Reportajes

Escucha en exclusiva el esperado LP de debut de Lorena Álvarez y su Banda Municipal

Os ofrecemos el streaming íntegro de “Anónimo”, que llega oficialmente a las calles este 23 de octubre de la mano de Sones

Después de meses de espera, el curioso pop rural de Lorena Álvarez, en el que recrea sonidos populares en clave indie y en forma de canciones de amor, por fin ha cobrado forma de álbum. Una semana antes de su puesta a la venta, aquí lo podéis escuchar íntegro y en exclusiva.

Desde que en una semana agotara todas las copias de su primera maqueta, “La Cinta”, hemos hablado de Lorena Álvarez y su Banda Municipal en numerosas ocasiones. La asturiana, que reivindica como nadie la tradición de la canción popular española en nuestros tiempos, editará por fin este 23 de octubre su esperado debut en formato largo, “Anónimo”, un álbum con canciones que según ella ‘son de todos’ y que llega a las estanterías de manos de Sones (y con la distribución de Warner). La jota, el pasodoble, las melodías verbeneras de pueblo y la música sefardí se dan cita en estos sinceros dieciséis temas costumbristas que hablan sin tapujos sobre problemas que todos vivimos en nuestras carnes (tales como infidelidades, traiciones que nos pillan por sorpresa o nuestro egocentrismo latente). Si quieres adentrarte antes que nadie en el mundo de Lorena Álvarez, ya puedes disfrutar tantas veces quieras de sus composiciones mediante el streaming que ponemos a tu disposición, y de los comentarios de la propia Lorena, que nos explica con detalle los entresijos del álbum.

1. Alba

La separación de dos amigos. Mientras la escribía descubrí que hay un tipo de poemas de raíz árabe, pero que se desarrollaron en España a partir del siglo XIV, que se llaman albas y narran las despedidas al amanecer de los amantes adúlteros, relacionando el canto del gallo, el comienzo del día, con la separación. Es la última canción que escribí, pero decidí ponerla la primera en el disco porque creo que resume el aprendizaje de todas las demás. Comienza con unas grabaciones de mi tío con sus ovejas.

2. Novias

La verdad es que no tengo nada que decir.

3. Manolo

Ésta la hice para ligarme a Manolo, pero no funcionó.

4. Ya No Me Acuerdo De Ti

Esta canción tardé meses en escribirla porque me costó mucho encontrar palabras que rimaran con “ti”.

5. Testamento

Una de las cosas que más miedo me dio desde pequeña sobre la muerte no era la muerte en sí misma, sino imaginarme dentro de una caja en el cementerio de mi pueblo por el resto de la eternidad. Me puse a pensar otras opciones y la verdad es que ninguna me convence.

6. Buenos Días

Esta canción es un mensaje para el protagonista de la misma. Intenté escribir un romance, con la atmósfera del momento en el que estás a punto de despertarte pero aún dormido, en el que una voz incorpórea, que es la mía en este caso, le canta al oído al personaje, y a la vez que va recordándole, o dirigiendo el comienzo de su nuevo día, es una canción de compañía para que se acuerde de que no está solo.

7. Plegaria

Una oda a la desesperación que produce tropezar varias veces con la misma piedra.

8. La Boda

Por alguna extraña razón, lo que comenzó con la intención de ser un alegre cántico matrimonial, acabó convirtiéndose en una canción más bien triste. A veces las canciones saben ellas solas a dónde tienen que ir.

9. Adiós Y A La Virgen

Al principio la compuse con guitarra, pero poco a poco se fue transformando en lo que es ahora, una especie de cantar al estilo de los de las pandereteiras gallegas.

10. Pequeños Saltamontes

Esta canción, como todas las demás, está basada en hechos reales. Unos niños de mi pueblo se encontraron un pájaro que se había caído del nido y se lo dieron a Noelia, la protagonista de la historia, para que lo cuidara. Como no quiero chafaros la historia, (nunca mejor dicho) es mejor que la escuchéis de mano de la bella voz de mi prima Esther, con la que escribí la canción.

11. Sin Título

Esto canción la escribí mientras esperaba durante dos horas al protagonista de la misma.

12. Vieja Amiga

Un retrato musical.

13. Burro

Escuché la primera estrofa en una canción tradicional de Peñaranda, un pueblo de Salamanca. A partir de ahí, escribí la siguiente estrofa pensando en que recorrería el mundo, sí, pero volvería para vengarme. Intenté que el ritmo de la canción fuese el de un burro caminando lentamente, y en el estribillo trotando adornado con sus cascabeles.

14. Centro De Atención

Al terminarla me di cuenta de que la letra puede hacer que se sienta identificado un gran sector del público. Los que son como se explica en la canción y los que tienen que soportar a la gente que es así.

15. Muchas Gracias

La letra de esta canción era sólo el principio de una larga lista de reproches, pero después me di cuenta de que con estas pocas estrofas, era suficiente.

16. Mejor Acompañado

Es mejor estar acompañado que estar solo. Debía estar yo muy sensible la noche en que la escribí…

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar