Reportajes

Las mejores canciones del 2009

Cosecha nacional

Las mejores canciones del 2009Las modernas formas de comunicación binaria es lo que tienen: la Web ha puesto las cosas tan al alcance de (casi) todos que en los últimos tiempos resulta cada vez más frecuente encontrarse con ojeadores de fuera dispuestos a recordarnos el valor único de algunas de esas cosas buenas que crecen dentro de nuestras fronteras. Valgan los casos de El Guincho, Delorean, Alex Under o John Talabot como ejemplos más notorios y más cercanos en el tiempo de una tendencia que parece imparable: el talento nacional cosechando por el mundo mayores elogios que en su propia casa, aprovechando mejor que nunca antes las posibilidades de exposición y crecimiento global que hoy nos brinda la Red.

De puertas adentro, la esfera independiente se retroalimenta y crece. Cada vez con más frecuencia, proyectos hasta hace poco restringidos a una órbita de aceptación minoritaria encuentran la manera de colarse en las listas mientras cada vez más grupos de perfil mayoritario y respaldo multinacional se miran en el espejo de lo “indie” en busca de refresco para sus propuestas. Al otro lado del espectro, esa aparente dilución de fronteras “por arriba” convive con otra realidad mucho más subterránea: una dimensión paralela sostenida por toda una serie de pequeños sellos “aficionados” surgidos por puro amor al arte, empresas de tintes románticos que hacen gala de una ética underground estricta que les lleva a existir a espaldas de la industria y de la prensa musical oficial.

En el espacio definido por esas coordenadas hay que buscar las claves de lo que a ojos de quienes hacemos PlayGround sólo pueden ser síntomas de optimismo y buena esperanza: la creciente pérdida de complejos; un nuevo apetito de dimensión global apoyado en esa red de relaciones transnacionales tejidas sobre la base del continuo intercambio de información en la Red; un número creciente de nuevas propuestas que vienen reclamando su singularidad, grupos que ya no se miran (o se miran cada vez menos) ni en el espejo de la tendencia indie ni en el de la moda extranjera, sino que prefieren bucear a pulmón en un mar de referencias más amplias (aguas tibias en las que lo autóctono y lo extranjero se empiezan a equiparar en valor) mientras se emplean en la creación de un imaginario lírico y sonoro suficientemente propio, capaz de mirar de tú a tú y sin sonrojos a propuestas contemporáneas llegadas desde fuera.

A dar cuenta de la diversidad y de la nueva pujanza de la flora y fauna musical de este país (la música “made in Spain” lo abarca todo y lo abarca bien, o al menos cada vez mejor) viene nuestra segunda lista de canciones. Podrían haber sido más, e incluso otras si en vez de hace algunas semanas hubiéramos llamado a la realización de estas listas con el año ya cerrado (son varios los discos con promesa que acaban de ver la luz y que tristemente acabarán pasando desapercibidos en estas y otras tantas listas), pero esto es lo que ha dado de sí nuestro recuento puntual de adhesiones.

1. Delorean: “Moonson” Habrá quien les reproche sus continuos cambios de registro (del pop de corte emocional de su debut “Silohuettes” (Underhill, 01) al más tecnificado y clubber “Into The Plateau” (Bcore, 06) con parada intermedia y primeros flashes gastados en el post-punk de pulso bailable de su homónimo segundo largo), pero cuesta encontrar a una banda de aquí que haya sabido labrar su momentum como Delorean. Tres años después de su definitiva inmersión en las músicas de baile, los zarautztarras se reinventan en clave baleárica para entregarnos un puñado de canciones resplandecientes, dechados de pop electrónico fulgente y extasiado que aparecen recorridas de pies a cabeza por infinitos haces de una extraña luz. Nuestro podio va para “Moonson”, tres minutos y medio de irresistible efervescencia uptempo, con sus accesos houseros y su sabor a euforia rave desteñida por el sol y el paso del tiempo, pero igualmente arriba podrían haber estado “Deli” o “Seasun”, tres cartas ganadoras que auguran un futuro esplendoroso para una banda decidida a subir a zancadas esa escalera de color que les está llevando a estar cada día más cerca de acariciar las barbas del cielo pop global.

2. The New Raemon: “Estupendamente” Voz de Madee y Ghouls'n'Ghosts, amén de capo de Cydonia Records y colaborador musical de la compañía de danza de Damián Muñoz y Virginia Garcia (La Intrusa), el incansable Ramón Rodríguez volvía este año a meterse en la piel del nuevo Ramón artesano y cantautor para bordar en castellano su tercera colección de canciones íntimas, sinceras (casi impúdicas) y frescas (de frescura, en varias de sus acepciones) en el espacio de 18 meses. En “La dimensión desconocida” (BCore, 09) hay espacio para 10 viñetas reconfortantes, ejercicios de gimnasia emocional en clave folk y rock costumbrista con regusto a afección emo de segunda generación que a base de melancolía templada y humor bien destilado vienen a pasar revista a ese catálogo de pequeños desastres y pequeñas miserias que articulan nuestras vidas. Salmodia de tristezas y heridas que uno espera ver curadas, esta historia de optimismo desesperado y crónico desencanto ante el final de un amor consumido que sabemos insalvable nos parece el mejor testimonio posible de la lucidez compositiva e interpretativa alcanzada por The New Raemon en su segundo largo.

The New Raemon . Estupendamente.mp3
John Talabot: “Sunshine” Entre perla y perla para Permanent Vacation, el astro barcelonés John Talabot se inventaba un verano para Hivern (el sello) alrededor de este enorme “Sunshine”, ocho minutos de gozo en ascensión que hacen del loop y la repetición un arte irradiador de vida. Serenado y paciente, buscando su propia razón áurea sobre un bombo seco, un shaker, y un juego de caja y charles con sabor a jackin house, Talabot tira de samples bien escogidos (texturas que pueden sonar a Seefeel y a space-disco, condimentos rítmicos de acento africano, cánticos con sabor a trópico utópico, guitarras y coros que son aguijones dispuestos a agujerear en tu cara una sonrisa eterna) para parir un track glorioso en clave de glo-house fulgurante y lumínico, expansivo y mesmerizante. Y eso que el chico no ha hecho más que echar a volar.

John Talabot . Sunshine.mp3
Linda Mirada: “Me Quedo En Casa”
Linda Mirada . Me Quedo En Casa.mp3
La Bien Querida: “De Momento Abril”

6. Dosem: “Silent Drop”

7. Diploide: “Ven Conmigo A Bailar” 8. McEnroe: “El Alce”

McEnroe . El Alce.mp3
Extraperlo: “Negroni”
Extraperlo . Negroni.mp3
Internet 2: “Dar Penita”

11. Joe Crepúsculo: “Ritmo Mágico”

Joe Crepusculo . Ritmo magico.mp3
bRUNA: “Lost And Found”

bRUNA . Lost and Found.mp3
Coyu & Edu Imbernón: “El Baile Alemán”

14. La Prohibida: “Cuando Dos Electrones Chocan”

15. Mamut: “Amanece En Pekín”

16. Cohete: “El Club Cocina”

17. Urano Players: “Do You Want To Be On Top”

Urano Players . Do you want to be on top.mp3
Nueva Vulcano: “Te Debo Un Baile”

19. Boat Beam: “The Rain Pauly”

20. Mendetz: “Botino’s Beach”

21. Francisco Nixon: “Cruzando La Calle”

22. Sistema: “Ropa Exterior”

Sistema . Ropa Exterior.mp3

24. Corazón: “Vestir Santos”

25. Lidia Damunt: “En El Cementerio Peligroso”

Lidia Damunt . En el cementerio peligrosp.mp3
The Requesters: “Pianobytes”

The Requesters . Pianobytes.mp3
Maria Coma: “Gat”

28. Los Planetas: “Romance De Juan de Osuna”

29. Anni B Sweet: “Motorway” 30. Za: “Mobutu #2: Katanga Boma-Ye”

Za . Mobutu Katanga Boma-Ye.mp3
Anorak: “Silhouettes”

32. Alondra Bentley - (dot dot dot)

Alondra Bentley . Dot dot dot.mp3
anti: “Corazones Legendarios”
Anti . Corazones legendarios.mp3
Hektagon: “Tokyo”
Hektagon . Tokyo.mp3
Zahara: “Tú Me Llevas”

36. Antonna: “Y Además Bastante Fea”

37. Dorian: “La Tormenta De Arena”

38. Sedaios: “Els Vells”

39. Tarántula: “Con Toda La Marcha”

40. Nena Daconte: “Ay! Amor”

Textos: Luis M. Rguez

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar