Books

Kaur es la poeta más vendida del mundo, pero su fenómeno sólo acaba de empezar

En el auditorio no cabe un alma, pero no, no es la presentación del último disco de Ariana Grande o The Weeknd. Es la gira de la poeta canadiense Rupi Kaur

Los carteles de promoción con miles de likes en las redes sociales, las huestes esperando fielmente a que empiece el recital, el auditorio que no cabe un alma. No, no es la presentación del último disco de Ariana Grande, The Weeknd o Kendrick Lamar. Es la gira de la poeta canadiense Rupi Kaur. Con 25 años está dándose un baño de masas mientras presenta al mundo The sun and her flowers, su segundo libro.

La respuesta recibida a lo largo de estos días es sólo una constatación del éxito cuantificable —y quizás sin precedentes en lo que llevamos de siglo— que Rupi Kaur está viviendo.

Milk and honey, su primer libro, ha estado entre los más vendidos del New York times durante 70 semanas, se ha traducido a 30 idiomas y según asegura BookNet Canadá: “ Las ventas de poesía en Canadá han crecido un 79% en 2016 y esto puede ser atribuible, casi al completo, a Kaur”.

Aunque ya tenia miles de lectores, el auge de la popularidad de Kaur empieza hace dos años, con la publicación de una foto de ella misma con la menstruación. Instagram aplicó la censura, eliminó la foto, medios de todo el mundo se hicieron eco, los administradores de la red se retractaron, la recuperaron arguyendo que había sido un error y la fama de Kaur creció descaradamente.

LEER MÁS: 'Viralizó un poema sobre la menstruación y ahora su libro es un bestseller'

Instagram ha sido la puerta, los poemas las bisagras y las ilustraciones el picaporte del que se ha servido para entrar en el mainstream literario con un producto alternativo para, con todo ello, arrasar. Sí, arrasar: en EEUU ha vendido más libros que el top 10 de poetas juntos.

Y aunque los medios tradicionales tienen parte de la culpa de que esté donde está y quizás por eso sea simplista y cándido explicar el fenómeno de Kaur centrando las razones exclusivamente en el medio, es innegable que Instagram ha sido crucial en este proceso.

Es cierto, por lo tanto, que por las condiciones del producto —la poeta puede regalar el disfrute de su obra sin coste añadido— y del medio —la accesibilidad que se deriva de la gratuidad es una condición a tener en cuenta—, Instagram ha jugado un rol fundamental.

Las características de su obra constituyen otra razón ineludible por la cual está donde está. Algunos de sus poemas más impactantes son apenas un haiku, la falta de timidez con la que aborda temas tabú o de difícil tratamiento —incesto, racismo, abusos, menstruación o estándares de belleza—, la alusión directa al público que consume su obra.

LEER MÁS: 'Rupo Kaur: "la poesía feminista es poesía para todo el mundo"'

Kaur, además, ha sabido combinar en la era de la imagen su trabajo literario y el ilustrativo: Instagram no es lugar para versos alejandrinos, lo sabe y con eso juega.

Otra de las virtudes de su estilo es a su vez un arma de doble filo, la principal crítica que recibe es la sencillez de sus versos. Ella lo asume así: “No quiero que nadie me lea y piense: ¿esto qué significa? Entonces, cada vez que estoy escribiendo, pienso: vale, ¿qué palabra puedo quitar? ¿Cómo puedo hacerlo más directo? ¿Qué palabra es demasiado técnica?”.

Kaur es accesible, con todas las connotaciones del término.

The sun and her flowers es su esperado segundo libro, ilustrado por ella misma y definido como un viaje de marchitamiento, caída, enraizamiento, crecimiento y floración.

Cada pieza de marketing relativa a la gira tiene su episodio en su cuenta de Instagram con carteles basados en su estilo gráfico. La digitalización ha cambiado las reglas del juego, Rupi Kaur lo sabe mejor que nadie y 1'7 millones de seguidores, así como 2’5 millones de lectores la avalan.

LEER MÁS: '25 poetas menores de 25 años'

see you tonight dc 😘

Una publicación compartida de rupi kaur (@rupikaur_) el

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar