Actualidad

Todo es buen rollo hasta que eres negro y das con la poli de Nueva York

Decididamente no es buen momento para las relaciones entre la NYPD y sus conciudadanos negros

Bueno, la cosa va así. La estrella de la televisión americana Ellen Degeneres lanzó antes de navidades una pequeña broma que consistía en desafiar a los telespectadores -y no solo a estos, claro, la idea ha ido cogiendo más y más presencia- a que se pusieran a bailar detrás de cualquier desconocido en la calle.

Cuando el desconocido se gire, alertado quizá por el ruido del aire al mover los brazos o por la propia respiración pesada del improvisado bailarín, este último debe disimular como si no pasara nada. El desafío ha recibido la etiqueta #DareDances, y son muchos los que han respodido al reto. Alexander Bok iba bien hasta que se topó con una patrulla de la famosa NYPD, la poli de Nueva York.

Dancing while black

El simpático Bok, youtuber que se presenta a si mismo como tu bromista favorito, comienza su andadura en la estación central neoyorquina. Al ritmo de la canción más reproducida de la historia de YouTube, las reacciones de la gente son las habituales: sorpresa, susto, algo de temor al sospechar de las intenciones de Bok... Incluso vemos a un señor ensimismado con su móvil que tarda 20 minutos en percatarse del bailoteo de nuestro amigo.

Entonces salió a la calle. Trató de bromear ante varios miembros de la NYPD. Tras la alerta del conductor de una furgoneta paradaa escasos metros de la escena, estos se giran y comienza un triste final para la comedia de Bok. Zarandeado, insultado y rodeado por hasta media docena de policías, es finalmente empujado al suelo con desprecio.

¿Habría actuado así la policía con la propia Ellen Degeneres, fuente de la broma? Justo cuando las campañas I Can't Breathe y Criming While White protestan por el no procesamiento del agente de policía Daniel Pantaleo por la muerte del afroamericano Eric Garner en Staten Island el pasado julio, nos hacemos otra pregunta: ¿Es esta una demostración del nerviosismo y desconfianza que tienen parte de los miembros de la policía norteamericana tras un año que ha devuelto la brutalidad racista policial al primer plano?

Parece que ni el espíritu navideño ni un inocente Gangnam Style consiguen lo imposible: relajar a la policía norteamericana

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar