Food

Bañan con pintura roja a la sirenita danesa para protestar contra la matanza de ballenas

El color de la sangre tiñe al símbolo de Dinamarca para detener la mayor carnicería de la costa europea

Foto: Jens Dresling/Ritzau via AP

La famosa escultura de la sirenita de Copenhaguen fue rociada ayer con pintura roja. Se desconoce a los autores de la acción, que reivindicaba las matanzas de ballenas piloto que tienen lugar cada año en las Islas Feroe.

“Dinamarca, defiende a las ballenas de las Islas Feroe”, se leía en una pintada a sus pies. Es la misma petición que llevan haciendo los activistas de Sea Shepherds desde los 80: que el gobierno danés, del que dependen en ciertas cuestiones las Islas Feroe, ilegalice la caza en este territorio semiautónomo. Y también la PETA, que recoge firmas para presionar y presionar al gobierno danés.

Porque la caza de ballenas está prohibida tanto en Dinamarca como en toda la Unión Europea. Pero en las Feroe, que no pertenece a la UE, se siguen matando 800 ballenas piloto cada año durante el verano en una matanza que ellos llaman “grindadráp”, del que ya hablamos en este artículo.

Julio y agosto son los meses en los que las costas de este conjunto de 18 islas pobladas por unos 48 mil habitantes se convierten en carnicerías de ballenas. Solamente pueden matar a las ballenas que se acerquen a la orilla así que se ayudan de barcos para acorralarlas. Una vez allí, les seccionan la espina dorsal, el mayor canal de sangre al cerebro, que se derrama rápido y en cascada en el mar.

Las imágenes que capturó Andrija Ilic para Reuters en 2013 son impactantes:

Pero los feroenses defienden esta matanza como parte de su cultura, su tradición y su alimentación. Además, afirman que la caza está controlada, que no se comercia con ella y que no afecta a las poblaciones de estos animales, que no se encuentran en peligro de extinción.

Incluso un miembro del Parlamento danés defendió esta práctica que se remonta al siglo XVI:  “Tenemos un clima muy duro y no hay muchos recursos alimentarios en la zona. Así las cosas, esta es una de las maneras en las que la gente se proveía de alimento en el pasado”, dijo en el programa de radio As It Happens.

“Entiendo las emociones que provocan estas imágenes tan dramáticas. Pero solamente pido que la gente piense más allá… Si lo comparas con la obtención de cualquier otra carne, diría que hay muchos más humanos comiendo cerdo o pollo, cuyos métodos de cría hacen que el animal viva probablemente sin ver el sol nunca, encerrados en espacios muy pequeños por toda su vida”, prosiguió.

Y añadió que “Si eres vegano o si solamente comes carne de animales que viven en condiciones muy buenas, entonces sí creo que tienes el derecho moral de criticar cualquier matanza de animales, incluyendo la caza de ballenas. Pero si eres como el resto de nosotros, que come panceta y pollo cada día, y nunca piensa en las condiciones bajo las que viven estos animales, creo que es hipócrita señalar la caza de ballenas".

Sin embargo, no se entiende esta defensa de la carne de ballena como parte importante de la dieta ya que, por un lado, las islas son autosuficientes y, por el otro, las autoridades sanitarias alertaron ya en 2011 de los altos niveles de mercurio y otras toxinas que se encuentra en la carne de estas ballenas piloto, habitual en los carnívoros, y recomendaron que no se consuma su carne más de una vez al mes.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar