicó.

Entre las especies amenazadas se encuentran 168 primates, 73 animales ungulados, 27 tipos de murciélagos, 12 animales carnívoros, 26 marsupiales, 21 especies de roedores y 8 especies de pangolines

Según estimaciones llevadas a cabo por el Centro para la Investigación Internacional de la Silvicultura, en 2011 se cazaron más de 6 millones de toneladas de animales. Problema que se ha visto agravado con el paso del tiempo.

"El número de cazadores ha subido, y la penetración de las redes de carreteras en los lugares más remotos es tal que no hay refugio para los animales. Por eso, ahora resulta comercialmente posible hacer un intercambio de algo que una vez fue simplemente un conejo para la olla. En sitios como Camerún, se ven flotillas de taxis saliendo temprano por la mañana a zonas muy remotas para cazar animales salvajes y llevarlos de vuelta a las ciudades”, explicó el investigador.

La situación no solo es peligrosa para estas 301 especies amenazadas. Si desaparecen los animales, el equilibrio de los ecosistemas en los que viven puede alterarse irremediablemente. Además, los humanos también sufriremos las consecuencias.

“De seguir con la tendencia actual de caza, la pérdida de poblaciones de mamíferos afectará al sustento y la seguridad alimentaria de cientos de millones de personas en todo el mundo rural”, advierten los autores del informe.

Para los investigadores, acabar con la excesiva caza de animales salvajes requerirá una mayor protección legal para estas especies, concienciar a las comunidades locales sobre el peligro de esta tendencia y ofrecerles alternativas sostenibles a la caza.

Porque si en este planeta no hay espacio para ellos (los animales), acabará por no haberlo para nosotros.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar