PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Dimite el consejero de seguridad de Trump por mentir sobre sus contactos con Rusia

H

 

Michael Flynn ha presentado su dimisión después de que el FBI revelara que mantuvo conversaciones sobre las sanciones a Rusia con el embajador ruso de EEUU antes de ser nombrado para su puesto

Margaryta Yakovenko

14 Febrero 2017 12:06

La Casa Blanca vive su primer gran tropiezo desde que Trump tomó posesión como presidente de EEUU. Este lunes, Michael Flynn, consejero de seguridad nacional, ha presentado su dimisión al presidente tras la emisión de unos informes que certifican que engañó a funcionarios de alto nivel de la administración, incluido al vicepresidente Mike Pence.

De acuerdo a los informes, elaborados tras una investigación del FBI sobre los vínculos de la campaña de Trump y el Gobierno ruso, Flynn mantuvo conversaciones con el embajador ruso Sergei Kislyak sobre las sanciones impuestas a Moscú por Barack Obama antes de asumir su cargo.

Las intercepciones del FBI confirman que lo peor del caso, y lo que ha provocado la caída del consejero de seguridad, es que Flynn habría mentido descaradamente al vicepresidente Pence y por culpa de esa mentira el vicepresidente llegó a afirmar públicamente ante los medios que la conversación con el embajador ruso nunca tuvo lugar.


De acuerdo a los informes, elaborados tras una investigación del FBI sobre los vínculos de la campaña de Trump y el Gobierno ruso, Flynn mantuvo conversaciones con el embajador ruso Sergei Kislyak sobre las sanciones impuestas a Moscú por Barack Obama


¿Quién es Flynn?

El consejero de seguridad nacional era un general retirado del ejército que había trabajado durante dos años como director de la CIA antes de ser forzado a dimitir por desacuerdos con miembros de la administración Obama.



Durante la campaña de Trump fue uno de sus apoyos clave. Fue Flynn las voz que enunciaba aquel "¡Encerradla!" en referencia a Hillary Clinton en la Convención Nacional Republicana y quien el año pasado llegó a escribir en su cuenta de Twitter que "el miedo a los musulmanes es racional".

La relación con Rusia parece venir de largo y ha sido uno de los motivos por el que más se le ha criticado cuando se conoció su designación. Por lo visto, en 2015 Flynn acudió a una gala de Russia Today en la que se sentó al lado del presidente Vladimir Putin y además admitió haber cobrado por el viaje.


Durante la campaña de Trump fue uno de sus apoyos clave, la voz que gritaba a Hillary Clinton "¡encerradla!" en la Convención Nacional Republicana y el que el año pasado llegó a escribir en su cuenta de Twitter que "el miedo a los musulmanes es racional"


¿Cómo se ha justificado?

Tras el escándalo, que salió a la luz el mes pasado, Flynn ha justificado su dimisión con una carta en la que asegura que no mintió sino que no lo contó todo. "Desafortunadamente, por el ritmo de los acontecimientos, informé inadvertidamente con información incompleta al vicepresidente y a otros sobre mis llamadas con el embajador ruso", escribió Flynn.

Pero a pesar de reconocer en parte su error, en su escrito de dimisión Flynn mantiene que las conversaciones "son una práctica estandarizada en cualquier transición de tal magnitud" y que solo pretendía "facilitar una transición fluida y empezar a construir una relación necesaria entre el presidente, sus asesores y líderes extranjeros".

La realidad es que las conversaciones, cuando se mantienen fuera del protocolo diplomático y cuando aún el presidente ni siquiera ha asumido el cargo y el país está liderado por otra persona, constituyen una violación de la Ley Logan, una ley destinada a evitar que los civiles se dediquen por su cuenta a la diplomacia.



¿Cómo ha salido a la luz la mentira?

Lo curioso del caso no es solo la relación que el consejero de seguridad pretendía tener por su cuenta con un gobierno extranjero, sino la forma en la que esa relación ha sido desvelada.

De acuerdo a The Washington Post, Sally Q. Yates emitió un mensaje dirigido al abogado de la Casa Blanca en el que revelaba que se temía que Flynn había engañado a funcionarios de la administración acerca de sus comunicaciones con el embajador ruso y advertía que el personaje era especialmente susceptible al chantaje ruso.


Sally Q. Yates emitió un mensaje dirigido al abogado de la Casa Blanca en el que revelaba que se temía que Flynn había engañado a funcionarios de la administración acerca de sus comunicaciones con el embajador ruso y advertía que el personaje era especialmente susceptible al chantaje ruso.


Para el que no le suene el nombre de Sally Q. Yates, no se trata de otra persona que de la fiscal general estadounidense a la que Trump despidió de forma fulminante cuando publicó una carta pidiendo a los abogados que no defendieran el veto migratorio de Trump.

Tras aceptar la dimisión de Flynn, Trump ha nombrado a Joseph Keith Kellogg, un general retirado que combatió en la guerra de Vietnam, como su sustituto inmediato.

share