Actualidad

8 armas increíbles (y ridículas) que la mayoría desconoce

A lo largo de la historia, los ejércitos han probado todo tipo de tecnologías. Algunas tan estrafalarias como estas

El pasado viernes, mandatarios políticos y militares de 21 países y alrededor de 1800 veteranos se reunían en Francia para encabezar las celebraciones del septuagésimo aniversario del desembarco de las fuerzas aliadas en Normandía durante la Segunda Guerra Mundial. Aquel 6 de junio de 1944, más de 150.000 soldados aliados desembarcaron en la costa francesa para liberar a Europa de los nazis. Más de 7.000 barcos y 12.000 aviones participaron en la gesta, haciendo de la Operación Overlord la mayor operación anfibia de todos los tiempos.

Inspirados por la efeméride, los usuarios de Quora se preguntaban hace unos días por “ aquellas armas históricas de las que la mayoría de la gente no ha oído hablar”, y entre las respuestas encontramos artilugios para todos los gustos, incluidos algunos que parecen salidos de la mente de un profesor chiflado. Aquí recopilamos 8 de los más sorprendentes y extraños.

1. Gatos incendiarios

Diversos dibujos del siglo XVI nos muestran a animales utilizados como armas de guerra. Un maestro de artillería de Colonia, Franz Helm, desarrolló estos bocetos para proponer nuevos usos militares para los gatos. Lo que proponía Franz Helm era capturar a gatos escapados de las tierras del enemigo, colocarles un arnés con materia combustible, prenderle fuego y esperar a que el animal, asustado, regresara de vuelta a su guarida para que, con suerte, incendiara pajares y establos en la ciudad asediada.

2. Bombas murciélago

Desarrolladas por el ejercito norteamericano para su uso en Japón durante la Segunda Guerra Mundial, las bat bombs eran carcasas metálicas que en su interior contaban con numerosos compartimentos. Cada uno de esos compartimentos alojaba a un murciélago de cola de ratón al que había sido adosado un pequeño artefacto incendiario ligado a un temporizador. Las bombas se lanzaban con paracaídas y a mitad de vuelo se abrían liberando a los murciélagos, que completaban su vuelo hasta refugiarse en tejados y desvanes, iniciando fuegos cuando el mecanismo incendiario se activaba.

3. Perros anti-tanque

Los perros anti-tanque fueron utilizados por el Ejército Rojo durante la Segunda Guerra Mundial contra los tanques alemanes. Eran perros con explosivos adosados a su lomo que habían sido entrenados para buscar comida bajo tanques y vehículos blindados. Cuando el perro llegaba hasta debajo del tanque enemigo, la zona donde el blindaje es más débil, la carga detonaba dañando el vehículo. El entrenamiento de perros antitanque por parte del ejército soviético continuó hasta 1996.

4. Submarinos portaaviones

Los submarinos portaaviones tuvieron su apogeo durante la Segunda Guerra Mundial. Varios países los construyeron, pero los más famosos fueron los submarinos Sen Toku I-400 de la Armada Imperial Japonesa, capaces de portar tres aviones Aichi M6A cada uno. Aviones que se sumergían junto al submarino y que despegaban desde su cubierta cuando este emergía a la superficie.

5. El ekranoplano soviético Lun

El Lun MD-160 es un ekranoplano de fabricación soviética, de 74 metros de longitud y 44 de envergadura, capaz de cargar 91 toneladas de peso y de volar a escasos cuatro metros de la superficie gracias al efecto aerodinámico conocido como efecto suelo. El Lun estaba llamado a revolucionar el transporte militar, pero también estaba equipado con 6 misiles antibuque SS-N-22 Sunburn. Sólo llegó a construirse un ejemplar del MD-160 antes de que las reducciones presupuestarias sufridas por el ejército soviético obligaron a suspender el programa.

6. Torpedos guiados por humanos suicidas

Los torpedos Kaiten fueron desarrollados por la Armada Imperial Japonesa en las postrimerías de la Segunda Guerra Mundial. Su particularidad es que eran torpedos tripulados por humanos. Los Kaiten podían ser desplegados desde unidades de superficie, pero lo habitual era emplear un submarino nodriza. El piloto disponía de un periscopio y podía guía la trayectoria del proyectil para infligir el máximo daño en el objetivo elegido.

7. Misiles guiados por palomas

Los misiles guiados por palomas fueron ideados por el psicólogo conductista y filósofo social B.F. Skinner durante la Segunda Guerra Mundial. El misil contaba en su parte frontal con un sistema de lentes que proyectaban una imagen del objetivo en una pantalla interior. Las palomas estaban entrenadas para reconocer al objetivo en la pantalla, de manera que si este desaparecía parcialmente de su vista, las aves picoteaban sobre la pantalla de tal manera que corregían la dirección del proyectil. Tras algunos experimentos, el programa experimental de Skinner fue finalmente cancelado ante la evidencia de su impracticabilidad.

8. Armas nucleares con pollos vivos en su interior

En 1957, en plena escalada de la Guerra Fría, el Reino Unido desarrolló un plan para enterrar o sumergir una serie de cabezas nucleares en diversas zonas del territorio alemán como medida de seguridad en el caso de que la Unión Soviética intentara ocupar Europa desde el Este. Pronto se encontraron con un problema: las temperaturas invernales en el norte alemán eran tan bajas que los sistemas electrónicos que deberían permitir la detonación de esas bombas nucleares por control remoto o vía temporizador podrían no funcionar. Los científicos militares británicos pensaron en que la solución al problema podría pasar por llenar la carcasa de esas bombas de pollos vivos, de manera que el calor corporal de los animales evitara la congelación de los sistemas electrónicos delicados. El proyecto, bautizado como Blue Peacock, fue cancelado por el Ministerio de Defensa británico en 1958 al considerarse inaceptable el riesgo radioactivo que suponía.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar