PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Cerrar

Playground magazine

Discos

Álbumes

How I Got Over | PlayGround | Albums musica

The Roots

How I Got Over

8.8

Artista: The Roots



DEF JAM


De esencia dramática, confesional y melancólica, “How I Got Over” pasa por convertirse en el gran disco de hip hop de la era de la recesión. Ningún artista ni ninguna banda adscrita al género había manifestado con tanta precisión y humanidad la incertidumbre, las dudas, el pesimismo desconsolado y el optimismo contenido que genera por sí misma una época en la que cada desgracia, cada contratiempo, supone una carga más en las espaldas de la fe. La fe en Dios, en el hombre o en al arte, que son los tres ejes temáticos y argumentales que condimentan la propuesta lírica de un álbum que duele en el alma. Hacía demasiado tiempo que de un disco de hip hop no emanaba tanta emoción y sentido común, y en los dos frentes, además, para acabar de engrandecer todavía más su recorrido: rimas y ritmos, letras y música exhiben una inteligencia y elegancia fuera de lo común. Por si no ha quedado claro ya: abordamos uno de los títulos más importantes de la temporada.

El regreso de la banda de Filadelfia pivota alrededor de dos grandes ambiciones. La primera, integrar las fuertes influencias y el reconocido apego de ?uestlove al indie-rock contemporáneo en un contexto de continuismo y fidelidad máxima a los patrones expresivos de su discurso. Tengo la impresión de que la idea pasa, también, por su intención de dotar a las canciones de más fuerza melódica y mayores recursos emocionales, a tenor del empleo exageradamente lúcido e inteligente de las voces de Joanna Newsom, Jim James, Patty Crash o Dirty Projectors. La sapiencia y el talento creativo del grupo queda demostrado en la manera en cómo ensamblan todas estas colaboraciones sin meterse en camisas de once varas crossover, sin entregarse por completo a una idea equivocada de fusión o cruce de caminos. No es un disco de indie-rock y rap, es un disco de The Roots con aportaciones vocales en su punto, que tienen todo el sentido del mundo escuchadas en el contexto del álbum. Por ejemplo, “Dear God 2.0”, con Jim James, cantante de My Morning Jacket, y el apoyo del resto de Monsters Of Folk, tiene más apariencia de llanto de soul-noir, muy en la línea del resto de minutos del trayecto, que de composición folk-rock metida con calzador. Son sólo piezas de un puzzle coherente y lógico.

Y, de hecho, para no perder el norte, el elenco de invitados hip hop y soul es potente y cien por cien acorde con la estética y el mensaje de las canciones: Blu, Phonte, John Legend, Dice Raw, Truck North o el prometedor STS. Musicalmente, “How I Got Over” es una versión más estilizada, suave y melódica de su predecesor, “Rising Down”, pero infinitamente más fresca, dinámica y memorable. Mandan el piano y la batería musculosa de ?uestlove, a modo de loops y beats, y a ellos se suman los teclados, la guitarra y el bajo, máquina perfectamente engrasada de rap sombrío con fuertes conexiones soul. El trasfondo casi parece gospel, por el dramatismo y la espiritualidad emotiva que desprenden las canciones, pero la definición más precisa sería la de rap-soul noir, banda sonora ideal para los momentos más convulsos de cualquier película de Spike Lee, por ejemplo. The Roots suenan tristes, dolidos, como si en los tiempos que corren tuvieran claro que no pueden permitirse una salida de tono, una sonrisa, una frivolidad, como si la depresión generalizada que lo cubre todo hubiera contaminado a su música, o más bien como si el grupo hubiera decidido que si su música es un reflejo fiel, natural y realista de la sociedad que le toca vivir, ésta tiene que viajar en paralelo también cuando el ánimo está decaído y las emociones negativas están a flor de piel.

De esto se ocupa la segunda gran ambición del disco: las letras y el concepto. Black Thought siempre me ha parecido un MC infravalorado, que pasaba desapercibido por la singularidad y exotismo expresivo del grupo. Y si habitualmente su rendimiento es alto, aquí la verdad es que ha firmado sus mejores rimas en muchos años. Como si el contexto le inspirara más confianza, como si le motivara más el retrato de la desolación, el rapper nos regala una auténtica exhibición de lírica razonable, sensata, íntima, cercana, dubitativa, melancólica y desconfiada. “How I Got Over” es, por encima de cualquier otra cosa, un disco sobre la duda y el desconcierto existencialista. En “Dear God 2.0” se repasa el cataclismo al que se dirige el mundo para plantearse una crisis de fe. “Dear God, I'm trying hard to reach you / Dear God, I see your face in all I do / Sometimes it's so hard to believe it / But God, I know you have your reasons”. Y acto seguido, Black Thought se cuestiona cosas: “If I don't make it through the night, slight change of plans / Harp strings, angel wings and praying hands / Lord, forgive me for my shortcomings / For going on tour and ignoring the court summons / All I'm tryna do is live life to the fullest / They sent my daddy to you in a barrage of bullets / Why is the world ugly when you made it in your image? / And why is living life such a fight to the finish? / For this high percentage, when the sky's the limit / A second is a minute, every hour's infinite”.

En el tema titular reina el desconcierto y el desaliento ante la desesperanza de un futuro incierto y deshumanizado en el que nada ni nadie importa. “Out on the streets, where I grew up / First thing they teach us, not to give a fuck / That type of thinking can’t get you nowhere / Someone has to care”, canta Dice Raw en el estribillo, antes de que Thought muestre su preocupación ante el devenir de una comunidad desamparada: “Somebody's gotta care… / And I swear it isn't fair / In suspended animation, we ain't tryin to go nowhere / Out here in these streets… / We're so young and all alone / We ain't even old enough, to realize we're on our own / Livin’ life in these hard streets / Where it's like they lost they mind / Is there anyway to find? / Are we runnin’ out of time out here? / Listen... Hey, who’s worryin’ bout cha, babe? / When you whylin out, runnin’ around in these streets”. Y la conciencia plena de soledad, tanto en el plano artístico como también en el personal y existencial, como en “Walk Alone”, donde el rapper deja caer toda una declaración de principios: “Walk alone, talk alone, get my Charlie Parker on / Make my mark alone, shed light upon the dark alone / Get my sparkle on, it's a mission I'm embarking on / A kamikaze in the danger zone far from home”. Es un disco que no tiene fin si no te da miedo ni respeto entrar de lleno en un análisis descorazonador del momento.

Exigente con el público –no es fácil meterse a fondo en un viaje por el desaliento global–, aunque también hay lugar para algún pequeño halo de optimismo o esperanza; introspectivo en el concepto y la emoción pero abierto, panorámico e integrador en el sonido y la propuesta musical; fiel a una fórmula y un patrón expresivo, pero también atrevido y rompedor en su modo de aproximarse a otras vías estilísticas; clásico e incluso retro en sus formas, pero moderno y retador en su definición de un rap-soul triste y de esencia trágica, “How I Got Over” sería más redondo y fascinante si no fuera por las dos últimas canciones, que frenan su llegada a la excelencia, tanto por la calidad de las mismas, endeble e impropia del recorrido, como por la sensación de pegotes de relleno que transmiten, sobre todo porque ni estética ni emocionalmente tienen puntos de unión o conexión con todo lo que ha tenido lugar antes. “Web 20/20” y “Hustla” son dos manchas inexplicables, muy desubicadas, en un disco que hasta entonces iba camino del excelente holgado. Por suerte, el daño ya está hecho antes de que lleguen ambos deslices: he aquí un firme candidato a coronarse como uno de los tres mejores discos de hip hop del año.

David Broc

blog comments powered by Disqus
Contenido Relacionado

Videos Las gentes aclaman el esperado y dorado regreso de The Roots - La banda vuelve con "When The People Cheer", primer sencillo de su nuevo álbum, "...And Then You Shoot Your Cousin"

Álbumes The Roots - Undun

Noticias Questlove editará sus memorias en Estados Unidos en junio - Black Thought de The Roots también está siguiendo los mismos pasos literarios y, además, avanza que está trabajando en un disco en solitario

Entrevistas Questlove: “Estados Unidos estuvo a punto de ser Grecia e irse por el desagüe, y Obama fue quien consiguió salvar la situación sin colgarse medallas” - Una conversación con el líder de The Roots sobre la política americana, las próximas elecciones, la longevidad artística, el rap y el indie antes de su actuación en Sónar

Videos Justin Vernon (Bon Iver) y The Roots se unen para crear MAGIA - Escucha su versión de "Holocene" tal y como la interpretaron en el 'late night' de Jimmy Fallon

Últimos discos