Entrevistas

Yo La Tengo: “Nunca hemos escuchado nuestros discos por placer”

Ira Kaplan, el líder del trío de Hoboken, ofrece algunas pistas para entender mejor los secretos de su música, más viva que nunca con la publicación de “Fade” y una ambiciosa gira que les traerá a Europa en primavera

A pocos días de la edición de “Fade”, el nuevo álbum de estudio oficial de Yo La Tengo desde 2009, hablamos en Madrid con Ira Kaplan sobre el misterio que rodea a las canciones del trío de Hoboken. De paso, nos confiesa algún secreto de su grabación con John McEntire.

Fotografías de Carlie Armstrong

Pocos grupos como Yo La Tengo pueden alardear del don de la infalibilidad. Son ya casi tres décadas entregando discos de pop redondos, una carrera coherente y militante, que confía en la independencia como la única forma de vivir la música. Aunque en el título se recoja la idea de ‘disiparse/desaparecer’, “Fade” (Matador / Everlasting, 2013) es un disco que reivindica a los de Hoboken (Nueva Jersey) como una de las bandas más lúcidas del momento. Aquí hay cuentos de folk pastoral con chispazos eléctricos ( “Ohm”), ataques de psicodelia experimentales que pugnan por derribar el muro de sonido ( “Stupid Things”) y grandes melodías de pop orquestal ( “Before We Run”).

Antes de que el trío emprenda una ambiciosa gira europea en primavera (18 fechas confirmadas), que incluye tres paradas en España en marzo (el 4 en Santiago, el 5 en Madrid y el 6 en Barcelona), charlamos en la oficina de su discográfica en la capital con Ira Kaplan (guitarras, piano, voz). Icono del indie, el principal compositor de Yo La Tengo escucha nuestras preguntas en silencio, meditando las palabras. Resulta imposible saber si le gusta lo que dices o piensa que es una estupidez, hasta que por fin abre la boca para ofrecer explicaciones concienzudas, con un diálogo reposado que a veces se corta súbitamente.

El disco está producido por John McEntire. En una entrevista en 2012 me decía que su música “es cerebral, pues no hay nada espontáneo; manda la cabeza y no el corazón”. ¿Ha proyectado esa misma idea con vosotros?

Creo que él se acerca a sus propios proyectos con una mentalidad diferente a la que tiene como productor. Eso es interesante, porque abarca un espectro muy amplio: por una parte está su trabajo con Tortoise y, por otra, sus grabaciones con otra gente. Una que me gusta mucho es “Man-Made” (Teenage Fanclub, 2005). Trabajos como ése es lo que nos hizo sentir cómodos con él. Nosotros trabajamos de forma espontánea, creo que el disco suena muy directo. Le conocemos desde hace mucho tiempo: hicimos un tour con él cuando estaba en Seam, con The Sea And Cake… Compartimos una relación personal.

Pero es la primera vez que trabajáis juntos. ¿Por qué ahora?

Cierto. No sé, por alguna razón nunca antes lo habíamos pensado. Alguien lo sugirió, nos miramos los unos a los otros y pensamos: ‘Claro, vamos a ver si está disponible’.

Hablemos un poco del trabajo de composición. ¿Cuánto tiempo estuvisteis grabando en Chicago?

Fuimos unas tres veces durante el verano de 2012. En total, quizá seis semanas todos juntos.

¿Cómo es su centro de trabajo, el reputado Soma Electronic Music Studios?

Es genial. ¡Es pequeñito! Está lleno de cosas chulas. En nuestro Twitter estuvimos subiendo fotos: hay un montón de instrumentos y cachivaches para generar sonidos. ¿Sabes qué ha sido lo mejor de la experiencia? Hemos trabajado muy centrados, todos a la vez. Así, si James (McNew, bajo y voz) estaba perfilando unas voces, Georgia (Hubley, batería, percusión y voz) y yo no nos íbamos a dar un paseo por ahí como otras veces, sino que nos quedábamos escuchando, aportando ideas. O si un día sólo había que grabar el eco de las guitarras, Georgia y James permanecían conmigo. Los tres pasábamos juntos todo el tiempo.

Es cierto que el disco recoge una enorme variedad sonora: de la electricidad crepitante de “Paddle Forward”, con esas cascadas de guitarras; hasta la preciosa orquestación de “Before We Run”.

“Before We Run”, “Stupid Things” y “Two Trains” son una continuación de nuestro trabajo más reciente. James grabó estos tres cortes en Hoboken y después los llevamos a Chicago para seguir trabajando. Con “Before We Run”, en efecto, teníamos una idea muy clara: debía sonar como una orquesta, con los sonidos de una sección de vientos y de cuerdas. Respecto a “Paddle Forward”, es obvio que la idea era buscar la distorsión, y John nos ofreció una variedad increíble de matices. Fue un gran esfuerzo encontrar el tono más adecuado. Fue uno de los cortes más complicados: lo grabábamos una y otra vez y nunca estábamos del todo satisfechos: aunque suene muy eléctrico, también hay guitarras acústicas.

"Siempre he intentado huir de las estructuras fijas, no me interesa repetir algo simplemente porque funciona"

No sois precisamente unos debutantes. ¿Todavía estáis abiertos a consejos externos? ¿Habéis probado aquí cosas que nunca antes hubierais hecho?

Puede ser [sonríe]. Lo que pasa es que John no es el tío más charlatán del mundo. No se va a sentar contigo a decirte que cambies tu forma de hacer música. Lo que sucede con él sale de una forma natural. En ese sentido, sí, puede que gracias a él el disco suene un poco diferente. Eh… [Se calla].

¿Definirías Yo La Tengo como un grupo interesado en seguir experimentando?

Sí, eso es lo que nos divierte. Siempre he intentado huir de las estructuras fijas, no me interesa repetir algo simplemente porque funciona. Pero si este disco hubiera sonado exactamente igual que “Popular Songs” (su anterior grabación, de 2009), también estaría bien, siempre que hubiera surgido por un proceso natural, sin forzarlo. Disfrutamos con la experimentación, probando cosas nuevas. Es lo que hacemos.

¿Cómo decidís qué canciones entran y cuáles quedan fuera?

Te contaré una anécdota: hubo una canción en este álbum, no recuerdo cuál, que sonaba demasiado parecida a una de nuestro último disco. Hubo una discusión. Al final la incluimos. Si nos hubiéramos sentado en plan: vamos a hacer algo que suene igual a “Periodically Double Or Triple”, eso sí hubiese sido un problema. Pero no tienes por qué siempre sonar diferente a lo que hiciste en el pasado; si lo consigues, está bien, pero de lo contrario, no pasa nada.

Desde vuestra discográfica se hace referencia a un regreso en “Fade” al sonido que teníais a finales de los 90, en “I Can Hear The Heart Beating As One” (1997) y “And Then Nothing Turned Itself Inside-Out” (2000). ¿Estás de acuerdo?

No, en realidad. Ni siquiera recuerdo ahora cómo sonaban esos discos. A veces sucede que vamos a un restaurante, hay una canción sonando y no nos damos cuenta de que es nuestra hasta que han pasado unos minutos. No es sólo que no escuchemos nuestros propios discos. Las canciones antiguas las tocamos en directo y es ese sonido el que tenemos en la cabeza, y no el del disco. La única forma en que podríamos intentar recuperar las atmósferas del pasado sería estudiando de nuevo ese material.

Así que nunca escuchas tus propios discos.

¿Te refieres a que si alguna vez llego a casa y pienso: ‘Vamos a ver, ¿qué me apetece oír? ¿Yellow Magic Orchestra, Neil Young o Yo La tengo?’ No, eso nunca sucede. Sí lo haría por trabajo. Tuvimos que estudiar a conciencia nuestra música cuando llevamos el ‘tour’ ‘Reinventing The Wheel’ al Reino Unido (un ‘show’ interactivo y conceptual que hicieron en 2011: al subir al escenario hacían girar una especie de rueda de la fortuna y durante los primeros 45 minutos tenían que seguir la opción que les hubiera tocado, ya fuera interpretar canciones que empiezan por ‘S’ e incluso hacer un teatrillo). Entonces aprendimos mucho de nosotros mismos. Pero nunca he escuchado los discos de Yo La Tengo por placer.

Con este último disco vuestro, mis sentimientos giran en torno a la melancolía y la alegría cuando lo escucho. ¿Son los mismos que vosotros tenías durante la grabación?

Ésa es una pregunta de la que siempre intento escapar y así seguirá siendo [Silencio]. La respuesta no tiene ninguna importancia para mí. Lo que me interesa es el efecto que tienen las canciones en el oyente. Me hace sentir incómodo hablar sobre lo que yo o cualquiera de los otros dos miembros del grupo puedan sentir, porque eso sería una distracción respecto a nuestro objetivo, que es la relación del que nos escucha con la música, sin recibir ningún tipo de influencia previa sobre su contenido.

"Intento no reflexionar sobre lo que hemos conseguido. Podría ser una trampa"

De acuerdo, pero en términos más generales, me gustaría saber cómo funcionáis a la hora de hacer música. ¿Nunca has sentido que vuelcas en tus canciones las preocupaciones o pensamientos que sentías justo durante el periodo de grabación, aunque no quisieras?

Sin duda, eso afecta, sobre todo cuando escribes una letra. Pero, de verdad, no es algo sobre lo que quiera hablar con la prensa.

Entiendo que no quieras que la gente relacione vuestra música con vosotros, sino con una imagen más desdibujada, con la que cualquiera podría sentirse identificado. En una hipotética división entre los grupos que hablan en sus canciones en primera persona del singular (Yo) y los que hablan en segunda (Tú / Vosotros) o, al menos, en plural (Nosotros), ¿dónde situarías a Yo La Tengo?

Probablemente haya muchos ‘Yo’ en las letras que escribo; recuerdo algún ‘Nosotros’, pero son menos. Escribir es algo muy personal, indudablemente, y, sin embargo, creo que puedes sonar universal desde lo particular. Cuando cantas sobre algo, aunque el oyente no haya pasado específicamente por ello, no quiere decir que no se sienta identificado. Mi objetivo es conseguir que reconozcan lo que digo, que lo sientan como suyo. Me gustaría que cuando escuchen mis letras, piensen ‘Hey, esto es una buena idea’ [Risas]. No creo que ‘Yo’ sólo se refiera ‘a Mí’, puede significar cualquier ‘Yo individual’. ‘Tú puedes ser Yo’ [Ríe, la conversación se convierte en un juego de palabras].

Lo preguntaba porque se suele asociar el ‘Yo’ en la música al machito del rock, que habla de un ‘Yo’ superior, inalcanzable para el resto de mortales, que sólo pueden ocupar un hueco en su universo como sus fieles admiradores.

Entiendo la idea: hablar de ‘Yo’, pero no de ‘Ti’. No creo que ése sea el ‘Yo’ de Yo La Tengo.

¿Hay algún significado detrás del título del disco, ‘Fade’? ¿Dirías que hay una idea presente en todas las canciones?

[Espera una eternidad para contestar]. Sí... Pero, una vez más, eso no es relevante. Puede que el oyente capte nuestra intención y puede que no. Sería incómodo para mí explicártelo ahora, en este contexto, en una entrevista de promoción podría acabar trivializándose su significado. Prefiero que las canciones hablen por sí mismas; que tengan su propio desarrollo y no ser yo el que las dirija en una dirección u otra. No quiero parecer borde... A ver, no es lo mismo si vas a clases de piano porque tus padres te han apuntado o porque tú te has empeñado en ello. ¿Entiendes? Quiero que mi música te llegue porque tú la has encontrado y entendido y no porque yo te diga ‘Mira, fíjate en esto y en aquello’ [Risas].

Como cuando cuentas un chiste y tienes que explicarlo, y entonces pierde la gracia, ¿no es eso?

Exacto.

Siento insistir, pero, ¿en este caso, si no quieres hablar del significado de las letras, quizá es porque son demasiado personales y eso es lo que te hace sentir incómodo?

Si recopilas todas las entrevistas del grupo en el pasado, no encontrarás apenas explicaciones sobre el significado de nuestra música. Nos gusta que sea así.

Después de casi 30 años, muchos os consideran una banda de culto. ¿Pensáis alguna vez acerca de la posición que ocupáis en la historia de la música?

Intento no reflexionar sobre lo que hemos conseguido. Podría ser una trampa. Si un día piensas ‘Oh, estaría bien conseguir un Disco de Oro’, y por fin lo consigues, será genial, pero te habrás sentido durante mucho tiempo infeliz porque no lo conseguías. Creo que es mejor tener la conciencia de que la música te dará cosas buenas, pero también otras malas. ¿Nuestro lugar en el mundo? Nos han pasado muchas cosas, ya lo creo. Hey, incluso hemos sonado en ‘Los Simpsons’, hemos grabado con Ray Davies; piensas en ello y… ¡Oh, Dios! Nunca llegas a creerte que ese tío que ves en televisión o en la prensa o en un DVD seas tú mismo.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar