Actualidad

Acaban de crear el sol artificial más grande del mundo

En busca del combustible del futuro

Alemania ha creado el sol artificial más grande del mundo. A 19 kilómetros al oeste de Colonia, unos científicos han instalado 149 lámparas enormes capaces de generar en conjunto una luz 10.000 veces más intensa que la de nuestra estrella cuando impacta la superficie de la Tierra.

"Si se entrara en la habitación cuando está encendida, uno se quemaría directamente", precisa el profesor Bernard Hoffschmidt, director del Centro Aeroespacial Alemán, a The Guardian.

No se han vuelto locos ni pretenden poner luz a sus días nublados, sino utilizar la energía para producir un combustible que deje de dañar a nuestro convaleciente planeta. Synlight, como se conoce a la instalación, puede enfocar todas las lámparas y dirigir su luz a un solo punto para alcanzar temperaturas hasta los 3.500ºC.

El objetivo es fabricar un combustible solar en concreto, el del hidrógeno, y almacenarlo para su uso posterior. El hidrógeno es una fuente limpia que podría impulsar aviones y automóviles, pero actualmente se extrae del gas natural, lo que implica emisiones de carbono.

Para terminar con la contaminación, se utilizará el gigantesco sol artificial para experimentar y averiguar cómo se puede obtener el hidrógeno directamente de la luz natural. Aunque encender el Synlight consuma en cuatro horas tanta electricidad como en una casa de 4 miembros durante todo el año, los investigadores alegan que vivimos en una carrera contrarreloj.

"Necesitábamos miles de millones de toneladas de hidrógeno si queremos conducir aviones y coches con combustible libre de CO2. El cambio climático se está acelerando, por lo que necesitamos acelerar la innovación".

La esperanza es que este sol alumbre el camino.

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar