Actualidad

Los lunes no están mal, es mi trabajo lo que apesta

El arte callejero del alemán Dropix incomoda y mola a partes iguales

No engañas a nadie en Tinder. Blancanieves ahorcada. Micky Mouse alcoholizado. Minnie metiéndole mano. La muerte siguiéndote en Twitter. La cena de la Dama y el Vagabundo con un invitado inesperado: Facebook.

Estas son las imágenes que se forman en la mente del artista Dropix, que decora las calles de Bonn, en Alemania, con mensajes como estos, no demasiado cómodos para nuestras cada vez más digitales vidas. Por eso nos gusta, porque lo que queremos escuchar ya se dice demasiadas veces.

Para ello, Dropix usa a personajes infantiles, especialmente procedentes de la factoría Disney. También Mario, Snoopy o Kenny de South Park se encuentran en diversos problemas afectivos, económicos, laborales o relacionados con alguna toxicomanía.

Su mensaje es claro: la vida no es ningún dibujo animado.

Alguien tenía que decirlo

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar