Cultura

Femen irrumpe en un concierto de Woody Allen para denunciar la “cultura del silencio”

Dos activistas en topless interrumpieron su reciente concierto en Hamburgo

Dos activistas de Femen interrumpieron ayer un concierto de Woody Allen y la New Orleans Jazz Band en la Filarmónica de Hamburgo, en el norte de Alemania. 

Las Femen se colaron encima del escenario para denunciar la " cultura del silencio" ante los múltiples escándalos por abusos sexuales que giran en torno a la figura del popular director del cine.

Unos abusos sexuales, por cierto, de los cuales todo el mundo es conocedor, pero que se tienden a tratar con bastante benevolencia en la prensa: casi más como algo extravagante de su personalidad que como delitos sexuales reales.

El grupo ha colgado en su página de Facebook la acción en la que aparece una mujer con el torso desnudo en escena y un mensaje en negro pintado en la piel. La mujer grita y alza los brazos antes de ser reducida y expulsada por la policía.

Mientras: en un segundo plano, Woody Allen y el resto de músicos, un grupo de señores, miran con calma y cierta perplejidad la escena. Luego, casi sin inmutarse, reanudan la música y el show como si nada.

Femen ha explicado en un comunicado que las frases que llevan las dos activistas han sido extraídas de una carta abierta publicado por Dylan, hija de Woody Allen, en la que denunció los presuntos abusos sexuales a los que le sometió el director cuando tenía 7 años.

Los hechos remontan dos décadas atrás, pero el caso el caso fue archivado por la justicia. El grupo activista feminista denuncia que esta inmunidad frente al director pone en relieve el “poder estructural de poderosos hombres blancos sobre mujeres y niños”.

Las activistas claman justicia y recuerdan que la “la violencia contra la mujer no puede ser ignorada, no es tolerable ni puede ser excusada, incluso cuando el acusado se llama Woody Allen”.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar