Actualidad

La Unión Europea y China plantan cara a Trump y se alían en su apoyo al acuerdo de París

Rusia también ha ratificado su compromiso con la lucha contra el cambio climático

La filtración de la salida de EEUU del acuerdo climático de París, ha tenido sus primeras reacciones. La Unión Europea no ha tardado en mirar hacia China para poder mantener el acuerdo, "ya que es el imperativo más importante hasta ahora", según un comunicado conjunto publicado este miércoles que recoge BBC. En el mismo comunicado se informa que los dos países se unirán en un plan de 10 millones de euros en el que compartirán información sobre el calentamiento global.

Apoyando el movimiento, el presidente del Consejo Europeo Donald Tusk, tampoco ha tardado en escribirle a Trump a través de su red social favorita para insistirle en que no "cambie el clima (político) a peor". Hasta el presidente ruso Vladimir Putin, que nunca ha sido muy entusiasta en el tema climático, acaba de anunciar que sigue apoyando el acuerdo de París a pesar de lo que decida Trump.

El refuerzo de las relaciones entre Bruselas y el país más contaminante del mundo, es la primera consecuencia de la retirada estadounidense del Acuerdo de París, ratificado hace dos años por 195 países con el objetivo de limitar el calentamiento global a través de la reducción de dióxido de carbono y otros gases contaminantes. Por aquel entonces, solo Nicaragua y Siria rechazaron firmarlo.

Trump, que nunca estuvo de acuerdo con lo que se firmó en París, prometió en campaña romper con el acuerdo que había firmado su antecesor, Barack Obama, porque según él, afectaba directamente a la economía estadounidense. Ni el Papa, ni el G7 en la reunión de la pasada semana en Taormina, pudieron convencer a Trump de lo importante que era mantener el compromiso.

Por su parte, el director general de Tesla, Elon Musk, que ha sido asesor de Trump en la materia, señaló en Twitter este miércoles que el mismo había hecho todo lo posible para presionar al presidente de que se quedase en el tratado. Musk se está replanteando la salida del consejo.

 Más allá de lo político, la salida de EEUU demuestra que Trump se niega a cumplir los tres aspectos esenciales para luchar contra el calentamiento global. Tal y como recoge la revista Time, el objetivo primordial a largo plazo sigue siendo evitar que la temperatura global aumente 2 grados centígrados. Una meta ambiciosa en un camino si EEUU, ya que es la economía más grande del mundo y el segundo país más contaminante del planeta, abandona el acuerdo.

El inmediato acercamiento entre China y Unión Europea para establecer nuevos y diferentes compromisos, evidencia que EEUU puede quedarse solo como el único negacionista del mundo, lo que le complicaría las relaciones con otras naciones, y es a la vez una forma de demostrar ante los demás países que el compromiso sigue siendo firme para evitar que se produzca un efecto contagio.

La decisión de Trump de descolgarse del acuerdo climático aún no ha sido oficialmente anunciada. El presidente estadounidense publicó en su cuenta de Twitter que la decisión la daría en una rueda de prensa a las 15:00 hora Washington. ¿Conseguirán las presiones internacionales que cambie de opinión?

 

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar