PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

El London Bridge en China o la ciudad que clona los puentes del mundo

H

 

En Shuzou hay 56 réplicas de puentes occidentales: es el urbanismo mimético

Natxo Medina

07 Junio 2014 13:28

La llaman la Venecia de Oriente, ya que el 35 por ciento de su territorio está cubierto por agua, y sus canales son parte importante de su tejido urbano. Pero los recientes planes urbanísticos de Suzhou pueden conseguir que acabe siendo conocida en breve como la Ciudad Clónica. ¿Por qué? Sus responsables se han embarcado en un febril proceso de urbanismo mimético. Lo que quiere decir que están haciendo crecer la ciudad a base de clonar edificaciones ya existentes y muy reconocibles de otros países. No sólo estamos hablando de complejos residencias que imitan las maneras holandesas, sino de algo mucho más llamativo: 56 puentes de la ciudad son copias de puentes icónicos de otros lugares del mundo.

Así, en Suzhou podemos encontrar réplicas de la Torre de Londres, el puente del puerto de Sidney o el de Alejandro III de París. Las reconstrucciones no son exactas, suelen ser más pequeñas y sobre todo están construidas en materiales más pobres y en mucho menos tiempo que los originales. Pero a efectos prácticos y a primera vista son muy parecidos. Se construyeron así para cubrir una necesidad de ampliación de la ciudad, pero sobre todo con el objetivo en mente de ganar exposición mediática y atraer turistas. Sólo de esa manera, se explica que los planificadores urbanos de la ciudad rechazasen el estilo tradicional de los puentes y construcciones fluviales de la ciudad, que son los que verdaderamente forman parte de su identidad.

Fiebre por la "duplitectura"

En Shuzou hay 56 réplicas de puentes occidentales: es el urbanismo mimético

Por sorprendente que pueda parecer esta decisión, esta fiebre por la mímesis arquitectónica, que algunos expertos empiezan a denominar “duplitectura” no es para nada nueva en China. Ejemplos: en Chengdu, 200.000 personas habitan en una copia de Dorchester, Inglaterra. En Shanghai tenemos una aproximación a una antigua ciudad inglesa llamada Thames Town (que permanece desierta). En Huizhou una copia del austriaco resort Hallstat. Y en Hangzhou van todavía más allá y se han montado unos Campos Eliseos con su Torre Eiffel incluida. Un fenómeno que simboliza el desatado momento social y económico en el que el país está envuelto, en el que confluyen planes de desarrollo urbanístico acelerado, una explosión de capital financiero y una sed ciega de reconocimiento internacional. La idea es capitalizar el éxito simbólico de los iconos reproducidos, a la vez que se dan muestras de la nueva soberanía económica del país que va de la mano de la especulación urbanística salvaje.

Ante estos cambios, los residentes se muestran divididos. Estos hitos culturales ajenos aparecen para muchos como intrusos, erosionando la identidad de la ciudad y sus habitantes, y son marcas de un nuevo contexto de relaciones urbanas. No es de extrañar que sólo los más jóvenes valoren positivamente tanto estos puentes-clon como otras construcciones miméticas de la ciudad. Y eso es sólo porque muchos los utilizan como fondo para hacerse fotos. Es la mentalidad del ciudadano como turista llevada al paroxismo hasta el punto de influir en la planificación del territorio.

Una muestra más de cómo el capitalismo urbano, en su incapacidad para generar identidad común, regurgita elementos del pasado y es incapaz de darles nueva vida real. Algo que habíamos visto en otras ocasiones, sobre todo en la construcción de parques temáticos o casinos (famosas son las reproducciones del Lido de Venecia en Las Vegas, por ejemplo), pero que no esperábamos encontrarnos a la hora de abordar la ampliación de una ciudad. La manera en la que los habitantes de Suzhou adopten o rechacen estos intrusos nos dirá a la larga si el modelo es aceptable o un fracaso. La experiencia y la intuición nos acercan más a lo segundo.

Shuzou

En Shuzou hay 56 réplicas de puentes occidentales: es el urbanismo mimético

share