Entrevistas

Friends: “Internet asusta, ahí las cosas se mueven mucho más rápido que en la vida real”

Le formulamos diez preguntas –sobre Moroder y el barrio de Bushwick, entre otros temas– a Oliver Duncan, el batería de una de las bandas revelación del año

Después de dos sencillos que convulsionaron la blogosfera en 2011, a Friends se les colocó rápidamente la etiqueta de grupo revelación. Coincidiendo con el lanzamiento de su álbum de debut, en el que deben confirmar si las altas expectativas se han cumplido, charlamos con su batería, Oliver Duncan.

Friends son un quinteto de Bushwick, un barrio al norte de Brooklyn que poco a poco va ganando adeptos. Emergieron el año pasado con dos sencillos, “I’m His Girl” y “Friend Crush”, que consiguieron revolucionar la blogosfera y les valió para, entre otras cosas, agotar entradas en una gira británica sin apenas haber lanzado su disco de debut. Se labraron un nombre con unas canciones que mezclaban de una manera refrescante un sinfín de géneros de la música de baile –post-disco, synth-pop, new wave, funk y muchísimo más–, y esta reconfortante y desenfadada batidora de estilos se puede encontrar en su primer álbum, “Manifest!”, que salió a la venta la semana pasada a través de Lucky Number y Fat Possum Records. Hablamos con Oliver Duncan, batería del grupo, unos días antes de su actuación en el San Miguel Primavera Sound 2012 que, como se intuía a raíz de los vídeos colgados en internet, fue un auténtico torbellino. El origen de su nombre, una posible colaboración con Giorgio Moroder o los requerimientos para ser un verdadero amigo son algunos de los temas que tratamos.

"Si la gente nos quiere escuchar en la jodida Siberia probablemente iremos ahí y tocaremos para ellos"

¿Cómo conociste a Samantha y al resto del grupo?

Básicamente trabajaba en una tienda de música y Lesley venía de vez en cuando. Nos hicimos amigos. Conocía a Samantha desde hace tiempo y nos enteramos que quería empezar una banda y necesitaba un batería y yo toco la batería.

¿Cómo se mezcló el background musical previo de cada uno de los cinco en el estudio?

¿Sabes? Es una buena pregunta. Todos nuestros gustos musicales se entremezclan. Tenemos un montón de discusiones en distintas partes, pero todo se mezcla muy bien. Somos muy civilizados con cada uno. A mí y a Matt Molnar nos gustan más las canciones pop, tenemos una sensibilidad pop, creo que así es cómo se le podría llamar. A Nikki Shapiro, Samantha y Lesley les gustan los arreglos más extraños y canciones bastaaaante más largas. Es como una batalla entre dos estéticas y es muy interesante.

¿Cómo conseguís captar la atención del público cuando vuestro álbum aún no ha salido a la venta?

En lo que a mí se refiere, trato de no pensar en ello demasiado. Samantha es bueno en esto, tiene una presencia escénica realmente buena. Simplemente queremos ser nosotros mismos. Si tratásemos de captar la atención de la audiencia no sería tan cool como subir ahí y hacer nuestra cosa.

Internet os ha ayudado evidentemente a que crezca vuestra reputación, pero imagino que también habrá desventajas. ¿Podrías decir cuáles?

Creo que las desventajas son que estoy constantemente asustado con toda la expectación que se está creando. Todo se mueve muy rápido ahí, más que en la vida real. Es muy fácil estar online, hay muchas bandas en la red, así que a veces me altero pensando si un disco lo va a hacer bien, si Pitchfork le hará una buena crítica. Hay más cosas en las que pensar, más de lo que preocuparte. Pero al margen de eso, es genial para nosotros.

¿Te explicas por qué agotáis en vuestros conciertos del Reino Unido pero que no tengáis la misma popularidad en vuestro país?

Es difícil ponerlo en perspectiva. [Piensa] Es extraño, porque no es que piense demasiado en ello, no me preocupa. Si somos populares en algún sitio, para mí ya es más que suficiente. Si la gente nos quiere escuchar en la jodida Siberia probablemente iremos ahí y tocaremos para ellos. Así es. Por supuesto, queremos ser populares aquí porque no quiero estar lejos de Estados Unidos por un tiempo muy largo. Y diría que el resto de la banda piensa del mismo modo. Pero todo músico desea ir allá donde la gente quiera escuchar lo que tienes que decir.

Hablando de Siberia, ahora que habéis girado mucho, imagínate que no puedes tocar nunca más la batería y te fuerzan a empezar una vida completamente distinta. ¿Dónde sería y por qué?

Hostia, ¡es una buena pregunta! [Risas] Me compraría un rancho en Texas, tendría unas cabras y disfrutaría de una vida relajante.

"Pensé que era el nombre de banda más chulo hasta que alguien me recordó que había una serie de televisión con el mismo nombre"

He leído que tomasteis vuestro nombre del disco preferido de Brian Wilson de los Beach Boys pero también del hecho de que sois amigos. ¿Cuál es la versión correcta?

Lo de Beach Boys es una gilipollez, sólo estábamos bromeando. Recuerdo que estábamos charlando y diría que Samantha comentó: ‘Oíd, ¿y si nos llamamos Friends porque todos somos amigos? Y sonaba chulo, así que nos quedamos con ese nombre. Pensé que era el nombre de banda más chulo hasta que alguien me recordó que había una serie de televisión con el mismo nombre, lo que me molestó un poco.

Ahora que todo el asunto de la amistad ha cambiado bastante debido a las redes sociales, ¿cuáles dirías que son los requerimientos para ser un amigo de verdad?

Es fácil pensar que la amistad ha cambiado con las redes sociales. Pero creo que los requerimientos para ser un verdadero amigo siempre han sido los mismos y se mantendrán igual. Ya sabes, lealtad, amabilidad, interés común, estar ahí por ti. No creo que hayan cambiado la naturaleza de la amistad, han cambiado la naturaleza de la comunicación. Tengo mis amigos de verdad y mis amigos de internet. A lo que te refieres, todo este rollo “amigo” de Facebook, creo que es simplemente una palabra para describir un contacto, una identificación electrónica de alguien con quien estás conectado.

¿Cuáles dirías que son las diferencias principales entre Bushwick y otros barrios de Brooklyn?

Era más barato cuando nos mudamos ahí por primera vez. Williamsburg se estaba poniendo muy pijo, los tipos raros que no se podían permitir pagar alquileres altos y no querían una tienda Subway debajo de sus casas se mudaron a Bushwick. Y mola bastante.

Hay algunos toques post-disco en vuestra música y Giorgio Moroder dijo recientemente que le gustaría trabajar con una vocalista femenina. ¿Os gustaría? ¿Cómo sería esta colaboración de ensueño?

¡Wow! Oh, joder, sí, ¿estás de coña? El resto de la banda no está aquí, pero puedo hablar de su parte. Si trabajase con Samantha estaríamos jodidamente emocionados. Creo que estaría genial que él hiciese la música y Samantha escribiese la letra.

Fotografías de Tom Oldham y Victor Frankowski.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar