PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Lit

El director del FBI al que despidió Trump está escribiendo un libro muy molesto

H

 

James Comey publicará unas polémicas memorias sobre su experiencia al mando del FBI

A.D.N.

17 Julio 2017 15:24

A Trump se le ha sumado un nuevo problema en forma de enemigo. Si ya había todo un ejército de medios de comunicación en pie de guerra contra él, ahora es James Comey, el antiguo director del FBI, quien puede ser la horma de su zapato.

Comey, que fue despedido por ser sospechoso de investigar a Donald Trump, está dedicando el tiempo del que antes disponía para dirigir una de las instituciones más importantes de los Estados Unidos en escribir un libro.

La publicación, que tendrá forma de memorias, no sólo versará sobre los seis meses que coincidió en la administración Trump, sino que relatará las experiencias vividas mientras desempeñaba el cargo, así como los principios que han guiado su carrera de más de veinte años como funcionario público.

Liderazgo y búsqueda de verdad -precisamente aquello por lo que fue relevado de su puesto- son los conceptos que vehicularán la obra, según han informado sus agentes literarios, Keith Urbahn y Matt Latimer, que se han pasado la última semana de editorial en editorial para ofrecer el producto.

Por lo visto, y según han asegurado a The New York Times, el libro es tan jugoso que las editoriales han mostrado un gran interés por hacerse con los derechos. Tanto es así, que está previsto que se haga una subasta entre todas ellas.

A pesar de lo interesante que puede ser el documento y de que Comey ya reveló los contenidos de algunas conversaciones con Trump, el libro deberá pasar por los filtros del Gobierno para asegurarse de que no revela información clasificada.

Por ello, aunque de esta publicación no cabe esperar la confirmación de que Rusia haya financiado la campaña de Trump, lo que finalmente llegue a contar Comey puede molestar -y mucho- en el Despacho Oval. Porque si bien es cierto que con sus memorias no traicionará a su país, revelando informaciones sensibles, sus palabras podrían contribuir a poner contra las cuerdas a Trump.


(vía The New York Times)

share