PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Fire

Las canciones mienten: el verano es la peor época del año para el sexo

H

 

Raffaela Carrá nunca intentó echar un polvo en Sevilla en agosto, eso está claro

Elena Rue Morgue

28 Julio 2016 11:18

Creo que lo más parecido al infierno en la tierra debe de ser intentar follar en una tienda de campaña al sol de bajona de M en cualquier festival de música. Y follar en la playa entre dos torres de tumbonas rezando por no acabar colgado en Youtube tampoco creo que sea la fantasía erótica de nadie. Las canciones llevan décadas vendiéndonos la película de que el sol y el calor nos ponen a todos en ebullición y el verano es una época de pasión y despiporre como ninguna otra.

Ya vale con esta patraña, el verano es la peor estación del año para follar, aunque toda la industria musical se empeñe en decirnos lo contrario.




1. Raffaella, como cantes esto en el sur igual te sacan de allí a pedradas


A ver, Raffaella, que yo te adoro, pero si no fueras una señora tan estupenda te odiaría por ser la culpable de haber empezado con todo este bulo. Ve a explicarle lo de que "para hacer bien el amor hay que venir al sur" a un matrimonio sevillano en agosto, que no te lo perdonarán ni aunque les instales tú misma un aire acondicionado nuevo.

Lo normal en esta época del año es que si tu pareja se acerca a menos de medio metro cuando estáis en la cama empieces a solterle improperios del nivel "Pepa y Avelino". En caso de consumar, el polvo hace que aumente todavía más la temperatura corporal, así que todo se vuelve una fiesta de sudor en la que vuestros cuerpos resbalan como los de dos atunes con la banda sonora de pedorretas de barriga contra barriga sonando de fondo.



2. Luismi, la chica del bikini azul tenía el culo blanco


Resumiendo: no hay nada más putamente feo que las marcas de bañador. Es como llevar ropa interior tatuada en blanco. Y para aliñar esta ensalada de antierotismo suele ser bastante habitual toparse con un alga-polizón en algún pliegue corporal y que la arena repegada haga que cualquier roce con tu pareja sea más exfoliante que el papel de lija.



3. Sonia, Selena, no es amor, es acoso


Tías, cuando llega el calor, los chicos no se enamoran más. Lo que sí pasa en verano es que los machitos nos dicen el doble de mierdas por la calle. Puede que al ritmo que nuestra ropa mengua, su neurona merme. Pero que quede claro, que lo que aumenta en verano no es el amor, es el acoso.



4. Enrique, cuando bailamos en un garito somos desagradables a casi todos los sentidos


Enriquito en este hit veraniego dice "Que ironía del destino no poder tocarte, abrazarte y sentir la magia de tu olor". Cielo, si estáis bailando a fuego en un garito, si pudieras tocarla y abrazarla estaría pegajosa. Y tú tambien. Y vuestro olor seguramente tendría la misma magia que el de el vestuario de un equipo de fútbol sala. Que no nos engañen los videoclips de pachanga veraniega: con el flequillo pegado a la frente por el sudor y camacheras, sexys no solemos estar.



5. Inna, aquí tenemos más verbenas que pool parties


No voy a ser yo quien le lleve la contraria a Inna, que está claro que esta chica de buenas juergas sabe un rato. Eso sí, si decides ser "more than friends" con tu colega una noche de verano en España, lo más probable es que sea en una verbena en las fiestas del pueblo. Acabaríais dándoos el lote en un descampado, no en una pool party en la que todo el mundo se mantiene sospechosamente bien peinado.

Y casi os tocaría dar las gracias si al día siguiente no descubrís que en realidad sois primos terceros.


share