PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

El Gandhi del fresqueo no quiere que duermas sola

H

 

Lory Money, el youtuber que llegó en patera: “Mira, lo primero, hay que emparejar a la gente. Veo mucha gente soltera y eso no es bien".

Ignacio Pato

11 Marzo 2016 06:00

Me siento un poco sucio. Quedar con Lory Money y que no todo esté bien. Esto es un poco como odiar Disneylandia.

Maldito sea su éxito, pienso: si no le gustase a todo el mundo, si su agenda no echase humo, podríamos estar en este parque toda la tarde. 



1. DAME SUAJ

Lory está de promoción del libro que acaba de sacar, El youtuber que llegó en patera. También tiene ganas de hablar de SUAJ, unas latas que ahora quiere empezar a comercializar: "Te podrás tomar una o dos SUAJ y no te va a afectar al corazón ni nada".

"Va a ser rollo Monster pero con menos cafeína. Más tranqui, la gente no quiere tanta agresividad, necesita cosas suaves, relajantes. Tener suaj ahí para poder ligar y pasarlo bien, ya tú sabes. Si no tienes novia y te bebes una lata, las chicas se van a tirar encima de tí. Hazme caso".



Ahá. Lory Money empresario. ¿Tiene entonces un ilegal que hacerse emprendedor para regularizar su situación en España?

"Pa que veas la vida cómo es. Ahora con mi empresa del suaj ya tendré contrato y papeles", dice Lory.

En su caso, tener papeles significa nada menos que poder ver a sus dos hijas de diez años de dos madres diferentes. A Neimaré solo la conoció durante sus dos primeros meses. Ramata nació cuando Dara Dia, o sea Lory, estaba a punto de naufragar en una patera en mitad del Atlántico entre Senegal y Canarias. "Me da una emoción que flipas. Ahora podré ir a Senegal a ver a mis hijas, de momento solo puedo hablar con ellas por Facebook y Skype".



2. DEPORTANDO A MI GENTE O K ASE

Me dice que sus hijas son fans. Como casi toda España. Lory conquista.

Sin DNI, vendiendo cosas ilegales… parecía tenerlo todo en contra. Uno se preguntaría si este país ha cambiado o si Lory es nuestro particular Príncipe de Bel-Air.

Sonrisa eterna, colores fosforitos. Nadie puede sentir rechazo hacia él. Hasta España 2000 firmaría su defunción como partido si se metieran con él. Los agentes de policía ni se enteran de esto, pero Lory hace aflorar la esquizofrenia de las autoridades.

Loading the player...



"En comisaría algunos policías me pedían selfies o que les grabase un saludo para sus hijos". Se refiere a una de las 8 veces que le han detenido por no tener papeles, por no llevar DNI, por llevar solo suaj. Pero la broma con los policías paraba cuando Lory entraba a declarar ante el juez. Entonces, cuenta Lory, los agentes fingían no conocerle…

Quienes sí que no le conocían eran los jueces. A alguno llegaron a ponerle vídeos como el del Ola k ase (casi 11 millones de plays). Sucede que Lory ha recibido órdenes de expulsión de jueces que no han tenido flow en su vida. También ha conocido los CIEs de Tenerife y de Zapadores en Valencia

Loading the player...



3. GANDHI DE FRESQUEO

"Hago guasa con todo lo que pasa", dice Lory. Ya sea un mecanismo de defensa o no, uno se imagina a Lory como alguien con quien es imposible enfadarse. Cree que "no hay secreto para gustar a todo el mundo. Bueno, sí, ser real, positivo". Una actitud chill que demostró cuando alguien pisoteó su manta llena de discos al lado del Mercado Central de Valencia.

"Vete a tu puto país, negro", le dijo. A lo que Lory respondió con una sonrisa y un "Gracias, señor". "Alguien puede venirte de malas, pero depende de cómo le afrontes, le puedes dejar relajante". Pero no relajante como de plantarle una hostia, no. Lory es Gandhi de fresqueo.


Loading the player...



De promoción, Lory está disfrutando como un enano. Las fotos, el vídeo, la conversación. Ni rastro de agobio. Joder, estamos hablando de un tío que le hace canciones al ajoaceite, el all i oli conquense. Lory sabe que la vida son momentos y que, aunque no me lo reconozca, hay ajoaceites mejores que muchas personas.

Lory tiene 37 años que parecen 23. Un youtuber que casi dobla en edad a la audiencia tradicional de estos nuevos comunicadores, pero que habla su idioma. Y aunque parte de su sonrisa se debe a que en el fondo sabe que él ha tenido suerte y no hay fórmulas mágicas, "hazlo, súbelo a YouTube", dice Lory. 

Do It Yourself para todos los públicos y la semilla del primer partido político que baila trap.



4. FANTASEEMOS

"Va en serio. Me lo piden, Lory Money nu presidente". Lory Money me asegura que va a montar un nuevo partido, Molemos. Si el folletín en que se ha convertido la investidura post 20D sigue así, quizá le de tiempo a ser el recambio. "Estos no saben llevar guay el país, te lo digo yo".

No te quedes conmigo, Lory, si tú todavía no puedes ni votar, ¿de qué va a ir esto?

“Mira, lo primero hay que emparejar a la gente. Veo mucha gente soltera y eso no es bien".

Pero ¿y si quieren estar solos?

"Ah, vale, vale, ningún problema, solos, juntos, chicos con chicos, chicas con chicas, todo".



Vale, ¿y aparte de un Tinder por decreto?  

"Hay que buscarle faena a la gente que está en el paro, tío. Casas y papeles para todos. Todo legal, sabes. ¿Y tres semanas de vacaciones? Yo daré dos meses, tío, todo pagado, para que puedas pasarlo bien y estar ahí relajante.

Pues yo te voto, eh.

"Has visto, si hago campaña la gente me va a votar".

Quizá este sea el secreto de Lory. Fantasear. Quitarnos de encima el peso del agobio, de la cola del paro, de la hipoteca, de volver tarde a casa de la oficina, de la lista de preguntas que me quedan por hacerle.

Suena la campana. Se acaba la entrevista. Ya no odio Disneylandia.



share