Actualidad

El tigre siberiano se recupera después de pasar años al borde de la extinción

A pesar de que matamos al 97% de los tigres siberianos en un solo siglo, ahora hay 3.600 ejemplares de esta especie en libertad

El tigre siberiano se encontraba al borde de la extinción. Pero a pesar de verse amenazado por la caza furtiva y, en segundo plano, por la destrucción de su hábitat y por el cambio climático, hoy podría haber más de 500 en Siberia.

Esto es gracias a conservacionistas que trabajan para evitar su declive. Uno de ellos es el jefe de conservación de especies raras de World Wildlife Fund (WWF) Rusia, Pavel Fomenko, que se asegura de que se cumplan las medidas fijadas recientemente por el gobierno ruso para garantizar la seguridad de estos animales, como restringir la tala de árboles en áreas frecuentadas por ellos y establecer mayores penas por caza furtiva y por poseer partes de su cuerpo.

La labor de Fomenko puede implicar pasarse un mes rastreando y protegiendo tigres, verse involucrado en reyertas con cazadores furtivos e investigar escenarios de fallecimientos por caza furtiva o de muertes de origen sospechoso. "Existe el riesgo de perderse, el riesgo de sufrir las heladas, el riesgo de encontrarse con un depredador... Hay una alta probabilidad de encontrarse con la muerte", dijo a The Guardian.

                                                                                                                                                                               Getty Images

Sin embargo, para WWF no basta con contener el descenso del número de tigres siberianos. Esta semana iniciará una campaña que solo responde al objetivo de incrementar la población mundial de los que están en libertad a más de 6.000 en 2022, que es el próximo año chino del tigre. Un modo de garantizar que su existencia no vuelva a enfrentarse a un posible e inminente final.

Para financiar la campaña que espera convertirse en el punto de inflexión que marque un antes y un después en las condiciones de vida de los tigres, harán un llamamiento para que cualquiera pueda convertirse en "protector de tigres" donando unos 5 euros al mes. Una cantidad que en parte se destinará a expandir las reservas en entornos silvestres, donde pueden aparearse y reproducirse con más facilidad.

"El aumento del número de tigres es alentador, pero el futuro de la especie en su entorno natural todavía es inestable y los números siguen siendo peligrosamente bajos", alertó a The Guardian la especialista en tigres de WWF, Rebecca May. "Ahora necesitamos el compromiso y la acción urgente de todos los gobiernos de los países en los que los tigres siguen vagando libremente, así como la pasión y el apoyo inquebrantable de la sociedad".

A pesar de verse especialmente amenazados por la caza furtiva y, en segundo plano, por la destrucción de su hábitat y el cambio climático, podría haber más de 500 tigres siberianos en las selvas de Siberia

En 2010, se calculó que aproximadamente más del 70% de los tigres siberianos fallecidos perdieron la vida en manos de los cazadores furtivos. En poco más de un siglo, el mundo fue testigo de como el 97% de sus tigres desaparecieron. Pero el año pasado, surgió un atisbo de esperanza cuando WWF informó de que la cifra mundial había aumentado de 3.200 tigres en libertad en 2010 a 3.900 en 2016 gracias a la introducción de patrullas contra la caza furtiva, protección del hábitat y otras medidas.

Ahora, Fomenko recuerda que en febrero fue informado de que una joven hembra murió después de caer en una trampa. Una tragedia que ilustra lo que no debe volver a ocurrir. "Escuchar este tipo de cosas es siempre doloroso. Era una tigresa hermosa".

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar