PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Clinton acaba de culpar al FBI, a Putin y a la misoginia de su derrota electoral

H

 

"Si las elecciones se hubiesen celebrado el 27 de octubre, yo sería su presidenta"

alba losada

03 Mayo 2017 16:09

Después de seis meses de las elecciones presidenciales de Estados Unidos, Hillary Clinton se ha atrevido a señalar a los culpables de su derrota electoral.

Como dijo en la conferencia Women for Women a la periodista de la CNN Christiane Amanpour, los tres responsables de que, en parte, no llegara hasta la presidencia de EEUU fueron los hackers rusos, el director del FBI, James Comey, y la misoginia. Un último factor que incluyó alegando que, al igual que en el resto del mundo, la igualdad entre hombres y mujeres es una carencia en su país.

En su opinión, tenía todos los puntos para presidir el Despacho Oval de la Casa Blanca hasta que llegaron dos inesperados contratiempos. El primero fue la filtración de correos electrónicos que la candidata demócrata había enviado a su presidente de campaña, John Podesta. Unos comprometidos documentos que perjudicaron su reputación al ser publicados en el portal de Wikileaks después de que fueran presuntamente robados por hackers rusos.

Señaló a Rusia amparándose en la evidencia de que "cada día" se desvelan más detalles sobre como el Kremlin influyó en las elecciones. Algo que para ella consiste en una "intervención sin precedentes de una potencia extranjera cuyo líder no es miembro de mi club de fans", dijo con ironía refiriéndose al presidente de Rusia Vladimir Putin, con quien tuvo ciertas diferencias mientras era secretaria de Estado.

Mashable hillary clinton annoyed hillary clinton GIF

El segundo contratiempo tiene nombre y apellido: James Comey. El director del FBI reveló ante el Congreso que se habían descubierto una serie de correos electrónicos cruciales para una investigación que pretendía averiguar si Clinton había utilizado indebidamente un servidor privado de correo electrónico durante la Secretaría de Estado.

Dos días antes de las elecciones, Comey rectificó alegando que la mayor parte de los correos eran personales o copias de otros que ya se habían investigado. Ya no corría el riesgo de enfrentarse a ningún cargo, pero era tarde para ganar las elecciones. Según la candidata demócrata, aquel gesto ya había calado en parte de la población y en ciertas personalidades que confiaban en ella. "Si las elecciones hubiesen celebrado el 27 de octubre, yo sería su presidenta", aseguró Clinton en la conferencia Women for Women.

A pesar de que, por otra parte, asumió "toda la responsabilidad de su derrota", se negó a reconocer las debilidades de su estrategia o de su mensaje. Una actitud que fue criticada por el estratega demócrata Robert Shrum, quien a pesar de tener simpatía por ella considera que "no se puede simplemente culpar a los hechos que se desencadenaron. Según Shrum, para tener credibilidad tendría que empezar diciendo: 'Estas cosas que me sucedieron realmente me dolieron, y podrían haberme costado las elecciones, pero también hubo decisiones que me gustaría haber hecho de otra forma".


"Si las elecciones hubieran sido el 27 de octubre, yo sería su presidente"


Las declaraciones de Clinton tampoco dejaron indiferente a Donald Trump, quien ofreció su versión de los hechos en dos tweets: "El Director del FBI, Comey, fue lo mejor que le pasó a Hillary Clinton porque le sirvió de justificación para muchas malas acciones... La falsa historia de Trump / Rusia fue una excusa utilizada por los demócratas como justificación para perder las elecciones. ¿Quizá Trump hizo una gran campaña?".

Clinton se ha mantenido lejos de las cámaras durante los últimos meses. Pero ayer aseguró que está de vuelta, que "está lista" para formar parte de "la resistencia" al Gobierno de Trump como "una ciudadana activista".

share