Actualidad

Noticias en haikus: el nuevo periodismo será breve y directo al corazón

Dos proyectos luchan por salvar el periodismo online mediante la poesía

Poetas y periodistas tienen más cosas en común de las que pensamos. A pesar de sus diferencias evidentes, lo cierto es que los dos persiguen metas similares: contar y emocionar. Teniendo en cuenta, además, que la nueva casa de ambos se encuentra en Internet —es aquí donde las noticias y los versos se hacen virales, donde traspasan fronteras y donde se comparten de muro en muro con la velocidad de un click— no es difícil establecer vínculos en la forma, en el formato e incluso en el contenido que los nuevos escritores y editores buscan para las nuevas piezas.

'Poèmes d’actu'

De ahí algunos proyectos como los que distintas revistas y periódicos online vienen desarrollando con el fin de terminar de hermanar a la poesía y al periodismo de una vez por todas. Ahí está Fluctuat, un suplemento francés de la revista Premiere, que define el espíritu de su contenido como “un vistazo a la cultura pop”.

Entre sus filas cuenta con Thomas Deslogis, un escritor que cada semana publica un p oème d’actu. Es decir, un poema de actualidad con el que puede hablar de Palestina, o de Miley Cyrus, o incluso de la gala de los Oscars si así fuera preciso. Deslogis cuela en una publicación de tendencias un género y un formato que a priori no encajaría, y le sale muy bien, porque su iniciativa le ha llevado a la fama, casi como uno de los únicos “nuevos poetas” de su país, así como el primer y verdadero periodista-poeta de nuestro tiempo.

Memes poéticos: el salvavidas del periodismo

Un ejemplo más reciente y conocido es el que The New York Times está llevando a cabo en el Tumblr Times Haiku, donde se publican a diario haikus extraídos de las propias noticias de su web. Los textos no son seleccionados de una manera casual: lo hace un programa que se encarga de detectar no sólo fragmentos que funcionen bajo la rima y la clásica estructura silábica de cinco/ siete/ cinco, sino también que contengan lo que los japoneses llaman Kirgo y Kireji, referencias estacionales y una palabra de corte que suele utilizarse como final de verso.

Dado que estos dos elementos son más difíciles de seleccionar mediante un algoritmo, los creadores de Times Haiku reciben todo tipo de posibles poemas. Algunos son fallidos, y otros sencillamente perfectos, dignos de la sensibilidad de un humano.

De momento todo está en fase de pruebas, pero la voluntad de The New York Times y de Jacob Harris, su arquitecto de software, es la de conseguir poemas más extensos con una estructura reconocible. Y no sólo piezas de tres versos, que se puedan convertir en imágenes y que se puedan compartir como tales en redes sociales. Así serían más fáciles de difundir, de llegar a las emociones y de captar la atención de los usuarios con estos memes poéticos listos para viralizarse.

La propuesta de Times Haiku demuestra una vez más que los géneros literarios más propensos a sobrevivir en Internet son el periodismo y la poesía, y que sólo uniéndolos podremos ayudar a que no se queden estancados y a que lleguen a un público mayor. Quizá, a partir de ahora, al Hunter S. Thompson de nuestro tiempo le toque ponerse a contar sílabas. O quizá sea el nuevo Rimbaud quien tenga que animarse a montar una crónica sobre política internacional, tecnología o tendencias… Y eso, no cabe duda, queremos leerlo.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar