Actualidad

Berghain: el Papá Noel del techno publica sus memorias

Sven Marquardt es el hombre que decide quién entra y quién no al célebre club berlinés; y ahora, además, es escritor

Érase una vez, en un país muy frío y lejano, un abuelo con tatuajes que guardaba las puertas de un enorme castillo. Aquel país se llamaba La Noche Berlinesa, y aquel castillo era conocido por todos como el emblemático Berghain. Durante años, los jóvenes aspirantes a príncipes del techno debían visitar aquel castillo si querían realmente convertirse en alguien importante en la vida. Berghain era la meca de los pastilleros, la meca de los DJ, la meca de todo postadolescente amante de la velocidad y del insomnio.

Pero no todo el mundo podía acceder a aquel santuario, ni ser bendecido con su luz tenue y sus decibelios. Muchos lo han intentado, pocos lo han conseguido: el abuelo de los tatuajes siempre estaba allí para frenar a todo mediocre enclenque que no fuera digno de su parecer. El abuelo más mítico del techno, el cancerbero más adorable y peligroso de La Noche Berlinesa ahora se ha animado a sacar un libro, y eso, para todos los fanáticos de lo nocturno y lo perverso, es algo completamente épico e imprescindible.

La noche es vida

Con tatuajes en la cara y en el cuello. Con unos piercings que recuerdan a terribles colmillos de vampiro. Con ropa oscura, medio gótica, medio punk, medio de gala de los Óscar, el famoso Sven Marquardt es sin duda una de las figuras más importantes de la cultura nocturna gracias a su trabajo como “gorila de discoteca” en Berghain, el club berlinés al que todos los amantes de la música electrónica y de la fiesta quieren ir alguna vez en su vida.

Los que han estado allí saben lo duro que es enfrentarse a este portero, quien, después de largas horas haciéndote esperar en el frío berlinés, es capaz de no dejarte pasar porque no le gusta tu acento guiri, porque no tienes cara de ir a aguantar lo que una vez dentro te espera, o simplemente porque no le molan un pelo tus zapatillas de marca. Sin embargo, si resulta que le gustas y que todo está bien con tus pintas y con tu actitud, serás uno de los afortunados en acceder a su particular paraíso.

10 años dándolo todo

Pero Sven Marquardt no es solo el que decide quién entra y quién no en la fortaleza. Gracias a sus varios talentos —el de fotógrafo, el de orador, el de simple agitador y líder de masas—, la prensa musical y de tendencias lo ha acogido con cariño, y ha acabado por convertirlo en todo un icono.

Ahora, además, con motivo de los diez años de existencia del club, Marquardt ha inaugurado una exposición de retratos y fotografías de la vida berlinesa más hardcore, y ha publicado un libro en el que cuenta no sólo sus memorias, sino también las de toda una generación de artistas, músicos y simples devotos de lo electrónico que han pasado por la sala, y que han sido aceptados por sus especiales retinas.

Papá Noel del techno. Gurú de la noche. Abuelo de cuento de hadas maléficas. Rey absoluto de la movida de Berlín.

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar