Listas

Reebok Live with Fire: diez discos que anticipan el verano

Con los termómetros en aumento, es hora de simular (sí, tenemos prisa) que el buen tiempo ya está aquí. Y lo anticipamos con diez discos especialmente calurosos

El verano se acerca, pero todavía falta un poco para que llegue el buen tiempo exultante de los meses de calor. Pero eso no significa que no puedas crearte un estío particular en tu propia cabeza con algunos discos de ahora que anticipan lo que va a pasar en el futuro. Aquí van algunos álbumes que como la filosofía de Reebok, "live with fire", abogan por la intensidad y por una forma de vida que lleva a todas las áreas lo mejor del espíritu deportivo.

Ya vamos haciendo hueco en los armarios sustituir por manga corta esos abrigos y bufandas que hasta ahora nos habían acompañado cuando poníamos un pie en la calle. Sí, llegó el momento de empezar a pensar en el verano y, de paso, en las escapadas con los amigos, esas cervezas que tan bien saben en la terraza, la playa como aliado anti-estrés o la música que nos guiará. Hay discos que, de forma inconsciente, suenan a verano, aunque se publiquen en otra fecha. Desde aquí te proponemos diez aliados para que, aunque estemos en primavera, ya empieces a sentir la euforia del buen tiempo.

1. Shout Out Louds: “Optica” (Merge)

Tras la fría aceptación de su último trabajo, “Work”, los suecos vuelven con un disco donde abogan por la sencillez y reminiscencias del pop sintético atemporal de los ochentas. Luminoso y adictivo con las escuchas, la banda capitaneada por Adam Olenius ha autoproducido y musicado una auténtica puesta de sol escandinava.

2. Vampire Weekend: “Modern Vampires Of The City” (XL Recordings)

Los fans de los neoyorquinos ya tienen apuntado en sus agendas el 6 de mayo como el día en que editarán su tercer largo. Los adelantos conocidos hasta ahora, la eufórica “Diane Young” y la más sosegada “Steps”, ya dejan claro semanas antes de que podamos devorar el disco de que nos encontramos ante un retorno acorde a las expectativas. No se puede escuchar entero aún, pero incluso a trozos sabemos que el efecto va a ser balsámico.

3. Blue Hawaii: “Untogether” (Arbutus)

En sus canciones aúnan diversas influecias: lo más melódico de Grimes, algo de Julia Holter si le diera por la música de baile o unos Purity Ring menos fúnebres. La nueva apuesta del pop experimental made in Canadá debuta con un largo donde se suceden las referencias postmodernas. Aunque esto último, en vez de jugarles una mala pasada lo que consigue es que Alexander Cowan y su novia jueguen despreocupadamente con sus múltiples personalidades con gran atino.

4. Frida Sundemo: “Indigo EP” (Parlophone)

El verano está hecho para bailar a la luz de la luna y disfrutarlo con esas personas que realmente te importan. A la espera de que Robyn vuelva a guiarnos por la senda del hedonismo, tenemos como suplente a esta nueva sueca que nos ha ganado el corazoncito recientemente con dos hits instantáneos: “Indigo” y “Snow”.

5. Youth Lagoon: “Wondrous Bughouse” (Fat Possum)

Trevor Powers nos propone un viaje alucinado al psych-pop que debería escucharse con la protección de unas gafas de sol. El estadounidense gana en seguridad en su segundo largo y se aleja progresivamente del dream pop de sus inicios invocando a la gloria y la felicidad de esos momentos fugaces que escriben nuestra historia particular.

6. Kate Boy: “Northern Lights EP” (IAMSOUND)

Una australiana y dos suecos unidos por la pasión de los arpegios sintéticos y las melodías que se expanden como crisálidas. A la espera de que su LP de debut aparezca este mismo año, no cabe duda de que gracias a “Northern Lights” e “In Your Eyes” han pasado a ser en tiempo récord el mejor relevo easy-listening de The Knife, Niki & The Dove y demás delicatessen del pop sueco.

7. The Ruby Suns: “Christopher” (Memphis Industries)

Atrás quedan los parecidos razonables con Animal Collective o Grizzly Bear. La banda de Ryan McPhun ha simplificado su sonido en su cuarto trabajo de estudio en pro de las melodías más pop de herencia ochentas. Aunque esa instantaneidad que desprenden piezas como “Desert Of Pop” o “Kingfisher Call Me”, lejos de restarle credibilidad, les hace sonar más mundanos y cercanos que nunca.

8. Tegan and Sara: “Hearthrob” (Warner)

Las gemelas canadienses, hartas de ser unas inofensivas damas de lo folk, se lanzan sin contemplaciones en su nuevo trabajo a probar suerte en los sonidos más pop y accesibles. Sobrado de hits instantáneos y temas tarareables desde la primera escucha, el cambio ha sido para bien atendiendo a piezas como “Closer” o “I’m Not Your Hero”.

9. Toro Y Moi: “Anything In Return” (Carpark)

En su tercer trabajo, al igual que ocurría en “Underneath The Pine”, se aleja conscientemente de aquella nube chillwave ambiental con la que se dio a conocer. Aunque eso no quita que Toro y Moi demuestre en esta ocasión que sabe desenvolverse igual de bien con el house más humano de “Harm In Change”, el R&B de los noventas en “So Many Details” y un universo más complejo de lo que nos tenía acostumbrados.

10. Tomorrow’s World: “Tomorrow’s World” (Naïve)

Jean Benoît-Dunckel, la mitad de Air, se ha aliado junto a la británica Lou Hayter (ex New Young Pony Club) para desarrollar unidos un proyecto musical ideal para ser escuchado mientras se conduce sin rumbo fijo por una kilométrica autopista hacia el horizonte. Sensual a la par que elegante, el disco apela a un desfile de alta costura tejido sobre negro.

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar