Reportajes

“En iDental falsificaron que tenía una propiedad cuando yo vivía con una ayuda de €400”

Implantes comprados en China y Brasil, explotación de trabajadores, falsificación de documentos para conseguir que las financieras aprueben los créditos de quienes menos tienen... son algunas de las irregularidades que denuncian expacientes y extrabajadores de la marca dental low cost.

Esta es la continuación del reportaje Caso iDental: "Un trabajador me dijo que me hiciera las pruebas del VIH" , publicado en PlayGround el 10 de agosto de 2017.

Gloria tuvo que acudir a la Seguridad Social para que le retiraran los implantes de iDental por la infección que se le ha extendido hasta la cabeza que le obliga a llevar oxígeno. "Actualmente está en el peor momento, ha alcanzado una escala de 9,9 sobre 10 de gravedad", explica. Gloria vivía con una ayuda del Gobierno de 400 euros cuando acudió a iDental y en dos meses le expiraba la prestación.

Cuenta que le dieron un presupuesto que podría pagar a plazos. Según iDental, el precio por su tratamiento ascendía a 19.000 euros porque tenían que quitarle 8 dientes y ponerle implantes. En principio, ella quería tan solo arreglarse el puente que ya tenía y ponerse dos implantes, pero desde iDental le aconsejaron los 8 implantes.

Más tarde, otra maxilofacial del servicio público le dijo que no era necesario haber puesto tantas prótesis. La empresa le dijo que le iba a financiar un 80% del tratamiento y que se le quedaría en 4.850 euros. Aún así, Gloria no podía permitíselo, pero necesitaba el tratamiento.

Vivía con ayuda del Gobierno de 400 euros. No podría permitirme el presupuesto y me dijeron que no me preocupara, que me iban a "arreglar" los papeles para que aparciese que tenía una peluquería en Madrid y que cobraba 1.500 euros mensuales para que la financiera me aceptara el crédito —Gloria

Acordaron financiarlo. La cuota ascendía a 150 euros al mes. "Les dije que no tenía el dinero para financiarlo y me dijeron que no me preocupara, que me iban a "arreglar" los papeles para que apareciese que tenía una peluquería en Madrid y que cobraba 1.500 euros mensuales para que la financiera me aceptara el crédito", explica Gloria. "Yo les dije que eso no podía ser legal, que yo tenía una ayuda del Gobierno que se me acaba en dos meses y que vivo de okupa y tengo un hijo. Me dijeron que no me preocupara".

La financiera es Evo Finance, una de las cinco con las que trabaja iDental. El resto son Cetelem, Banco Sabadell Consumer y BBVA. Evo Finance se puso en contacto con Gloria para advertirle de que si no pagaba las cuotas sería sancionada con 30 euros cada mes. Es el padre de la joven de 37 años quien paga ahora cada mes la cuota para que no les sancionen.

Objetivos de facturación de 10.000 euros diarios por persona y de 500.000 al mes

Según iDental, su modelo de asistencia social permite que las personas con menos recursos puedan optar a la salud dental. Para ello reinvierten sus propios beneficios y otorgan ayudas, dependiendo del perfil y las necesidades del pacientes, que pueden llegar hasta el 80%. Se trata de ayudas o, mejor dicho, "financiaciones privadas" de la propia clínica.

"Primero se intentaba que los pacientes obtuvieran el dinero del tratamiento a través de las financieras. Nosotros éramos quienes nos encargábamos de tramitar los papeles. Si el paciente era moroso, entonces la financiación la llevaba a cabo la propia iDental", explica Cristina, extrabajadora de la clínica, y encargada de los presupuestos.

Nos ponemos en contacto con Evo Finance, la financiera que avaló a Gloria, para preguntar si tiene constancia de que su cliente iDental haya podido entregar documentos de pacientes que no son reales. Responden de que no pueden dar información de sus clientes.

Nos obligaban a facturar 10.000 euros diarios por persona y 500.000 al mes, sino te amenazaban con ponerte de patitas en la calle. Primero se intentaba que los pacientes obtuvieran el dinero del tratamiento a través de las financieras. Si el paciente era moroso, entonces la financiación la llevaba a cabo la propia iDental —extrabajadora

Los objetivos de la clínica eran muy claros: facturar. Así lo explica a PlayGround Cristina: "Nos obligaban a facturar 10.000 euros diarios por persona y 500.000 al mes. Si no, te amenazaban con ponerte de patitas en la calle", asegura.

"Les pedíamos a los pacientes —dice Cristina— que nos trajeran todo tipo de documentos: recibos de luz, de agua, internet. Metíamos los datos en el ordenador y se hacía el descuento. La mayoría de las veces era del 70%. Se les pedía entonces que abonaran el 30% del presupuesto y después se pagan las cuotas cada mes. Hasta que no abonaban el 30% no se les atendía y muchos de los pacientes tenían situaciones muy preacarias, así que todo valía para que las financieras les concedieran el crédito: ponerlo a nombre de una sobrina, del hijo, llevar papeles de minusvalía".

Getty

Hemos consultado a un especialista financiero y mantiene que la mayoría de las financieras cuando tienen que conceder un crédito que no supera los 3.000 euros no suelen comprobar toda la documentación. "No digo que todas lo hagan, pero muchas comprueban las nóminas cuando el dinero que solicitan los pacientes supera esa horquilla", mantiene, por lo que algunos planes de financiación con documentos falsos podrían haberse aceptado, como denuncia Cristina.

¿ Cómo es posible que en tan solo un año la empresa haya pasado de 3 millones y medio de beneficios a 150 millones?

iDental asegura que atiende a más de 3.000 pacientes diarios y que en 2016 los beneficios fueron de 150 millones de euros. Así lo confirmó vía telefónica su portavoz, María Ruanova, a PlayGround . Las cuentas de 2016 todavía no se han publicado EN el Registro Mercantil, pero si están las de 2015. La empresa obtuvo entonces unos 200.000 euros de beneficios por la actividad económica, la odontología (un 6% del total). En las cuentas aparecen también otros 3 millones de euros, en este caso bajo el concepto de "actividades financieras" sin especificar de qué tratan esas actividades.

 ¿Cómo es posible que en tan solo un año sus beneficios hayan pasado de 3 millones y medio a 150 millones? iDental lo explica mediante la cantidad de pacientes. Pacientes en situaciones vulnerables: jubilados con pensiones muy bajas; parados o personas en situación de exclusión social. "iDental se dirige a un público muy vulnerable que la mayoría de las veces ni siquiera sabe que está firmando y a los que le dan como máximo un plazo de 24 horas para aceptar", sostiene Cristina.  

Como Gloria, hay decenas de pacientes que si han sufrido mala praxis o infecciones, no pueden hacer frente a la contratación de un abogado o un perito. Algunos, explica Cristina, terminaban llegando a acuerdos con la clínica. Otros ni siquiera lo reclaman, explican desde el Consejo de Dentistas.

Hace unos meses, el diario El Independiente publicaba un artículo en el que mencionaba la contratación de la aseguradora KPMG por parte de iDental. Según el texto, la empresa estaría buscando compradores, concretamente un fondo buitre, para que se hiciese con el 51% de las acciones. Desde la empresa niegan esta información y cualquier insinuación que tenga que ver con la quiebra.

Getty

"La contratación de KPMG es meramente de asesoría y forma parte de la estrategia de la empresa. En ningún caso contemplamos vender porque tenemos beneficios", explica Ruanova. Recientemente, el mismo diario recogía que tras iDental está el grupo fondo de capital riesgo norteamericano KKR que ya invirtió 200 millones en la clínica y que estaría gestionando su venta ahora de la mano de la consultora KPMG.

También se hacía eco de la contratación el diario Canarias en Hora, que además recordaba a los lectores que esa misma práctica fue a la que recurrieron en el pasado otras clínicas "low cost" como Vitaldent o Dentix. "Un proceso que se sumaría al que hace un año vivió Vitaldent, que fue adquirida por Javier Botín a través de la firma JB Capital y al de Dentix, que obtuvo un crédito por valor de 200 millones de euros del fondo americano KKR", reza el artículo.

Retrasos en las nóminas y riesgos laborales

Pese a los beneficios que obtiene la empresa, uno de los puntos que más ha llamado nuestra atención es el retraso en el pago de las nóminas que denuncian los trabajadores y extrabajadores. "Este mes han empezado a pagar los dos y hasta tres meses que debían a muchos de los que todavía trabajan allí. Sin embargo, muchos de los que hemos sido despedidos todavía esperamos que nos paguen los meses que nos deben y el finiquito", explica Pedro (nombre ficticio), extrabajador de iDental.

Pedro nos enseña la reclamación interpuesta en la Inspección de Trabajo: "Esta denuncia se realiza por varios motivos: el despido improcedente de varios trabajadores que no han cobrado su último mes de trabajo ni el finiquito; trabajadores actualmente en la empresa que llevan dos meses sin trabajar y retrasos constantes en los pagos", reza la denuncia. 

No es la primera vez que los trabajadores de iDental denuncian situaciones laborales precarias. El diario El Mundo publicaba la existencia de "clínicas patera" de iDental en Valencia en 2015.Una información que también confirmó el Ayuntamiento: "Jornadas maratonianas sumadas a sueldos precarios y espacios donde dormir casi hacinados durante largas estancias que combinan la actividad clínica odontológica —todavía en prácticas— con la residencia estudiantil, a pesar de que está prohibido dormir en el propio lugar de trabajo, especialmente, en moradas que carecen en algunos casos de la cédula de habitabilidad ", se puede leer en el artículo .

Extrabajadores aseguran que tenían "zonas verdes" en el interior de la clínica, donde podían echar una cabezada para seguir trabajando.

La portavoz de iDental lo desmentía todo en un programa de televisión. Sin embargo, estas condiciones, según nos explican extrabajadores de la clínica siguen dándose. Lo confirman también los afectados. "Tienen un tratamiento que llaman Fast and Perfect. Te ponen los implantes de toda la boca por la mañana y las fundas por la noche. He visto a gente entrar a las 8 de la mañana y salir a las 5 de la mañana y los he visto porque yo también estaba ahí", cuenta José, afectado de iDental.

Fast and Perfect cuesta unos 10.000 euros sin la ayuda y curiosamente, según explica Cristina, es uno de los tratamientos que más se hacen en iDental.

Según el testimonio de los extrabajadores contaban con las denominadas "zonas verdes" para descansar. "Ahí dormíamos un rato para seguir trabajando porque eran jornadas maratonianas y teníamos muchísimos pacientes al día", explican extrabajadores de la clínica de Cataluña.  Pero las condiciones precarias no solo se daban en las horas de trabajo, también, según denuncian los extrabajadores, en las condiciones de seguridad. "La chica que trabajaba en rayos no contaba con más protección que un detector de radiación y solo dos de las paredes estaban plomadas", asegura Laura (nombre ficticio), otra extrabajadora.

Un vídeo al que ha tenido acceso exlusivo PlayGround muestra el interior de uno de los laboratorios de iDental. Allí hacen el corazón de las prótesis hibridas mediante metal soldado. Pasan jornadas de hasta 16 horas inhalando los humos de todo tipo de metales como el argón. La empresa, según explican los extrabajadores, no les ha facilitado ni máscaras antigas ni gafas protectoras para protegerse del flash que se desprende al soldar. En las imágenes puede verse como el humo se expande por todo el cuarto ya que, aunque cuenta con un sistema de ventilación, este se encuentra desconectado.

"Uno de nuestros compañeros tuvo que ausentarse un día de trabajo por un cuadro clínico de fiebre por inhalación de humos metálicos. Además, las muestras llegan sin esterilizar al laboratorio, llenas de sangre y, somos nosotros los que tenemos que limpiarlas", concluye Pedro. Los extrabajadores también aseguran que el laboratorio de Barcelona se cerró durante tres meses por operar sin licencia. Desde la Conselleria de Sanidad confirman la información.

En cuanto a la calidad de los materiales, los extrabajadores aseguran que había varios tipos. "Si que tienen materiales buenos, pero también materiales que, aunque tienen la homologación europea, son de peor calidad. En el caso de los implantes la mayoría se compra al peso en Brasil y ahora en China. Pueden costar unos 12 euros", explica Pedro. Los extrabajadores confirman la existencia de prótesis e implantes de buena calidad, pero también manifiestan que la gran mayoría de las veces se utilizan los de menor coste y por ende, menor calidad.

"He visto como un paciente ha estornudado y se le ha salido el implante nada más ponérselo", asegura Teresa. Gloria también lo confirma. "Acudí para que me quitaran los implantes tal y cómo me habían recomendado en la Seguridad Social. No solo no me los quitaron, sino que me metieron uno con la uña. Me dijeron que no me pusiera nerviosa, que al principio era normal que se salieran un poco", relata.

¿ Para cuándo un servicio dental público?

Gloria sigue pagando cada mes su tratamiento. Sigue desempleada porque la infección que sufre la obliga a estar conectada a un tanque de oxígeno. Por lo menos le han devuelto los 2.000 euros del tratamiento de 5.000. "Me lo han devuelto básicamente porque no han terminado de ponerme los dientes que tenía presupuestados y los implantes que me han puesto me los ha tenido que retirar la Seguridad Social", asegura. Mientras tanto, la infección prosigue y el hueso va desapareciendo. "Me han hecho un presupuesto para arreglarme el destrozo que me hiceron en iDental y asciende a 15.000 euros. Dime tú de dónde voy a sacar yo ese dinero. Además, cuánto más tiempo pase es peor", lamenta Gloria.

"Si a los materiales de bajo coste le sumamos la inexperiencia de muchos de los odóntologos contratados, el resultado no parece ser muy favorable. A mí cada vez me atendía un dentista diferente, nunca era el mismo y no superaban la treintena", dice José, que tuvo que utilizar pegamento porque se le rompieron las fundas hasta en 6 ocasiones.

iDental asegura ellos cumplen con todas las inspecciones y normativas. No podemos confirmar que las prácticas denunciadas se lleven a cabo en todas las 26 clínicas, pero sí que tanto las Plataformas de Afectados, Facua y el Consejo de Dentistas son conscientes del incremento de reclamaciones derivadas de las clínicas de bajo coste, entre las que iDental acapara el mayor número de irregularidades.

La salud dental en España sigue generando debate. Mientras el número de odontólogos no para de crecer —hay más de 30.000— también lo hacen las clínicas "low cost" y con ellas, las reclamaciones. Quizás si la sanidad dental fuese un derecho accesible a todos los ciudadanos, muchas de estas denuncias no habrían tenido lugar.

***

Si eres trabajador, extrabajador o paciente de iDental, o tienes cualquier información de interés que aportar a esta investigación, puedes enviar un correo a redaccion@playgroundmag.net

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar