Reportajes

“Se Acabó La Rabia” (Sello Salvaje, 2012)

Streaming exclusivo del segundo álbum de Mañana

Os ofrecemos en exclusiva el streaming del audio completo de “Se Acabó La Rabia”, el segundo álbum de Mañana, la banda sevillana que lidera Cristóbal Colom. Estará a la venta el próximo 21 de febrero, vía Sello Salvaje.

Liderados por Cristóbal Colom, los sevillanos Mañana irrumpieron en el panorama del folk melancólico español en 2010 con el muy notable “A Ver Quien Llega Antes Al Fin”, canciones tristes, teñidas de melodrama, en la línea de su adorado Nacho Vegas, y de los por entonces también debutantes McEnroe. El álbum, editado en formato vinilo y en descarga directa a través de la web de Sello Salvaje, les valió el calificativo de Grupo Revelación 2010 en el festival Contempopránea. Ahora vuelven con “Se Acabó La Rabia”, una nueva colección de temas arrancacorazones que estará a la venta el 21 de febrero (vía Sello Salvaje, en formato CD y descarga directa) y que podréis escuchar entero aquí, en exclusiva y en streaming una semana antes de que llegue el gran día. Y con comentarios canción por canción incluidos. Es el propio Cristóbal Colom quien las comenta una a una, desvelando todo tipo de secretos (incluido el intento de versionar “Just Like A Woman” de Bob Dylan, en español).

1. “Vals De La Autoayuda”

“No fue la primera canción que compusimos del nuevo disco pero sí la que guió todo el álbum en cuanto a sonido y producción. Una canción de diez estrofas sobre el final de muchas cosas, sobre ese fin del que hablábamos en el anterior disco. Aunque es un tema largo, teníamos claro que debía ser el que abriera el álbum, a modo de declaración de intenciones. Muy clásico y todavía con algún ramalazo folkie, si hubiéramos cambiado los sintetizadores y ruidos varios por un Hammond podría haber estado en nuestro primer trabajo, y sonar más cercana a Okkervil River o a Nacho Vegas. Mezclarla fue un jaleo enorme porque tenía muchísimas pistas, pero Raúl es un genio”.

2. “Desiste”

“Probablemente, la canción más pop que hemos hecho nunca. La letra habla sobre la frustración que provoca querer lograr determinadas cosas en la vida, querer hacerlo todo bien y no conseguirlo por culpa de, sobre todo, lo imperfectos que somos como seres humanos. Esta es la idea principal del disco. Ha sido la primera vez que hemos usado un arpegiador y un bajo distorsionado. El arpegiador lo construimos sampleando tecla por tecla un sintetizador vintage de Julio y luego programándolo en el ordenador. Cada tecla hubo que grabarla por separado, ya que al afinar una se desafinaba la anterior. Recuerdo que hicimos un par de mezclas distintas de esta canción, una muy guitarrera que nos sonaba a Pixies y otra más centrada en los teclados y el arpegiador a lo Grandaddy, que resultó ser la ganadora”.

3. “Cenizas Por Errores”

“Esta canción tiene dos partes muy diferentes. La primera parte es lúgubre e hipnótica y la segunda luminosa. Recuerdo que para explicárselo a Raúl le decíamos que la primera parte tenía que sonar como si la canción estuviera debajo del agua y la segunda como si subiera a la superficie. Raúl clavó el sonido de la guitarra acústica, bajo y tambores a lo Fleet Foxes. Parte de la letra surgió de la lectura de “Cosas Que Los Nietos Deberían Saber”, la biografía de Mark Oliver Everett. Hay un momento del libro donde dice que la vida de un hombre cambia, madura, cuando una mañana se mira al espejo y reconoce en su imagen la cara de su padre. Como curiosidad, la canción la compusimos con las guitarras en sol abierto porque Julio se empeñó en afinar así tras la lectura de otra biografía: la de Keith Richards”.

4. “Se Acabó La Rabia”

“Creo que es mi favorita del disco y la que más rápido compusimos y arreglamos. Queríamos hacer un tema con Mellotrones, pero a la hora de grabarlo tuvimos algunos problemas porque no encontrábamos un sonido de Mellotron que nos gustase. Al final en la grabación suenan tres Mellotrones distintos mezclados con algún sintetizador. Me encanta el sonido de la batería, totalmente muteada y paneada a la izquierda. Recuerdo que la canción surgió a partir de un intento que hice por adaptar ‘Just Like A Woman’ de Dylan al castellano. Hay un verso donde dice ‘it was raining from the first / and I was dying there of thirst’ que yo traduje como ‘no para de llover / yo me muero de sed’ y del que me apropié para la canción. Nunca terminé la adaptación de Dylan, por cierto”.

5. “La Pena Máxima”

“Fue la canción que más trabajo nos costó llevar a buen puerto. Llegamos a componer tres versiones distintas del tema, de las que se grabaron dos y finalmente elegimos la que pensamos que encajaba mejor con el resto del disco. Aún así tuvimos muchas dudas durante la grabación. La melodía vocal se cambió en el último momento, e Isidro (bajista de Marina Gallardo) le dio el toque maestro con los las campanitas y coros a lo Beach Boys. La afinación de la guitarra es medio inventada —bueno, seguro que alguien la ha usado antes pero no sé si tiene algún nombre— y el órgano de Fran, que le da el toque sesentero, está pasado por un amplificador de guitarra y por eso suena distorsionado. En el puente hay un cambio tonal que de primeras resulta un poco extraño al oído, pero a Raúl le encantaba y nos obligó a dejarlo”.

6. “Unas Copas De Rencor”

“Fue la última canción que escribimos para el disco. Compusimos la base rítmica en el local, pero la mayoría de arreglos se improvisaron en el estudio. Queríamos que sonara como las producciones de Dave Fridmann, un poco a lo Sparklehorse, con un ‘muro’ de Mellotrones, sintetizadores y órganos sonando a la vez, aunque las campanitas nos recordaban inevitablemente al ‘No Surprises’ de Radiohead. Al final acabamos grabando dos baterías y distorsionándolas buscando algún efecto raro. La letra la escribí de un tirón en apenas dos horas. No sé si eso es buena o mala señal”.

7. “Cataratas”

“La canción más antigua del disco. La estuvimos tocando en directo durante toda la gira del primer álbum, pero terminamos rehaciéndola para adaptarla al sonido de ‘Se Acabó La Rabia’. La letra es 100% metafórica, y las voces de las estrofas también se cambiaron en el último momento en el estudio. Melódicamente me recuerda a los Wilco del ‘Summerteeth’, aunque los sintes nos vuelven a remitir a Grandaddy. El momento caótico que suena a mitad de la canción era, originalmente, algo más jazz, pero a la hora de grabarlo no nos salía”.

8. “El Vendaval”

“El tema más rock del álbum. En los ensayos la llamábamos ‘la Death Cab For Cutie’ y, salvando las distancias, a la hora de grabarla intentamos lograr ese sonido. La letra es un imposible, una persona contando su propia muerte viéndola desde fuera. Tuvo un par de estribillos distintos hasta que dimos con el definitivo. El final instrumental es otro de mis momentos favoritos de todo el disco”.

9. “Buenas Intenciones”

“Un buen amigo me decía que los grupos buenos acaban los discos con un tema serio, y no quería fallarle. Funciona un poco como contrapunto al ‘Vals De La Autoayuda’, y tiene un gran parecido con ‘Algunas Causas Perdidas’, la primera canción de la primera maqueta que grabamos, que cierra el círculo. La letra vuelve a incidir en la idea central del disco: ‘Mis buenas intenciones no pueden combatir / a tu nuevo vestido ni al vicio por herir’, ‘Por mucho que lo intento no logro conciliar / entre hacer lo correcto y lo sentimental’. La canción era originalmente más larga, con una coda instrumental que se repetía hasta casi el infinito, pero finalmente decidimos eliminarla y cortar —literalmente— por lo sano”.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar