Entrevistas

Mi vida como padre gracias a un "vientre de alquiler"

Defensor de la gestación subrogada, Juanjo también crítica un mercado lleno de sombras

Imágenes de Leilani Rogers, Vincent Gouriou, y vía Tumblr

Juanjo prefiere no decir su nombre real, dice que así podrá hablar sin miedo.

"Todo empezó como siempre empieza en estos casos. A mi mujer, Marta, le extirparon el útero y se quedó sin capacidad de gestar. Recuerdo que aquellos días se hablaba mucho de Ricky Martin en televisión, decían que se había convertido en padre de dos gemelos gracias a un vientre de alquiler. Aquello nos llevó a investigar".

Juanjo y Marta descubrieron una realidad extrema: la gestación subrogada era ilegal en España y en casi toda Europa, a excepción de países como Gran Bretaña, Países Bajos o Bélgica, donde estaba reservada a nacionales y donde las leyes son, y siguen siendo, muy estrictas.

La solución para la pareja se encontraba en el mismo país que frecuentaban las estrellas, Estados Unidos. Allí la gestación subrogada comercial —en la que las mujeres gestantes reciben una compensación económica— es una práctica legal desde 1976.

"Tuvimos a nuestro primer hijo gracias a Andy", cuenta Juanjo, "pero sabemos que no todo funciona a las mil maravillas siempre, no todos los países son como Estados Unidos. Esa es la opción más segura, pero también la más cara, y no todos los padres la pueden asumir".

Los problemas de fertilidad, el retraso de la maternidad en Occidente y el avance de los derechos de las parejas LGTB han dado empuje a la industria de los hijos biológicos por encargo. Pero la falta de regulación internacional, y la oferta de miles de mujeres dispuestas a gestar a cambio de una suma significativa de dinero dibuja un mapa global en el que nada es blanco o negro.

En los grises que Juanjo está dispuesto a mostrar, hay tanta felicidad como sufrimiento.

¿A qué agencia acudió?

A Growing Generations, una de las más caras. Por entonces había muy poca información. En España ni siquiera había asociaciones de padres y padres, tampoco agencias pirata.

Ante una inversión así, y un método tan distinto, ¿tenían reparos?

Para mi sorpresa, el tipo de mujer que se ofrecía para gestar no era como yo pensaba. Y sí, al principio me tiraba para atrás, sobre todo porque nuestro hijo tenía que estar 9 meses cuidado por una persona desconocida. 

‬"Para las gestantes la filosofía es esta: ganar un buen dinero haciendo algo que les sienta bien y con lo que ayudan a otras personas. Ahora bien, si no hubiera dinero, no habría bebés"

¿Cómo eran las gestantes disponibles en esta clínica?

Por ley son mujeres con una estabilidad económica y que han tenido hijos antes. Trabajan y deciden gestar de forma consciente y libre. Es verdad que a nadie le amarga el dinero.

¿Cuánto dinero costó todo el proceso y cuánto se llevó Amy?

No es que nosotros tuviéramos ese dinero, es que tuvimos capacidad de endeudarnos. En Estados Unidos todo es carísimo: además del tratamiento hay que pagar abogados, seguros. El coste fue de 130.000 euros, de los cuales la Amy se llevó 22.000.

¿Cómo fue el proceso?

Como la seda. Todo fue muy transparente. A los 5 meses de embarazo se celebró un juicio donde se nos otorgó la filiación de nuestro hijo, es decir, un documento que certifica que somos sus padres. Es importante que esto quede claro antes de que nazca.

En el contrato, ¿Amy podía arrepentirse, echarse atrás?

Sinceramente no lo recuerdo, hace ocho años ya. Es evidente que si hay malformación del feto o peligro para la vida de la mujer… si por lo que fuera se quisiera echar para atrás, tenemos claro que el embarazo es suyo. Desconozco hasta qué punto podríamos batallar judicialmente para evitar el aborto.

Un caso muy conocido es el de Baby M. Ocurrió en 1987 y fue una "surrogación tradicional", es decir, con óvulo de la madre gestante. Tres días después de dar a luz se arrepintió y quiso recuperar al bebé, huyó con él a Florida. Finalmente el juez falló a favor de los padres intencionales y del contrato vigente con la gestante, que recibió 10.000 dólares como compensación.

En nuestro caso, pudimos aportar todo el material genético, esperma y óvulo. La surrogación tradicional ya no se hace tanto. Si falta material genético, lo normal es que se busque en bancos de esperma o de óvulos.

"E‬xiste el estigma de la infertilidad, sobre todo en parejas heterosexuales. Yo sé de mujeres que han ido con un cojín en la barriga los últimos meses de gestación de sus hijos para no despertar sospechas"‪

¿Qué opina de que la gestante de su óvulo?

Yo no lo comparto, pero supongo que dos adultos pueden hacer lo que quieran mientras lo hagan con conciencia y libertad. Lo que sí sé es que, al menos con nuestra experiencia, una mujer tiene muchas oportunidades de echarse atrás. Con Amy hablamos durante ocho meses antes de que le transfirieran el embrión, pero es cierto que la ley no es tan clara en todos lados.

¿Dónde no lo es?

En Gran Bretaña, por ejemplo, la gestante tiene un mes para decidir si se queda al bebé o no. Eso genera incertidumbre y puede generar muchos problemas. De hecho me consta que se quiere cambiar ese punto de la ley.  

¿Amy lo tenía claro?

Las gestantes de EEUU son súper mujeres. Amy lo tenía clarísimo. Es una mujer muy práctica, es universitaria y tiene un buen trabajo. Es madre soltera y tiene dos hijos. Va todo el día arriba y abajo. Nos decía: 'Si puedo ganar 20.000 dólares haciendo algo que me sienta bien, lo haré. Mis anteriores embarazos han sido geniales y trabajé hasta el último día, fueron 10 minutos de parto. No me supone problemas y además os doy el regalo más grande que os puedo dar'.

Parece claro.

Amy se planteó ser donante de óvulos, pero entendía que eso era más suyo que el hecho de gestar el hijo de otros. En el momento de darnos el niño para ella fue brutal, veía el poder que tenía sobre nosotros, y digo poder en el buen sentido de la palabra. Veía lo que había conseguido para otras personas. Para las gestantes la filosofía es esta: ganar un buen dinero haciendo algo que les sienta bien y con lo que ayudan a otras personas. Ahora bien, si no hubiera dinero, no habría bebés.

En su opinión, además de EEUU, ¿qué otro país que permite la gestación subrogada comercial funciona bien?

En Ucrania tampoco hay problemas, aunque allí es posible que las condiciones de las gestantes en cuanto a su independencia económica y sus motivaciones no sean lo mismo. Eso sí, son mujeres que lo hacen porque quieren, conscientes de ello, y la ley es garantista. A partir de aquí, tu ética y la mía pueden ser distintas. Ese ya es terreno de la moral.

En los países occidentales donde la gestación subrogada está prohibida, como España, Francia, Alemania o Italia, los padres viajan al extranjero. Existen países con legislaciones opacas y cambiantes, ofertas baratas, packs, posibilidades de saltarse la ley y, en consecuencia, riesgo e inseguridad. ¿Cuáles son los destinos más problemáticos?

Históricamente lo fueron la India, Tailandia, México y Rusia, ahora hay muchos países más. Hay abogados y agencias que van por libre y los padres acceden a ellos sin consultar a las asociaciones. Sólo sabes que existen cuando están en problemas y piden ayuda.

¿Qué ofrecen asociaciones como Son Nuestros Hijos o la Asociación por la Gestación Subrogada en España?

Asesoramiento, apoyo, códigos éticos. La gente tiene que saber que si una agencia ofrece ciertas cosas, no deben aceptar.

¿Qué cosas? Ponga un ejemplo.

Hay agencias, y países, que no permiten conocer a gestante. Simplemente llega un día que te dicen: 'Ya está inseminada'. Por el contrario, en EEUU todo el mundo puede enseñar su álbum de fotos de la relación con la gestante, que podrá ser mejor o peor, pero existe. Los padres intencionales deben exigir conocerla para asegurar que ella lo hace libremente. Lo que pasa es que la gente escucha lo que quiere.

¿Qué quiere decir?

Tú les puedes decir a la cara: 'No vayas por aquí'. Pero si un tío con corbata te hace promesas… la desesperación es traicionera. Al final la gestación subrogada es una mezcla de sentido común, ganas de aventura y desesperación. 

‬"La gestación subrogada es una mezcla de sentido común, ganas de aventura y desesperación" ‪

Y de las posibilidades económicas de cada uno.

Exacto. No todo el mundo puede endeudarse de 100.000 euros. Nosotros estaremos pagando hasta el fin de los días, pero mucha gente ni siquiera puede pedir un préstamo por esta cantidad. Cuando iniciamos el proceso en EEUU, ni siquiera había instrucción en España. Pero te tiras, lo haces.

Diez minutos de búsquedas por internet son suficientes para comprobar que en España hay clientes con problemas, escándalos, casos en los que los padres intencionales se han visto abandonados después de pagar grandes sumas, bebés rechazados a última hora, incluso conflictos diplomáticos.

Siempre he dicho a los periodistas que no busquen por Estados Unidos y Canadá, y que busquen por España. Pero me dicen que mientras no haya denuncias contra ciertas empresas…

Parece haber mucho miedo. Algunas de estas empresas son beligerantes contra acusaciones de la prensa y comentarios en foros de internet: todo lo que se diga de ellos tendrá que ser probado en los tribunales.

Es un drama. Es lo que las asociaciones de padres dicen a los políticos: no os podéis llegar a imaginar la de mierda y la de gente tirada que hay por el mundo, por la falta de regulación. Si ahora demandas a una empresa por estafa, pero por algo que aquí es ilegal... el juez podría decir 'oigan, señores, si se ponen a jugar, ¿qué quieren que le diga?'.

Los clientes están pillados porque están haciendo algo arriesgado, poco legal, diplomáticamente complejo. Y las agencias juegan con eso.

En muchos casos, el pago del proceso de gestación subrogada deja a estas parejas endeudadas y sin posibilidades de hacer frente a hipotético juicio.

Sí. Yo creo, y lo digo con la boca pequeña, que no hubiéramos accedido a ciertas ofertas que hay por ahí. Nosotros sabíamos que era ilegal en España, pero sabíamos que tendríamos un pasaporte norteamericano con el que nuestro hijo podría entrar, y que era hijo nuestro. Luego terminamos de solventar los detalles por el camino, pero una ley nos ampara.

La demanda de procesos de gestación subrogada crece y no existe un acuerdo internacional sobre su regulación. ¿A quién beneficia esto?

A empresas sin escrúpulos. Se mueven en vacíos legales, en silencios por miedo y en vergüenza social.

‬Podemos no podía aceptar una medida presentada por Ciudadanos, y menos sobre un tema que genera tanta controversia‪

¿Hay vergüenza social?

Aún existe el estigma de la infertilidad, sobre todo en parejas heterosexuales. Yo sé de mujeres que han ido con un cojín en la barriga los últimos meses de gestación de sus hijos para no despertar sospechas. Te hablo de médicos, profesionales hechas y derechas que esconden su no-embarazo, o su embarazo a distancia.‪‬

En los países que siempre se ponen como ejemplo, aunque de modelos opuestos (EEUU y Gran Bretaña), también hay gestantes arrepentidas. ¿Qué opina de esto?

Que de igual forma puedes encontrar mujeres que se han arrepentido de abortar, pero no por ello les quitaría ese derecho. En EEUU hablamos de 30 años de gestación subrogada, los casos de escándalo se pueden contar con el dedo de una mano. También creo que se infravalora mucho a las mujeres. 

Explíquese.

Siempre se dice, 'ay, pobrecita', pero una mujer sabe cuándo un hijo es suyo y cuando no lo es. Por poner un ejemplo extremo, el resultado de un revolcón en la discoteca genera más vínculos con esa criatura. Su principal miedo, eso nos han dicho las gestantes, es que los padres intencionales nos arrepintamos.

A los padres que quieren adoptar se les ponen muchos aranceles, tienen que demostrar que son los padres idóneos. ¿A los padres que quieren serlo mediante gestación subrogada sólo se les pide dinero?

Esa comparación es injusta. A las parejas que van a clínicas en busca de donantes no se les examina para determinar si van a ser buenos o malos padres. Recuerdo que la OMS reconoce a la gestación subrogada como una técnica de reproducción asistida. En Estados Unidos se pasa un control psicológico para ver si tienes salud mental, no si serás buen padre.

En vuestro caso, fueron las gestantes quienes os eligieron a vosotros.

Así funciona allí. Ellas vieron nuestro perfil, vieron que preferíamos mantener contacto con ellas una vez naciera el niño, y queríamos que nuestro hijo supiera quién lo gestó. Además, solo queríamos implantar un embrión.

¿Eso es importante?

Para ellas, mucho. Hay parejas que para asegurarse el tiro implantan tres embriones, pero en mi opinión eso no protege la salud de la gestante.

‬"No es que nosotros tuviéramos ese dinero, es que tuvimos capacidad de endeudarnos. En Estados Unidos todo es carísimo: además del tratamiento hay que pagar abogados, seguros. El coste fue de 130.000 euros, de los cuales la Amy se llevó 22.000."

En España, el primer intento de regulación de la gestacion subrogada fue el pasado marzo en la Asamblea de Madrid, a iniciativa de C's y con el apoyo del PP. Fracasó por los votos de la oposición, pero sobre todo por tres diputados díscolos del PP que rompieron la disciplina de voto por cuestiones morales. Los partidos de izquierda criticaron que la propuesta no tuviera en cuenta los derechos de las mujeres gestantes. ¿Qué opina?

Podemos no podía aceptar una medida presentada por Ciudadanos, y menos sobre un tema que genera tantas controversia. Sé de buena tinta que quieren regularlo, así lo han dicho en las asociaciones de padres, pero no pueden decir que sí a lo primero que diga Ciudadanos. Hay que hacer una mesa de negociación y hablarlo, pero quieren regular.

¿Qué modelo le parece bueno para España?

El de EEUU, pero con las particularidades de España. Tener un estado social permite que todo lo que es privado allí, pueda hacerse público. Se abarataría el proceso y evitaríamos que tantos españoles viajaran fuera. No digo que el tratamiento tenga que estar financiado por la sanidad pública, pero sí el embarazo y el parto. La compensación a la gestante tendría que venir dictaminada por el Ministerio de Sanidad, y tendría que tener un límite claro.

Ese es uno de los puntos más controvertidos de la regulación. Las leyes más garantistas, e incluso los países que permiten la gestación subrogada comercial, apuestan una compensación limitada y defienden que las gestantes lo hagan de forma altruista y no "por dinero". Pero al mismo tiempo, si no hay dinero, no hay gestantes.

Amy pasó meses sin ver un dólar. Todo va en función de las molestias. Los primeros meses de embarazo no cobran tanto, a partir del cuarto y el quinto la compensación aumenta. Puede pasar un año y medio desde el inicio del tratamiento, y que la gestante no haya recibido ningún dinero.

Entonces, ¿cree que es importante que las gestantes no necesiten el dinero?

Sí. Hay que hacerlo de esta manera para que las mujeres que están económicamente desesperadas no se tiren a ello. En mi opinión, tiene que haber compensación, sin duda, en caso contrario sería explotación. 

Aunque se regule, ¿cómo se puede asegurar que las gestantes no cobren dinero negro?

Es como todo en la vida, no puedes asegurarlo. En España hay gestación subrogada y se paga en negro.

‬"La OMS reconoce la gestación subrogada como una técnica de reproducción asistida‪"

¿La gestación subrogada ilegal se practica aquí?

Lleva tiempo pasando. El sistema ilegal más habitual es que la parte masculina de la pareja insemine a la gestante. Ella pare, al cabo de un mes renuncia a la filiación del bebé y la otra parte de la pareja inicia los trámites de adopción. Claro que hay dinero negro, pero cuanta más regulación, más fácil será luchar contra él. Supongo que en eso se parece a la prostitución.

Es cierto que el debate feminista sobre la prostitución tiene paralelos con el de la gestación subrogada: hay quien aboga por la libertad de la mujer por hacer con su cuerpo lo que quiera —incluído el útero—, y hay quien cree que su regulación supondría legitimar una industria basada en la desigualdad y en la explotación de las mujeres.

Para las abolicionistas es explotación femenina, y normalmente quien está a favor de regular la prostitución también lo está de la gestación subrogada.

¿Quiénes son las abolicionistas de España?

Sobre todo las feministas del PSOE, mujeres que hicieron mucho por este país hace tres o cuatro décadas, pero que hoy sesgan el tema de una forma muy desagradable: hablan de países asiáticos donde la gestación subrogada ha supuesto explotación de las mujeres, donde sencillamente todos sus derechos están en entredicho. Las abolicionistas siempre tienen una perspectiva muy global, desde su poltrona, vestidas de Zara y con su Apple. 

En Occidente también hay desigualdad social y económica de género. Está demostrado que la pobreza se ceba más con las mujeres, quienes suelen tener trabajos más precarios y tener niños o ancianos a su cargo. La igualdad entre mujeres y hombres es un marco teórico, pero no es real.

Es cierto que falta mucho por alcanzar la igualdad, pero estas feministas no pueden tener la misma visión tutelar que en la década de los 70. Tratan a las mujeres del 2016 con la misma mentalidad del pasado, cuando había muchas que ni siquiera habían podido estudiar, y cuando la relación con los hombres era distinta.

A ver: el aborto es una práctica terrible y de riesgo en Nigeria. ¿Debemos prohibirlo aquí?

‬"En Gran Bretaña, por ejemplo, la gestante tiene un mes para decidir si se queda al bebé o no. Eso genera incertidumbre y puede generar muchos problemas".‪

Si la prostitución y la gestación subrogada se regularan, sería lógico que también fueran reconocidas como salidas profesionales o actividades lucrativas respetables. Es decir, que quienes lo aprueban pudieran asumir que sus hijas lo llevaran a cabo.

Ya, que no haya un tipo de mujeres gestantes que paren para otro tipo de mujeres. Estoy de acuerdo.

Es muy fácil asegurar la parte mercantil y dejar la parte social a un lado.

Es verdad que los cambios culturales se van haciendo sobre la marcha. Pero la sociedad española es mucho más avanzada que la clase política. Las reacciones de la gente con nuestro hijo han sido sorprendentes. Mi mujer y yo creíamos que recibiríamos desprecio, pero quisimos hacerlo público y enfrentar lo que pasara. El niño iba a crecer, iría oyendo cosas…la reacción fue tan natural, con más o menos curiosidad, que incluso nos decepcionamos. A la gente tanto le da.

Al contrario de lo que siempre se dice, trabajar con el cuerpo no es fácil. Es difícil y debería exigir formación. Ni trabajo sexual ni la gestación son actividades inocuas, comportan riesgos físicos y psicológicos. Quizá no todas podamos hacerlo.

Muchas mujeres podrían hacerlo aquí. Pero el hecho de que esté prohibido, y de que no se hable, hace que lo teman. Igual tú podrías hacerlo.

O quizá no. No todo el mundo puede tener relaciones con un desconocido, del mismo modo que no todo el mundo puede gestar un bebé para otras personas sin sufrir consecuencias. A no ser que se vea empujada a ello por necesidad.

En EEUU muchas gestantes son enfermeras. Ven que una lo hace, ven la relación que se crea con los padres, les mola el rollo y a nadie le amargan 20.000 dólares. Se va creando un nuevo discurso y percepción. Los casos terribles que hay por ahí, y la poca transparencia de los intermediarios contribuyen a demonizarla.

En los países donde la prostitución está regulada sigue existiendo prostitución ilegal.

Lo mismo pasaría con la gestación subrogada. Habría quienes irían a Nepal para esperar menos. Pero ahí entramos en territorios diferentes… Vicent Borràs, profesor del Departamento de Sociología de la UAB y padre por gestación subrogada, dijo en televisión haber hecho un estudio entre mujeres sudamericanas que cuidan gente mayor en condiciones pésimas: 'Si tuviera la opción de gestar para una familia durante nueve meses, bien cuidada y llevándose X dinero, ¿aceptaría?' ¿Dudas lo que harían?

‬"El sistema ilegal más habitual es que la parte masculina de la pareja insemine a la gestante. Ella pare, al cabo de un mes renuncia a la filiación del bebé y la otra parte de la pareja inicia los trámites de adopción. Claro que hay dinero negro, pero cuanta más regulación, más fácil será luchar contra él"‪

Ahí tenemos al tipo B de mujeres, las vulnerables. Si se hiciera un Ministerio de la gestación subrogada, y la compensación fuera... 10.000 euros, por poner un ejemplo, habría cola. ¿No sería una salida para las mismas mujeres de siempre?

Estoy de acuerdo en que no debería ser una salida para mujeres pobres, pero también porque me precupa la situación de la gestante.

¿Qué quiere decir?

Aunque esté a favor del aborto, a un embrión ya lo veo como mi hijo. Lo ves crearse y lo ves entrar. Yo no lo dejaría con una mujer que fuera estresada porque puede pasar factura, tanto a ella como al niño. Por eso digo que no sé si aceptaría tener un hijo en determinados países. Las gestantes deben de ser mujeres a quienes el dinero les venga bien, pero que puedan pasar un año sin ver ni un duro.

El 70% de los pobres del mundo son mujeres. Beatriz Gimeno, académica feminista y diputada de Podemos, plantea que la explotación no deja de serlo porque los explotados la acepten.

¿Lo arreglarás desde España?, ¿tenemos que ser los policías del mundo? Primero hay que ordenar la casa de uno, poder decir que en tu casa las cosas se hacen bien.

¿Cree que las abolicionistas son hipócritas?

Esconder la cabeza bajo el ala no es la solución. Me parecería más valiente un no rotundo que la alegalidad. Hablan en términos globales pero no escuchan a personas que han pasado por esto. El mundo es mucho más complejo que las gestantes libres, pero empieza por ellas, por las mujeres que han decido hacer esto. Escuchémoslas.

Supongo que molesta que el cuerpo, y el sexo, se conviertan en una salida más (práctica, rentable, desvilculada de todo proceso emocional) para personas con más dificultades para progresar. Además de una idea provocadora: si antes era Dios el que nos decía que habíamos venido al mundo para tener hijos, ahora los mercados nos dicen lo mismo. Solo que con una oferta más atractiva.

Es lo mismo de siempre. Si no quieres abortar, no lo hagas. Pero no impidas que las demás lo hagan. Eso en Estados Unidos lo tienen muy claro.

‬"En India hay manifestaciones de mujeres que quieren que el país vuelva a abrirse a clientes extranjeros. Pregúntales si prefieren estar esclavizadas en un taller o gestar para una pareja occidental con la que pueda hacerse una casa nueva. Pocos problemas tienen ya como para que vengan señoras apoltronadas a dar lecciones"

Si va de la mano del capitalismo, el feminismo no encuentra fronteras.

Es cierto que allí el aborto, y la muerte en el parto, son una realidad mucho más problemática.

Las feministas europeas afirman que la gestación subrogada contrapone los derechos individuales contra los derechos humanos de las mujeres como colectivo.

¿Queremos regular esta explosión o dejamos que se actúe como a la gente le de la gana?

¿Qué piensa de que en un futuro mujeres con recursos paguen a gestantes para no perjudicar sus carreras o deformar su figura?

Después de vivir lo que he vivido, me guardo las opiniones en el bolsillo. Podría juzgar a esas mujeres, y otro podría preguntarme a mí que por qué no he adoptado. Si mi mujer quisiera hacerlo teniendo ella capacidad de gestar, yo le diría que conmigo no contase. Por suerte sigue siendo necesario demostrar infertilidad estructural (es el gaso de gays y lesbianas), o problemas médicos que impidan gestar. Tengo mi edad, y juzgar a los demás me da cada vez más pereza.

Algunos le dirían que es fácil velar por los intereses propios y desconectar del mundo en el que vivimos. No hablo de la India, sino de España.

Sí, vivimos en sociedad. ¿Prohibimos la donación de óvulos?

A veces, por querer beneficiar a las personas más desfavorecidas, se las perjudica. En India hay manifestaciones de mujeres que quieren que el país vuelva a abrirse a clientes extranjeros. Pregúntales si prefieren estar esclavizadas en un taller o gestar para una pareja occidental con la que pueda hacerse una casa nueva. Pocos problemas tienen ya como para que vengan señoras apoltronadas a dar lecciones.

Salgamos de la India. Vayamos a Grecia, donde la gestación subrogada se permite a extranjeros residentes. ¿Celebramos que las estudiantes precarias puedan encontrar un método costear sus estudios? ¿O para pagar el alquiler?

Lo de Grecia huele muy mal, pero para mí hay cosas mucho más denigrantes que ser gestante. Estamos donde estamos, con este sistema económico. Intenta regular lo que esté a tu alcance para proteger y dar herramientas a mujeres que quieran empoderarse.

Supongo que aún hay gente que quiere cambiar el sistema.

No lo cambiarán.

‬"El aborto es una práctica terrible y de riesgo en Nigeria. ¿Debemos prohibirlo aquí?‪"

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar