Actualidad

Confirmado: realmente no sabemos lo que queremos decir cuando usamos un emoji

Un estudio revela que cada persona interpreta un mismo emoticono a su manera ಠ_ಠ 

La comunicación por emoticonos es un desastre. A pesar de que diez millones de emoticonos fueron enviados solo en Twitter el año pasado y la mitad de los posts en Instagram contienen algún emoji, su interpretación se está convirtiendo en un caos.

Esta es la conclusión a la que ha llegado un estudio realizado por la Universidad de Minnesota que ha descubierto que, en realidad, existen grandes discrepancias en la forma de interpretar el significado de un emoji insertado en una conversación.

Actualmente el lenguaje de emoticono ha crecido tanto que parece que tengamos un símbolo para cada sentimiento, pero esto no es así.

En cada aparato móvil o red social, el mismo emoticono muta y se representa de una forma diferente, lo que sin duda complica la comunicación, en la medida que complica la interpretación de los símbolos.

Por ejemplo, el emoji de la cara sonriente que enseña los dientes tiene 17 variaciones diferentes dependiendo del dispositivo móvil o la red social donde lo uses.

En teoría es el mismo emoji, una cara sonriente, expresión de alegría, aprobación o risa. Sin embargo, no todos los usuarios relacionan esa cara con un sentimiento positivo.

De hecho, un estudio llevado a cabo por la Universidad de Stanford revela que la versión de Apple provoca una fuerte reacción negativa en las personas. Más que felicidad, la gente interpreta que expresa una mezcla de retintín y mordacidad.

Los emoji son tan populares entre las personas porque somos tremendamente malos interpretando el significado de una frase escrita en la que solo hay palabras. Solo hay que pensar en las miles de discusiones de pareja que provoca la comunicación por WhatsApp en la que cada uno interpreta la frase a su manera.

Un estudio de la Universidad de Illinois encontró que las personas que interpretan con precisión emociones como el sarcasmo en un mensaje escrito no superan el 56 por ciento. La proporción se elevó al 73 por ciento cuando las mismas palabras fueron entregadas en forma de grabación de voz.

Aunque en la década de 1900 el código Morse utilizó números para transmitir emociones, no fue hasta 1982 cuando se inició el actual uso de emoticonos en línea con una tabla con primitivos símbolos como ":-)" .

Los emojis actuales han evolucionado, sí, pero la comunicación por mensaje sigue siendo igual de fragmentaria.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar