PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Un niño de cuatro años salva la vida de su madre pidiendo ayuda a Siri

H

 

La Policía Metropolitana de Londres ha compartido la grabación de su conversación con el pequeño héroe

J.C.S.

24 Marzo 2017 14:38


Roman, un niño de cuatro años, está en casa junto a su hermano gemelo y otro más pequeño que él. Su madre lleva tiempo tumbada en el suelo. No responde y, por lo que el pequeño cree, tampoco respira.

Apresurado, Roman coge el iPhone de su madre, lo desbloquea con la huella dactilar de ella –a pesar de que podría haber accedido al servicio sin hacerlo– y habla con Siri. Le pide a la Inteligencia Artificial que llame a los servicios de emergencia. Siri le pone en contacto con la Policía Metropolitana de Londres.

La persona que habla al otro lado del aparato le pide que vaya a buscar a su madre, porque sabe que está hablando con su hijo. Pero el niño responde lo siguiente:

No puedo. Está muerta. Ha cerrado sus ojos y no respira. 

Sacúdela fuerte y grita ‘¡mamá! —responde la policía.

No ha funcionado” —replica Roman.

La agente le pregunta al crío por la dirección de su domicilio, y él se la da. Gracias al esfuerzo del niño y al sistema de iPhone, los paramédicos llegan al hogar en 13 minutos y descubren que la madre de los críos no está muerta, sino inconsciente, así que la trasladan al hospital.



La situación descrita es totalmente real. Ocurrió el pasado 7 de marzo en Londres. Ahora, la policía ha publicado la historia bajo el titular “Llamada al 999 – Un niño de 4 años salva la vida de su madre”. Ade Adelekan, de la Unidad de Mando y Control, ha hablado al respecto:

“Esta llamada pone de relieve la importancia de enseñar a los hijos el domicilio en el que viven y la forma en la que pueden llamar a la policía o a los servicios de emergencia en situaciones que lo requieran”.

Además, la historia es un claro ejemplo de cómo las nuevas tecnologías pueden ser vitales en situaciones de emergencia. Esta vez han ayudado a salvar la vida de la madre Roman, pero mañana podría ser la de cualquiera.

[Vía Metropolitan Police]

share