Entrevistas

Los restos del naufragio

Una charla en la orilla con McEnroe

Dispuestos a marcarse un nuevo punto de partida, McEnroe cambian el interiorismo en ruinas del profundo y espectacular “Tú Nunca Morirás” (2010) por un sonámbulo rock de banda que se arrastra y susurra en “Las Orillas”, su nuevo trabajo, el cuarto, otra vez en Subterfuge, nuevamente. Construido “con sencillez, recuerdos y luz”, según nos cuenta el propio Ricardo Lezón, líder de los vizcaínos, el álbum supone un nuevo punto de referencia en el imaginario de la banda, ese lugar “que no debes tratar de perder de vista”. Canciones que, una vez más, exudan un doloroso preciosismo pop, la nostalgia de un pasado que, sin duda, creyeron mejor. Decidido a convencernos de que el hecho de que escriban canciones tristes no tiene nada que ver con el hecho de que sean chicos tristes, Ricardo arroja luz sobre sus nuevas (y, en muchos casos, portuarias) composiciones y confiesa, por fin, por qué dejó el tenis. Y por qué estaría dispuesto a volver. Un adelanto: “No tengo cabeza para competir. Discuto mucho conmigo mismo”. Allá vamos.

¿Por qué ‘Las Orillas’? ¿El concepto es el de náufrago, en el sentido de abandonado, o más bien el de un nuevo comienzo?

El concepto de “Las Orillas” es más bien el de lugar de referencia, lugar del que sales, al que llegas, del que no debes alejarte demasiado o tratar de no perder de vista. También puede asociarse a los lugares, personas, recuerdos o situaciones en los que te sientes a salvo. Cuando sucede un naufragio todo vuelve a la orilla, entero o los pedazos que quedan.

En el disco hay reproches a una chica mala que se fue y que no mereció que la quisieran. ¿Es el desamor el motor de “Las Orillas”?

El desamor no está muy presente en el disco, o no era esa la intención. El motor de “Las Orillas” es la sencillez, los recuerdos y la luz. La chica mala a la que te refieres, supongo que hablamos de “Vistahermosa”, es sólo un recuerdo y una excusa para hablar de lo fácil que es ver cosas donde no las hay cuando lo que necesitas es que las haya. “Vistahermosa” es el cortometraje que queda en la memoria de lo que fue una película.

En ese sentido, ¿es “Mundaka” la moraleja? Ese “y si abrimos las ventanas para ver amanecer” suena a luminosa declaración de intenciones, en plan “olvidémoslo todo y bajemos al puerto”.

“Mundaka” es tratar de explicar con sencillez que las cosas pequeñas, o los planes sencillos como ir a pasar una noche a Mundaka, te pueden hacer muy feliz y desde esa felicidad sencilla y lenta, como es Mundaka, poder ver el futuro más iluminado y libre. Es una proposición a desnudarse y dejarse llevar.

En cualquier caso, vuestras canciones siguen hablando de sentimientos (a veces no correspondidos), de intramundos en ruinas. ¿Cómo se gestiona esa tristeza compartida a la hora de componer?

Las ruinas también son los cimientos. La tristeza hay que contarla, así deja de pesar tanto y ayuda a transformarla en algo mejor. Creo que “Las Orillas” no es un disco sobre sentimientos tristes sino sobre cómo pueden transformarse en algo más sano. Componemos canciones para emocionarnos y también para dejar salir cosas que queremos compartir porque al hacerlo nos sentimos mejor, menos solos.

En esta ocasión, los títulos de todas las canciones hacen referencia a lugares ( “La Palma” por la calle de La Palma en Madrid), profesiones ( “Arquitecto”) y momentos en el tiempo ( “Agosto Del 94”). ¿Es una especie de juego o surgió así?

Surgió así. Cada canción es una historia y cada título es el título de esa historia. A nivel de letras, o ideas para letras, éste es un disco más compartido.

Vistahermosa

El disco tiene, en este caso, una producción menos nítida, las letras son algo más crípticas, no se explayan como lo hacían en el anterior, hay más interiorismo que una sucesión de relatos. ¿Por qué? Habladnos del sonido que queríais y de las letras más poéticas, menos narrativas.

Queríamos un sonido muy directo, tal y como suena cuando ensayamos en el caserío. Queríamos algo muy natural y espontáneo. Raúl lo ha conseguido totalmente. También queríamos un disco muy de banda, muy juntos, participar todos de todo. Abel Hernández nos enseñó muchas cosas y nos sentimos preparados para hacer más cosas. Hemos tenido mucha suerte con Abel y con Raúl, son dos cracks.

Las letras salieron así. El disco anterior tenía un componente fuerte de cantautor y estaba escrito en una etapa muy concreta y opresiva. Queríamos salir de ahí, despersonalizar un poco todo. No queríamos concretar tanto y además, siempre he sido un poeta frustrado.

Pese a los cambios en la producción, el paisaje de vuestras canciones sigue tiñéndose de sepia, un folk atormentado que esta vez se detiene en el pasado. ¿Hasta qué punto vive McEnroe en el pasado o constituye vuestro motor compositivo?

Por raro que parezca somos felices y nos reímos mucho. Jaime y yo ya no somos niños y hablamos mucho de lo que fue y de que cualquier tiempo pasado fue mejor. Damos bastante el coñazo con nuestras historias, por eso acabamos solos todas las noches. Espero que después de este disco no lo demos más. El amor y el pasado, de qué más merece la pena escribir.

Volviendo al presente, ¿qué opináis de la reforma laboral?

Pues la reforma laboral que acabo de sufrir yo es que me han echado del curro y es una putada. Creo que algo hay que hacer. No se puede aguantar un país con seis millones de personas sin trabajo. No soy político, si lo fuese no estaría en el paro y además tendría dinero, y no sé lo que hay que hacer, sólo sé que hay que hacer algo.

¿Y del cierre de Megaupload?

Después de ver las fotos de la casa que tenía en Nueva Zelanda el dueño y de haber leído algo sobre pedofilia y armas, pensé que olía a podrido. Creo que quien se dedica a crear debería ser el más beneficiado por los réditos que den sus creaciones. No sé cómo, pero debería ser así.

¿El disco que más habéis escuchado el último mes?

Yo, “Maraqopa” de Damien Jurado. Maravilloso.

¿Y el que escuchabais en la época en la que componíais “Las Orillas”?

Muchos. “High Violet”, de The National, el de Maderita, Atlas Sound, Beach House…

Como amantes de las historias, ¿podéis recomendarnos algún libro que os haya marcado?

Al Sur De La Frontera, Al Este Del Sol”, de Haruki Murakami. “ La Carretera”, de McCarthy. “ El Inconveniente De Haber Nacido”, de Emil Cioran. “ Intimidad”, de Kureishi.

La Cara Noroeste

Rincón deportivo de la entrevista. ¿Podéis comparar el drive de McEnroe ( vuestro drive) con su revés?

John McEnroe ha sido el tenista con más talento natural de la historia del tenis. Su revés, y sobre todo su volea, eran algo sensacional, lleno de clase y arte. Nuestro drive es de andar por casa aunque tenemos buen juego de muñeca.

Y una más: elegid a un compañero para dobles y a otro para dobles mixtos de la escena indie.

Para dobles elegiríamos a Manett o a Joe la Reina. Para dobles mixtos está claro, a Tulsa.

A todo esto, Ricardo, ¿pensaste alguna vez en dedicarte al tenis?

No. No tengo cabeza para competir, discuto mucho conmigo mismo y cada tanto era un universo. Yo era de los que me quedaba contento con hacer un par de tantos antológicos después de perder 6-0 6-0. Todavía lo soy. Aunque si no encuentro trabajo antes del próximo Open USA igual me apunto.

Y ya que hablamos de viejas pasiones… ¿Qué queríais ser de mayores?

Yo no quería ser mayor. Jaime quería ser guitarrista de un grupo de slowcore y los demás nunca lo han confesado.

Volviendo al disco, cerráis el libreto con un “Gracias a Dios”, ¿qué tiene Él que ver en todo esto?

Eso es algo nuestro.

Pronto hará una década que estáis juntos, como pequeña familia. ¿Recordáis algún momento tremendamente especial que hayáis vivido juntos? ¿Y la bronca más espectacular?

Este año hacemos diez años. Empezamos en el 2002 y todo lo que hemos vivido desde entonces ha sido bueno. Nos llevamos muy bien, somos muy amigos y nos queremos mucho. No ha habido ninguna bronca ni la habrá. Momentos especiales, muchos. Me quedaría con la emoción del día que nos fichó Subterfuge, con la actuación en el Tanned Tin, en el Festival Do Norte, grabando en Andoain nuestro documental o bailando en la Salamandra de L’Hospitalet.

¿Algún ritual antes de los conciertos? ¿Qué hicisteis justo antes de empezar a tocar en el último sitio que tocasteis?

Antes nos poníamos muy nerviosos y no disfrutábamos mucho. Ahora es diferente, lo vivimos como un privilegio. Poder tocar tus canciones delante de personas a quienes les gustan es algo cojonudo. La última vez nos atiborramos de patatas bravas y estuvimos bailando detrás del escenario las canciones de Joe la Reina.

Estáis en el estudio, el trabajo ha terminado por hoy, ¿qué estáis haciendo? Y vale decir que jugar a “Gran Turismo” como hacían The Cardigans, aunque quizá en vuestro caso molaría más que fuese una partida al “Virtua Tennis” o algo parecido.

Todos los días había partido de voley en la piscina de Raúl. Al principio eran de poca calidad pero al final el nivel era altísimo y muy igualado, ganaba el que mejor hacía las trampas.

Próximos conciertos:

Jueves 15 mar – McEnroe – Donosti – Forum Fnac - Gratis

Jueves 29 mar – McEnroe – Bilbao – Forum Fnac - Gratis

Viernes 30 mar –McEnroe en Bilbao – Café Antzoki

Sábado 31 mar –McEnroe + Stay – Sala American Beer (c/Burgo Nuevo 8)

Jueves 26 de abril –McEnroe en Madrid- Joy Eslava

¿Te ha gustado este contenido?...

También te gustará

rebekah

Actualidad

Conoce a la modelo con brazo biónico que desfilará en la NYFW

Se llama Rebekah Marine y nació sin el antebrazo derecho

leer más
niñosirio

Historias

16 conmovedoras ilustraciones para homenajear al niño sirio ahogado

Artistas de alrededor del mundo convierten el luto en creatividad.

leer más
weeknd3

Columnas

El villano del R&B quiere gustar a todo el mundo

En Beauty Behind The Madness, The Weeknd se lanza a la conquista del mainstream sin, por ello, comprometer su esencia.

leer más
NASA

Actualidad

Una cámara de la NASA ha capturado el cosmos con más detalle que nunca

Belleza y ciencia.

leer más
refugee

Entrevistas

Cosas que nadie te contará sobre la crisis de refugiados

¿Qué es lo que estamos presenciando? ¿Enfocamos bien el “problema migratorio”?

leer más
polio

Actualidad

Alerta sanitaria europea por la vuelta de la polio

Los infectados son una niña de cuatro años y un bebé de diez meses.

leer más
faking it

Columnas

Faking It: la serie que rompe tabúes sobre la sexualidad adolescente

¿Y si un día descubres que en realidad estás enamorada de tu mejor amiga?

leer más
amanlda

Actualidad

Superheroína negra y adolescente: el cómic empoderador de Amandla Stenberg

Un cómic feminista para destruir estereotipos.

leer más

cerrar
cerrar