PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Food

Alta tecnología en el menú de los refugiados sirios

H

 

La nueva ayuda alimentaria roza la ciencia ficción

PlayGround

09 Mayo 2016 12:23

Cuando uno piensa en la ayuda alimentaria a la que puede acceder un refugiado sirio, seguramente imagine un paquete cargado de arroz, legumbres, aceite y alimentos enlatados. Si bien es cierto que este tipo de envíos aún son extremadamente vitales, el Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas ha conseguido que muchos refugiados instalados en países vecinos puedan acceder a productos frescos, comprados en mercados locales, gracias a modernos sistemas electrónicos.

Foto: World Food Program

El más extendido es el de las tarjetas electrónicas o tarjetas e-food. De los 4.8 millones de sirios que han buscado refugio en países cercanos a su patria (más de la mitad se hallan en Turquía y el resto en Jordania, Líbano, Irak y Egipto), 1.5 millones ya las utilizan. En ellas se carga un saldo, proporcional al número de miembros de cada familia, para la compra de alimentos en comercios locales. Los beneficios de este sistema son múltiples, ya que permite el acceso a productos frescos, lácteos y carne, impulsa la economía local y aporta información muy valiosa sobre las necesidades de los afectados.

En febrero, esta práctica dio un paso hacia adelante: en algunas tiendas de Jordania ya se puede realizar la identificación electrónica del refugiado escaneando el iris de su ojo. El objetivo de las Naciones Unidas es aplicar este sistema a todos los campos de refugiados del país en los próximos meses.












Foto: World Food Program

A pesar de todo, son muchos los refugiados que esperan poder unirse a estos programas y la ayuda externa continúa siendo muy necesaria. Una de las formas más sencillas y efectivas para colaborar, también ligada a la tecnología, es la app ShareTheMeal. Esta aplicación gratuita propone retos concretos a los que el usuario puede contribuir aportando un mínimo de 0,40 euros. La meta más reciente busca financiar la alimentación de 1400 niños sirios, de entre 3 y 4 años, refugiados en Líbano. Con medios como éste al alcance de la mano, ya no hay excusas para colaborar.

Texto: Anna Pérez


share