Entrevistas

Lana del Rey: “Todavía intento encontrar una explicación al odio que tanta gente siente hacia mí”

Una conversación íntima con Elizabeth Grant sobre la fama, el odio, la generosidad y la vida de una pop star que nunca soñó con serlo

Durante su paso por Sónar, pudimos compartir unos minutos con Lana del Rey. La artista se mostró sincera y vulnerable, como una joven frágil que agradece todas las muestras de amor recibidas y que no acaba de comprender muchas opiniones adversas contra ella.

10:45 de la mañana. Recibo una llamada que me confirma que en apenas una hora y cuarto tendré la oportunidad de preguntarle durante quince minutos a Lana del Rey todo lo que quiera. Con el café a medias y sin apenas tiempo para preparar nada, me dirijo a un hotel del Eixample barcelonés donde Elizabeth Woolridge Grant (la mujer detrás del personaje del año) reposa horas antes de enfrentarse a su primera cita multitudinaria en el marco del Sónar. Sobre su vida se ha escrito de todo. Y peor aún, se ha faltado en numerosas ocasiones a la verdad. Así que la oportunidad se antoja como una ocasión irrepetible para conocer a la persona que se esconde detrás de este fenómeno del pop melodramático para las masas.

Con una camiseta de tirantes azul, su característico pañuelo atado al pelo, un crucifijo colgando del cuello y unos ajustados tejanos que dejan entrever su estupenda figura, la neoyorquina se excusa por el olor impregnado de nicotina que ha dejado en la habitación mientras aguardaba mi llegada. Muestra una perfecta sonrisa tatuada en la cara. Se le ve feliz, con ganas de hablar y, lo mejor de todo, cercana, sin alimentar esa imagen de femme fatale que explota en sus instantáneas promocionales y videoclips a raíz del álbum “Born To Die” (Universal, 2012). Tan pronto empezamos a charlar, deja florecer su vulnerabilidad: la de una joven de 25 años que podría ser perfectamente tu vecina o tu amiga y que, de la noche a la mañana, ha tenido que enfrentarse a la mirada del público, a menudo demasiado cruel. Eso es precisamente Lana del Rey: el alter ego de una artista que quería que se escuchara su música y desconocía cómo de ingrato puede ser este negocio en el que las mujeres tienen que lidiar con la envidia y batallar con titulares sensacionalistas. Juzguen ustedes mismos. Esto es lo que dio de sí la conversación desde que la grabadora empezó a rodar.

"No escribí “Video Games” con la intención de que fuera un éxito. Dura casi cinco minutos, es muy suave... No es precisamente el paradigma de una canción que vaya a triunfar"

Desde que subiste “Video Games” a tu cuenta de YouTube, en agosto de 2011, la bola de nieve de Lana del Rey se ha ido haciendo cada vez más y más grande. ¿Te esperabas tal repercusión o eres la primera sorprendida de toda esta locura que has generado en tiempo récord?

Hace apenas un año nunca me hubiera imaginado todo esto. Aunque, siéndote sincera, la verdad es que pensaba que sería diferente. Estuve mucho tiempo escribiendo el disco en Nueva York sin pensar en que las canciones gustarían a tanta gente. Supongo que al final han acabado calando hondo porque todo está escrito desde el corazón y es muy sincero y dramático, al menos para mí.

Se han escrito tantas cosas sobre ti que desconozco realmente cómo era tu día a día cuando eras una persona anónima. ¿Trabajabas? ¿Estudiabas?

Hice muchas cosas. Durante diez años he estado muy comprometida con mi comunidad de Brooklyn llevando a cabo diversas labores de voluntariado. Coincidió con el momento en que dejé de beber hace una década y decidí dedicarme en cuerpo y alma a ayudar a la gente que lo necesitaba. También combiné el trabajo con mis estudios de filosofía.

¿Terminaste la carrera o te queda alguna asignatura pendiente?

Sí, la terminé. Desde 2008, además, estuve componiendo mi primer disco con David Kahne [nota: aquel “Lana Del Ray a.k.a. Lizzy Grant” que tantos ríos de tinta ha hecho correr] y me mudé una temporada a Nueva Jersey para trabajar con él. Era otro tipo de vida. Hacía lo que quería, ¿sabes? Sentía mucha paz conmigo misma al estar acompañada de mis amigos y la gente que realmente quiero.

¿Desde que empezaste en el mundo de la música has podido llevar realmente todas las riendas de tu carrera?

Sin duda. ¿Aunque estoy realmente contenta acerca de cómo están yendo las cosas? No, no del todo. Siento que lo he hecho bien hasta el momento: las canciones las he escrito y las he tirado siempre adelante por mí misma. Ese aspecto me hace feliz. Pero del resto no estoy tan segura. ¿Entiendes lo que quiero decir?

"No me preocupa lo buenas que sean las canciones, sólo que reflejen fielmente aquello que sentí cuando las escribí"

Han sido extremadamente crueles contigo y has tenido que leer auténticas barbaridades.

Cuando has centrado buena parte de tu vida en ayudar a los demás no entiendes por qué recibes todo este desprecio como respuesta. No obstante, tengo fe en que las cosas cambien.

¿Tras el repentino éxito de “Video Games” no te sentiste algo presionada?

No mucho, estaba preocupada por otras cosas. Cuando escribí “Video Games” no lo hice con la intención de que fuera un éxito. Dura casi cinco minutos, es muy suave... No es precisamente el paradigma de una canción que vaya a triunfar. Nunca hubiera imaginado que a partir de ahí me acabaría convirtiendo en un personaje famoso.

Me refería más a la presión respecto al resto de temas del álbum. De alguna forma te viste obligada a mantener o superar el nivel de “Video Games”.

Me encantan “Born To Die” y “Summertime Sadness”. Entiendo por qué la gente conectó con “Video Games”. Sin duda, es mi favorita, pero creo que hay otras con la misma calidad. Aunque siéndote sincera, no me preocupa realmente lo buenas que sean las canciones, sólo que reflejen fielmente aquello que sentí cuando las escribí. Deberían entenderse como un diario personal.

"Siempre he estado rodeada de gente que me ha apreciado y me ha tratado con cariño, así que todas estas malas sensaciones son nuevas para mí."

¿Un diario plagado de momentos en los que te han hecho trizas el corazón?

Anteriormente sí, pero ahora sufro por otras razones. Tengo una familia y me preocupo por ellos. Mi corazón sufre por la gente que quiero. No pienso demasiado en mi carrera, sino por aquellas personas que conciernen a mi vida real.

Retomando el disco, ¿hubo algún tema que se te resintiera mientras trabajas en él?

Únicamente ocurrió algo así con “National Anthem”. Quería que fuera una canción de amor, desde la perspectiva de la memoria, y que a la vez sonara muy dulce. [Aprovecha la ocasión para coger emocionada su ordenador, con la pantalla hecha trizas, y mostrarme unas escenas del vídeo que se estrenará en escasos días] El videoclip es una locura, estoy muy contenta con el resultado.

Ahora estás sumergida de lleno en tu gira por festivales. Pero, ¿ya tienes la mente puesta en nuevas canciones?

Sí, pero me lo estoy tomando con mucha calma. [Se pone a entonar una de las piezas en las que está trabajando] De momento hay tres que me encantan.

Desde que te convertiste en una figura pública, lo más curioso fue comprobar cómo la gente te ama o te odia. Contigo no hay lugar para las medias tintas.

Cierto. Y mira que intento encontrarle una explicación. Siempre he estado rodeada de gente que me ha apreciado y me ha tratado con cariño, así que todas estas malas sensaciones son nuevas para mí. El odio nunca ha formado parte de mi conducta. ¿Qué piensas de todo esto?

Estoy como tú, intentando hallar un porqué. De todos modos, las primeras críticas feroces vinieron después de tu actuación en Saturday Night Live. Se te veía muy nerviosa.

Pues sí.

"Resulta difícil vivir cuando se te caen los mitos o cuando la gente que de pequeña admirabas confiesa públicamente que no le gusta como cantas"

Pero al mismo tiempo, en otras tantas presentaciones televisivas, como la de Le Gran Journal en Canal+ Francia, sí que te mostraste firme sobre el escenario. Intentando buscar una explicación, tengo la impresión de que en Estados Unidos te han tratado más despectivamente que en Europa.

En Europa se ha entendido mejor mi verdadera alma, al menos eso es lo que percibo. No quiero meterme en un lugar pantanoso, pero muchas personas han escrito un sinfín de cosas sobre mí sin conocerme ni haberme preguntado nunca absolutamente nada. Probablemente, se han dejado llevar por meros prejuicios, como la mayoría de seres humanos. Escribir cosas así debería ser ilegal. Todo se resume en algo tan sencillo como que la gente comercia con cosas que son falsas.

Todo gira sobre los beneficios que generas.

Básicamente, eso es lo que ocurre. Todo está dominado por el dinero y los ejemplares que vendes gracias a un titular. Se debería ser mucho más cuidadoso con la gente porque puedes trastocar sus vidas. De todos modos, no queda otra que aceptar las reglas del juego y seguir adelante haciendo lo que realmente sea bueno para ti. Resulta difícil vivir cuando se te caen los mitos o cuando la gente que de pequeña admirabas confiesa públicamente que no le gusta como cantas. En ese instante te transformas en otra persona porque ya no tienes los mismos referentes. Por ejemplo, dejas de ver los programas de televisión que antes seguías. Todo es tan extraño…

Tienes que mudarte cuanto antes a España.

[Risas] ¡Esa es la respuesta¡ Adoro España. Con 16 años estuve cuatro meses viviendo en Santander. Guardo un gran recuerdo de aquella etapa.

¿Qué ocurrió realmente con “Lana del Ray a.k.a. Lizzy Grant”, tu primer disco maldito? Temas como “Kill Kill” o “Queen Of The Gas Station” podrían perfectamente haberse incluido en “Born To Die”. ¿Es cierto que nunca salió a la luz por qué no estabas satisfecha con el resultado?

Cuando lo grabé hace cuatro años quería editarlo físicamente, esa era mi intención. Lo que ocurrió es que mi sello por aquel entonces no quiso editarlo y estuve buscando otro que lo hiciera sin éxito. Lo dejé estar y me centré en “Born To Die”. No obstante, no resulta difícil poder oírlo. Pienso que es un buen disco, refleja muchas cosas de aquel periodo de mi vida.

¿Cómo afrontas tu debut en Sónar? Este es tu primer show multitudinario en el marco de un festival.

Estoy algo nerviosa, aunque muy feliz de estar en España porque siento una fuerte conexión con la gente y siempre me han tratado muy bien. Aquí se interesan por mi música, no por otras cosas como ocurre en otros lugares. Actuar en una noche de verano, en medio de las estrellas, es perfecto.

¿Te ha gustado este contenido?...

También te gustará

House Chrome

Actualidad

Dr. Silicon Valley o el día en que Google se convertirá en tu médico

El negocio de la salud, que sólo en Estados Unidos mueve tres millones de dólares, lleva tiempo siendo la gran meta a alcanzar en Silicon Valley.

leer más
comicsans

Actualidad

Este tipo ha inventado la máquina de escribir con Comic Sans que nadie había pedido

Jesse England quiere reivindicar la fuente más vilipendiada de la historia.

leer más
pulpTOP

Historias

20 secretos de Pulp Fiction para celebrar su 20 aniversario

Estrenada el 14 de octubre de 1994, el hit de Tarantino continúa alimentando la mitología de sus fans.

leer más
prank

Historias

Esta recreación de “La Matanza de Texas” es la broma más salvaje que hemos visto en Internet

Imagina ir a buscar tu coche y encontrarte con un asesino descuartizando a su víctima con una moto-sierra.

leer más
chupito

Actualidad

Cara de chupito: el fotógrafo que captura a la gente bebiendo Tequila

Tim Charles retrata el momento en que el tequila está a punto de hacerte vomitar, y el resultado es sorprendente

leer más
chinosTOP

Actualidad

El gobierno chino tiene 300.000 trolls a sueldo para defenderse de las críticas online

¿El más sofisticado sistema de propaganda estatal o la enésima paranoia anti-china?

leer más
savethechildren

Noticias

Así imaginan a los superhéroes los niños de los países empobrecidos

Una nueva campaña de Save The Children pide a niños de países desfavorecidos que describan a los superhéroes.

leer más
keepwalking

Actualidad

Un "simulador de caminar" para los que ya no pueden andar sin mirar el móvil

¿Quién quiere mirar por donde anda si tiene todo lo que desea en su móvil?

leer más

Últimos artículos

fantomas1

Columnas

El Fantomas de Barcelona, o el renacimiento del gran villano europeo

Hubo un tiempo en que Fantomas era el malo más malo de la cultura popular europea.

leer más
hopper1

Artículos

El drama de los insomnes: ¿por qué es tan difícil encontrar un sitio para comer de noche?

El modelo de ciudad que vive de día y duerme de noche se mantiene intacto en España.

leer más
La juventud es un problema de miseria

Columnas

La juventud es un problema de miseria

La novelista francesa Cécile Coulon nos regala este relato poético sobre tres jóvenes que tienen que enfrentarse al olvido de un país que se ...

leer más
Lo que el ladrillo de se llevó: bestiarios inmobiliarios de España

Entrevistas

Lo que el ladrillo de se llevó: bestiarios inmobiliarios de España

Nación Rotonda documenta fotográficamente los efectos de la depredación sobre el territorio, Carabancheleando invita a pasear por ese popular ...

leer más
Zoofilia y pop latino: un cuento sobre la tierna adolescencia

Columnas

Zoofilia y pop latino: un cuento sobre la tierna adolescencia

Elisa Victoria es la autora de ‘Porn & Pains’ (Esto no es Berlín), columnista en Primera Línea, y un personaje muy carismático en la red. Para la ...

leer más
12 claves para entender la enorme influencia de Reddit

Columnas

12 claves para entender la enorme influencia de Reddit

El usuario medio de Reddit podría identificarse como ateo, favorable a movimientos sociales como Occupy Wall Street, favorable a Wikileaks, ...

leer más
La juventud Britney

Columnas

La juventud Britney

La escritora Lucy K Shaw nos trae una breve reportaje ficcionado de lo que supuso para el mundo y para Britney Spears el momento de su trágica ...

leer más
No tan Lonely Planet: cómo la guía azul construye el turismo mundial

Columnas

No tan Lonely Planet: cómo la guía azul construye el turismo mundial

Alba Muñoz estuvo en un destino aparentemente infrecuente: Sri Lanka. Para ello se sirvió de la Lonely Planet, un librito que en 1972 empezó ...

leer más

Más artículos

cerrar
cerrar