Noticias

Deportada con 12 libras en el bolsillo y tras 27 años viviendo en Reino Unido

Irene Clennell tiene un marido, dos hijos y una nieta del Reino Unido pero le denegaron la renovación del visado y la mandaron con lo puesto a Singapur. "No tiene ni ropa interior limpia", lamentó su marido

Llevaba 12 libras en el bolsillo y hacía 27 años que vivía en Reino Unido.

U n marido, dos hijos y una nieta británicos tampoco fueron suficientes para evitar una deportación que no esperaba.

Natural de Singapur y vecina de Ouston, en el condado de Durham, Irene Clennell fue deportada el pasado domingo después de que un control rutinario de inmigración comprobara que tenía el visado vencido.

"No sé qué haré cuando aterrice. Llamé a mi hermana y me dijo que no me puede hospedar.", contó a Buzzfeed la mujer de 53 años que llevaba en Reino Unido desde 1988

"No lleva nada, todas sus ropas están aquí. ¿Qué se supone que hará con 12 libras? No tiene ni siquiera ropa interior limpia y ni tampoco lugar para ir", lamentó su marido,  John.

Una rendija de luz se coló en su horizonte cuando un lector de 'The Guardian' se ofreció para hospedarla en Singapur tras conocer la noticia.

La hermana de  su mardio y cuñada de Irene, Angela Chennell, lanzó una campaña en internet para conseguir fondos necesarios para llevar el caso a la justicia.

En la tarde de este lunes, había recaudado 36.000 de las 40.000 libras que necesitan.

"Su marido John -mi hermano- está seriamente enfermo y ella es su única cuidadora", explicó Angela Clennell en la web donde pedía ayuda. También apuntaba a "las injustas normas del gobierno" en su escrito.

Según informa El País, los largos periodos que Clennell pasó cuidando de sus padres en Singapur invalidaron el permiso de residencia indefinida que tenía. Sus intentos por recuperarlo fueron en vano, según la familia.

La decisión deriva de un reciente fallo del Supremo, que da validez a una polémica decisión del gobierno con respecto a los cónyuges extranjeros que quieran vivir en Reino Unido.

Para obtener un visado matrimonial, el cónyuge británico tiene que demostrar ingresos superiores a 18.600 libras al año y el solicitante largos periodos de residencia ininterrumpida en el país. La ley fue aprobada cuando la actual primera ministra Theresa May lideraba el ministerio de Interior del gobierno de David Cameron. Pero el fallo del Supremo le da validez después de una apelación.

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar