PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Francia prohibirá en 2040 la venta de vehículos de gasolina y diésel

H

 

La medida se ha conocido un día después de que Volvo informara de que a partir de 2019 solo fabricará coches eléctricos o híbridos

PlayGround

07 Julio 2017 11:42

Getty Images

El gobierno de Emmanuel Macron busca hacer del mundo un lugar más libre de contaminación. Así lo manifestó esta semana al anunciar que a partir de 2040 la venta de vehículos de gasolina y diésel estará prohibida.

La medida, que es una forma de mantenerse en el camino que está siguiendo para cumplir los objetivos del Acuerdo de París, fue comunicada un día después de que Volvo informara de que a partir de 2019 solo fabricará coches eléctricos o híbridos.

"Estamos anunciando el fin de la venta de coches de gasolina y diésel para el año 2040", dijo el ministro francés de Ecología, Nicolas Hulot, quien ensalzó la propuesta al catalogarla de "verdadera revolución". 



A pesar de que el ministro reconoció que llegar al punto esperado podría resultar "complicado" para la industria automotriz, está seguro de que se sobrepondrá al cambio. "Nuestros fabricantes de automóviles tienen suficientes ideas en el cajón para cumplir esta promesa... que también es un problema de salud pública".

Resultado de imagen de electric cars

Se trata de una medida que no persigue más objetivo que hacer del mundo un lugar mejor. Pero al establecer 2040 como fecha, se ha quedado detrás de otros países que han prometido cumplir sus promesas en un lapso inferior.

Noruega, con la mayor cantidad de coches eléctricos del mundo, se ha comprometido a solo vender coches eléctricos a partir de 2025. El paradigma cambiará de la misma forma y en el mismo año en los Países Bajos, en India ocurrirá en 2030 y en algunos estados federales de Alemania también en 2030.

Pero Reino Unido, con sus objetivos fijados para 2040, se encuentra en la misma posición de Francia. Algo que avivó las críticas de activistas y otros políticos acusándole de combatir la contaminación a paso lento.


La medida fue comunicada un día después de que Volvo informara de que a partir de 2019 solo fabricará coches eléctricos o híbridos



Además de perseguir un objetivo ambiental, la decisión del gobierno de Macron también podría tener una motivación económica. El mundo conoció su objetivo después de que el centro de investigación Bloomberg New Energy Finance presagiara que, representando el 54% de las ventas en 2040, el dominio de los coches eléctricos en el mercado sería más acelerado de lo esperado.

Es un plan con puntos débiles y fuertes. Pero el director de WWF Francia y expolítico que formó parte de la adminsitración de François Hollande, Pascal Canfin, ha optado por quedarse con la parte más favorable. En su opinión, esta política, que llega más lejos de lo que han hecho el resto de Gobiernos del país, "coloca a Francia entre los líderes de la acción climática en el mundo", dijo a la radio France Inter.

share