Actualidad

El pastor africano que quiere que se use el condón para prevenir el SIDA

"Existe una mentalidad de que si defiendes el uso de preservativos, estás alentando a la fornicación, pero está ocurriendo de todas maneras y como consecuencia aumenta en número de afectados por el SIDA", explica el joven clérigo de Malaui

Un joven clérigo presbiteriano está desafiando uno de los tabús más antiguos de Malaui (en el sureste de África): el uso del condón para ayudar a frenar la pandemia de VIH en el país. Chatonda Mhango quiere que la anticoncepción sea discutida como un medio de prevención del VIH y SIDA en las iglesias. Una propuesta que condenan ampliamente las instituciones religisoas del África subsahariana por alentar a "la promiscuidad y la fornificación".

Malaui es uno de los nueve países africanos en los que más del 10% de la población tiene SIDA. La tasa asciende hasta el 17% en las zonas urbanas. El número de infectados por SIDA a nivel mundial consiguió frenarse en 2010, pero todavía asciende a dos millones de infectados, una cifra que dista mucho del objetivo de Naciones Unidas, que se propuso reducir el número de afectados a 500.000 para el año 2020.

"Se trata de la vida y la muerte y aquí la gente se está muriendo", explicó el joven Mhango al diario británico The Independent, que ha perdido la cuenta del número de muertos por sida en su país. "Lo más triste es que la iglesia está dando la espalda a la realidad", relata.

Este licenciado de 28 años es responsable de los jóvenes miembros de la Iglesia del Sínodo Presbiteriano de África Central (CCAP) en el barrio de San Agustín de Mzuzu. Mhango no cree que los condones deban ser repartidos durante los servicios de la iglesia pero si quiere que su uso sea discutido en las reuniones de jóvenes que se congregan en la institución.

La iglesia dice abstenerse, abstenerse, abstenerse, pero la gente no está absteniéndose y el número de infectados de sida no para de crecer

"Bíblicamente, yo diría que no, no podemos hablar de condones en la iglesia, pero en grupos especiales, estaría bien", explica Mhango, que no bebe y no tiene relaciones sexuales con su novia porque no están casados.  

Las escuelas y organizaciones no gubernamentales de Malaui promueven el método ABC para evitar las enfermedades de transmisión sexual:  abstenerse, ser fiel (a una pareja no infectada) y "condomizarse", palabra "slang" que hace referencia a ponerse un condón. Sin embargo, algunas iglesias de Malaui han reinterpretado el mensaje de esta manera: abstenerse, ser fiel o "usar a Cristo".

"La iglesia dice abstenerse, abstenerse, abstenerse, pero la gente no está absteniéndose y el número de infectados de sida no para de crecer". "Alguien, en algún lugar, no está siendo fiel, por eso es importante hablar también de condones. Existe una mentalidad de que si animas a usar condones, estás alentando a  la fornicación, pero es que eso está suciendo igualmente".

Mhango también culpa a los falsos profetas, que dicen tener poderes curativos a través del rezo, de agravar la pandemia. Temitope Balogun Joshua, conocido como TB Joshua, un pastor nigeriano, televangelista y filántropo, es el ejemplo más obvio. Este apela al rezo para curar la enfermedad.

[Vía: The Independent]

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar