Actualidad

El yerno de Trump también está dentro del embrollo del espionaje ruso

Jared Kushner será interrogado como parte de la investigación sobre las interferencias rusas en las elecciones estadounidenses

El escándalo de espionaje ruso vuelve a salpicar la Casa Blanca y esta vez al círculo más cercano del presidente. El yerno y asesor de Donald Trump, Jared Kushner tendrá que comparecer ante el Senado por las reuniones secretas que mantuvo con el Kremlin cuando aún gobernaba Barack Obama.

El Comité de Inteligencia del Senado quiere interrogar a Kushner como parte de su investigación sobre las interferencias rusas en las elecciones estadounidenses. La razón de la comparecencia se debe a dos entrevistas que el yerno de Trump mantuvo con mandatarios rusos el pasado mes de diciembre. La primera con el embajador ruso en Washington, Sergi Kislyak y la segunda con el responsable del banco público de desarrollo ruso Vnesheconombank, Sergey N. Gorkov.

La reunión con Kislyak se produjo en la Torre Trump junto al ex asesor de seguridad nacional, Michael Flynn, que dimitió en medio de la controversia por sus contactos con el Kremlin.

Días después del encuentro con Kislyak, Kushner se reunió con Gorkov, sancionado por la Administración Obama después de la anexión de Crimea. Los investigadores del Senado quieren saber si la reunión con el banquero ruso buscaba asegurar financiación para las reformas de un edificio en Manhattan propiedad del grupo inmobiliario de la familia Kushner y que él mismo dirigía.

Sin embargo, el secretario de prensa de la Casa Blanca, Sean Spicer, señaló que no había nada "perverso" acerca de la reunión de Kushner con el embajador de Rusia, y añadió que Kushner se había "ofrecido" voluntariamente para responder a las preguntas de la comisión del Senado, tal y como recoge The Guardian.

Kushner es la mano derecha de Donald Trump. A sus 36 años y casado con la hija del presidente, es el principal asesor en política exterior sin tener apenas experiencia diplomática. Desde el lunes, se sabe que Kushner será el futuro jefe de la Oficina de Innovación Empresarial destinado a incorporar una "visión empresarial". Es indudable que su poder ha ido creciendo en Washington.

Las acusaciones sobre las interferencias rusas son la pesadilla de la Casa Blanca. En menos de dos meses, ha dimitido el general Flynn y el FBI está investigando la posible coordinación de Trump con Putin contra la campaña de Clinton. Aunque todavía no hay nada probado contra Kushner, el interrogatorio ante el Senado daña el círculo más íntimo de Trump.

El marido de Ivanka Trump, esta semana está en el foco de la noticia para bien y para mal. Mientras el pasado lunes, Trump le asignó un nuevo puesto, este martes es cuestionado por sus relaciones con los rusos. Si el Senado falla contra Kushner, la noticia caerá como un jarro de agua fría en la Casa Blanca.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar