PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Lit

Injustamente arrestada por un poema, ahora está un paso más cerca de la “libertad”

H

 

En 2015 la corte israelí condenó a Dareen Tatour por un poema mal traducido

Alberto Del Castillo

24 Mayo 2017 15:17

Sin hacer mucho ruido, sin salir de casa, sin levantar la voz más de la cuenta, sin escribir una sola línea, sin acceso a internet, sin formar parte de ningún tipo de activismo político. Así es como quiere el poder judicial israelí a Dareen Tatour, la poeta palestina a la que le pedían ocho años de cárcel por escribir un poema.

Por escribir un poema y porque la policía israelí lo tradujo mal del árabe al hebreo. “Deliberada y sistemáticamente para que pareciese extremista y violento”, dijo Yoni Mendel, traductor consumado, tras ser consultado en los juicios a los que estaba siendo sometida la poeta.

El poema, que se puede leer aquí, había sido manipulado para que pareciese que invitaba a la intifada. Manipulado por un policía que decía haber estudiado literatura árabe en secundaria.

La "broma" empezó en octubre de 2015, cuando dos entradas en Facebook y el poema de la discordia subido a YouTube hicieron sonar todas las alarmas en la corte israelí. Dareen Tatour estuvo tres meses deambulando entre cárceles, medio año bajo arresto domiciliario en Tel Aviv y otros diez meses de arresto domiciliario en su ciudad natal.

Hasta antes de ayer, cuando la página de Facebook que hace el seguimiento de su caso anunció que Tatour gozaría de una especie de libertad condicional. “Gozaría”. Sólo puede estar fuera de casa de 9 a 19h. Debe estar acompañada de un “guardián” en todo momento. No se le permite conectarse a internet. No puede participar en ninguna actividad política.

Durante el juicio, que se produjo en noviembre de 2015, se debatió sobre la cuestión de la llamada al odio en la literatura y, revisitando literatura israelí, uno de los testigos, Nissim Calderon, dijo que: “Si se le procesa por incitar a la violencia, hay otros poetas israelís que hicieron lo propio como Hayim Nacham Bialik: Con crueldad furiosa/ Vamos a beber su sangre sin piedad”.

share